Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

Los parques nacionales vuelven a recibir visitas, ¿deberías ir?

Cómo es la atención al público y el ingreso a los parques durante el brote del coronavirus.

Letrero promueve el distanciamiento social en el Parque Nacional de Yosemite

Ezra Shaw /Getty Images

In English | En un país que anhela estar al aire libre después de tantas semanas de encierro en casa durante el brote del coronavirus, los parques nacionales pueden parecer el escape ideal. La buena noticia es que, si bien la mayoría de los 62 parques se mantuvo cerrada, al menos parcialmente, ahora el Servicio de Parques Nacionales anuncia que se está "aumentando el ingreso y los servicios gradualmente". 

Pero las visitas serán diferentes a lo que eran antes la COVID-19: los funcionarios del Servicio de Parques dicen que planean establecer restricciones que hagan caso a las pautas de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) y las reglamentaciones estatales y locales al tiempo que, como lo hacen siempre, protegen la fauna y las áreas naturales. También piden a los visitantes que sigan las prácticas de distanciamiento social, y puede que te topes con cambios como barreras de plexiglás en los centros de visitantes y las tiendas para proteger a todos contra la transmisión del coronavirus.

Un desafío para el personal en los parques este verano podría ser la capacitación y el alojamiento de los trabajadores de temporada, dice Phil Francis, presidente de la Coalición para proteger los parques nacionales. En los parques que ofrecen alojamiento para el personal, unidades que normalmente albergan a varios empleados ahora alojarán solamente a uno, según los requisitos de distanciamiento. Eso podría causar escasez de trabajadores temporales, lo que tal vez reduzca servicios como los programas de interpretación, dice Francis.

Imagen de computadora del coronavirus

Infórmate sobre la COVID-19

Tu salud, tu cheque de estímulo y más.

El lado positivo es que podría haber habitaciones disponibles en alojamientos que normalmente se reservan por completo antes del comienzo de la temporada de verano. "Este verano, hay una disponibilidad inusual en los parques nacionales", informó en un comunicado reciente Betsy O'Rourke, principal oficial de mercado de Xanterra, la compañía a cargo de las concesiones y albergues en muchos parques grandes, tales como El Tovar en el Gran Cañón, y The Oasis en el Valle de la Muerte. Señaló la falta de visitantes internacionales este año, quienes usualmente acudían en masa desde el extranjero. 

Esto es lo que los visitantes pueden esperar en algunos de los parques grandes. Incluimos información acera de qué tan seguro es ir a un parque para ti, pero también para los guardabosques y para las comunidades. (Nota: antes de visitar un parque del Servicio de Parques Nacionales, revisa la página web para informarte de lo último y de las altertas).

¿Puedo visitar un parque nacional?

El Parque Nacional Denali en Alaska, que reabrió el 28 de abril, fue uno de los primeros parques que volvió a recibir visitantes. Ahora, la mayoría de los parques, incluidos los más populares como Yellowstone, Yosemite y el Gran Cañón, están abriendo, a menudo en fases, con muchas facilidades cerradas y opciones de alojamiento limitadas. 


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Algunos ejemplos (enlaces en inglés):

Acadia: La carretera principal (Park Loop Road) y la mayoría de los trayectos de senderismo están abiertos. Los caminos para carruajes están abiertos solo para peatones a medida que se hacen reparaciones del daño ocasionado por las tormentas de invierno. Necesitas comprar tu boleto de entrada en línea e imprimirlo antes de llegar al parque. Los campamentos están cerrados, el restaurante Jordan Pond House está abierto, pero solo ofrece comida para llevar. El parque les pide a los visitantes que "ajusten sus expectativas", practiquen distanciamiento social y "no dependan del personal del parque para asegurar su protección contra las enfermedades contagiosas".

Mantén en mente que Maine todavía requiere una cuarentena de 14 días para los visitantes de otros estados, y se prohíbe la congregación de grupos de 50 personas o más.

Grand Canyon: El parque está actualmente controlando un incendio forestal en el Extremo norte, por lo que la entrada norte está temporalmente cerrada. En el Extremo sur, los visitantes pueden acceder al parque a través de la estación de entrada sur las 24 horas del día (por un tiempo, solo estuvo abierta entre 6 y 10 a.m.). El parque no está emitiendo permisos nuevos para pernoctar en campamentos en la parte interior del cañón o en el campamento Mather. Los autobuses del Extremo sur no están operando, los programas de los guardabosques están cancelados y la mayoría de los centros de visitantes y los museos están cerrados.

Muchos de los alojamientos del Gran Cañón están abiertos, incluidos el popular Bright Angel y El Tovar. Otros, como el Thunderbird Lodge y el Phantom Ranch, permanecen cerrados.

Yellowstone: El parque ha estado administrando pruebas de detección de COVID-19 al personal, y el 11 de junio informó que todos sus 179 empleados resultaron negativos a la prueba. Los administradores planean continuar administrando las pruebas durante el verano. Las entradas de Wyoming y Montana están ambas abiertas, así como la carretera principal que conecta a los visitantes con las atracciones principales, como el Old Faithful. Pero en el parque, solo están disponible alojamientos tipo cabaña, y se sugiere a los visitantes limitar drásticamente las aglomeraciones. (El parque informó haber recibido a principios de junio la mitad de los visitantes que recibió para el mismo período el año previo).

Los centros de visitantes están cerrados. Los baños, estaciones de gasolina y algunos senderos y tiendas están abiertos; los campamentos en las áreas rurales están permitidos ahora, y los servicios de comida son para ordenar y llevar.

Yosemite: Para reducir las aglomeraciones, Yosemite está permitiendo que los visitantes conduzcan dentro del parque solo si tienen reservas (incluso para aquellos que tienen pases anuales o de por vida). Acepta 3,600 vehículos diarios; cerca de la mitad de los que admitió en junio del año pasado. Para excursiones de mochila, necesitas ya sea un permiso para áreas silvestres, o una reserva para acampar o de alojamiento, o una reserva de entrada para visita diurna. Debes hacerla a través de recreation.gov., disponible a las 7 a.m., hora del Pacífico, el primero de cada mes para las fechas de ese mes y el siguiente. (Más información aquí).

Solo el campamento de Upper Pines está disponible (al 50% de capacidad), así como el Wawona Horse Camp. El Yosemite Valley Lodge, el Curry Village y The Ahwahnee están también abiertos.

Las carreteras, las estaciones de gasolina, los baños y la mayoría de los senderos están abiertos, aunque el parque solicita a los senderistas que mantengan distancia entre ellos. Los centros de visitantes están cerrados y solo algunos servicios de comidas están disponibles. Igualmente, los programas de guardabosques son limitados.

¿Qué sucede con los monumentos, los campos de batalla y las costas nacionales?

El Servicio de Parques administra 419 sitios —desde parques nacionales hasta costas nacionales—, y 224 de ellos estuvieron completamente cerrados durante la pandemia, según información de la National Parks Conservation Association (NPCA). Mayormente, el Servicio de Parques cerró los sitios que atraían a grandes multitudes en lugares confinados, como el Monumento a Washington, el Monumento Nacional de la Estatua de la Libertad y Ellis Island, la isla de Alcatraz y el Monumento Nacional de Pearl Harbor. Los monumentos al aire libre, como el Monte Rushmore, están abiertos.

La mayoría de los campos de batalla nacionales que el Servicio de Parques administra —desde Antietam hasta Stones River— están abiertos, si bien las instalaciones como los centros de visitantes y las torres de observación continúan cerradas. Muchas costas nacionales, como la isla Assateague en Maryland, están abiertas, pero no hay salvavidas y el estacionamiento es limitado (debido a una construcción). Si bien siguen cerrados los baños y otras instalaciones en la costa nacional de Cabo Cod (Cape Cod National Seashore) en Massachusetts, las playas populares, como Coast Guard y Marconi, así como los senderos y los estacionamientos, están abiertos. Se les pide a los visitantes que coloquen sus toallas de playa a por lo menos 12 pies de distancia entre sí para mantener el distanciamiento social. El centro de visitantes Salt Pond de la costa está cerrado.

El servicio de parques mantiene una lista de cierres y alertas que actualiza con frecuencia e incluye campos de batalla, monumentos y costas.

¿Es buena idea visitar un parque nacional?

Francis, de la Coalición para proteger los parques nacionales de Estados Unidos, dice que la organización ha estado en contra de la apertura de los parques hasta tanto se pueda garantizar la seguridad de los empleados, concesionarios, voluntarios y ciudades cercanas del Servicio de Parques. Los residentes de estas localidades, a menudo llamadas comunidades de acceso, han expresado opiniones variadas sobre la reapertura, señala. Les preocupa el impacto económico de un cierre continuado, pero están igualmente preocupados por la posibilidad de que los turistas lleven la COVID-19 a áreas que no están en condiciones de hacer frente a una pandemia. Si visitas una comunidad de acceso, no esperes encontrar la actividad normal. En Gatlinburg, Tennessee, por ejemplo, cerca del Parque Nacional Great Smoky Mountains, algunas tiendas y atracciones permanecen cerradas y algunos restaurantes funcionan con la mitad de su capacidad normal de comensales.

Y si vas a un parque, sigue las pautas de distanciamiento social. "Hacer una caminata vigorosa al aire libre es saludable, siempre que no sea en grupo y se mantenga la distancia", dice la Dra. Janis Orlowski, directora de salud de la Association of American Medical Colleges. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (en inglés) también ofrecen guías sobre las visitas a los parques y a otras instalaciones recreativas. Estos incluyen consultar con el parque con anticipación "para asegurarte de saber qué áreas o servicios están abiertos —tales como los centros de visitantes, los baños y las concesiones— y llevar contigo lo que vas a necesitar, como desinfectante de manos y otros suministros para mantener una higiene adecuada".

¿Cuál sería una alternativa más segura?

Si quieres ver las maravillas naturales desde la seguridad del sofá —y sin poner en peligro a ninguna comunidad—, el Servicio de Parques ofrece una variedad de opciones de cámaras web y videos sobre la fauna natural. Varios parques cuentan con cámaras web, entre ellos Crater Lake, Glacier, Mount Rainier, Yellowstone y Yosemite. Lo mismo sucede con algunos monumentos nacionales, como la Estatua de la Libertad (hasta puedes ver salir el sol en Manhattan). El Parque Nacional Channel Islands ofrece desde cámaras web para observar los nidos de águilas calvas hasta transmisiones de buzos que actúan como guías de turismo submarino. También puedes realizar una excursión virtual del USS Constitution en Boston.

Nota de redacción: este artículo, publicado originalmente el 25 de marzo, 2020, ha sido actualizado con la última información de los parques nacionales y el coronavirus.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO