Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

5 razones por las que trabajar desde casa beneficia a trabajadores y a empleadores

El trabajo a distancia ofrece mayor flexibilidad y podría ahorrar miles de millones de dólares.

Una mujer sostiene documentos mientras está en una video conferencia desde la casa

GETTY IMAGES

In English | Durante los próximos meses, todas las empresas de Estados Unidos cuyos empleados pasan la mayor parte del tiempo frente a una computadora deberán tomar una decisión: cuáles de sus empleados —cuya gran mayoría habrá trabajado en casa sin inconvenientes desde marzo— deberían regresar a la oficina, y cuándo. Es muy probable que las respuestas a esas preguntas representen un gran beneficio para millones de empleados mayores en los meses y años por venir.

La experiencia de First West Insurance, una agencia de Bozeman, Montana, nos permite vislumbrar ese futuro. El 23 de marzo, solo unos pocos de sus 38 empleados (casi la mitad de los cuales tienen más de 50 años) estaban preparados para trabajar a distancia. El 24 de marzo enviaron a todos a casa. Cuando la pandemia se fue asentando, de un momento para otro el trabajo a distancia pasó a ser la norma: según datos de Gallup, en la primera mitad de abril el 62% de la población activa de Estados Unidos estaba trabajando a distancia.

“En un lapso de alrededor de cinco días, nos apresuramos a establecer conexiones remotas y a disponer más computadoras, monitores y herramientas”, señala Julie Bennett, vicepresidenta de finanzas de First West. “Algunos no tenían una computadora de mesa ni portátil en casa, o si la tenían, era demasiado antigua como para funcionar con la conexión remota. Sin embargo, en unos días descubrieron el modo de manejar la tecnología y el trabajo y nuestros empleados estaban preparados y trabajando”.


dynamic a logo mark for a a r p

Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


No se puede volver atrás.

Por un lado, los trabajadores se resistirán a la antigua normalidad: hay una mayor demanda de empleados de todas las edades que trabajen desde casa. Según una encuesta que Gallup llevó a cabo en abril, tres de cada cinco empleados que trabajaban desde casa durante la pandemia dijeron que querían continuar trabajando a distancia, incluso después de que se cancelen las restricciones de salud pública.

“Me encanta trabajar a distancia”, señala un gerente de contabilidad de First West de 64 años. “Echo de menos las caras sonrientes de mis compañeros de trabajo que siempre me alegran el día. Pero el tiempo extra que tengo en la mañana me permite comenzar el día gradualmente. La quietud también me permite producir más”.

Los empleadores reconocen que el futuro no será el mismo. “Ahora sabemos que puede funcionar”, dice Bennett, “en particular con los trabajos que requieren examinar pólizas de seguros, procesarlas y comunicarnos con clientes. También nos permite conservar a los empleados que tienen experiencia, que tal vez alcancen la edad de jubilación y no quieran jubilarse sino simplemente aliviar su carga laboral. Sus conocimientos son un verdadero beneficio”.

Aquí hay cinco razones por las cuales el trabajo a distancia ayudará a los trabajadores mayores:

Te ayuda a ser un empleado más saludable y productivo

Los viajes largos pueden ser estresantes para los trabajadores de todas las edades, por lo que cuanto más puedas reducir esa causa de estrés, más productivo serás. “Las opciones flexibles para los empleados mayores les permiten trabajar de manera más saludable y durante más tiempo”, indica Phyllis Moen, profesora de Sociología en University of Minnesota y coautora de Overload: How Good Jobs Went Bad and What We Can Do About It.

Por supuesto que viajar menos también implica tener una vida más equilibrada y saludable. En una encuesta que FlexJobs.com realiza cada año, les pide a los participantes que seleccionen los factores por los que querrían tener un trabajo con opciones de flexibilidad. En el 2019, los cuatro factores principales fueron el equilibrio entre el trabajo y la vida (75%), la familia (45%), tener más tiempo (42%) y el estrés que causan los viajes (41%). De hecho, puede existir un vínculo entre tener más tiempo y el estrés que causan los viajes: el 72% respondieron que tenían viajes de ida y vuelta de más de una hora.

“Lo que el aumento del trabajo a distancia nos permite ahorrar es asombroso”, señala Catherine Collinson, directora ejecutiva y presidenta del Transamerica Center for Retirement Studies. “Lo que más me entusiasma es el beneficio imprevisto que nos brinda el tiempo que destinábamos a viajar y que ahora podemos reinvertir en salud, empleabilidad y planes para la jubilación. Ya sea comenzar un nuevo programa de ejercicios o tomar clases en internet, el regalo del tiempo que ahorramos nos brinda la oportunidad de efectuar cambios positivos en nuestra vida”.

Moen señala que es una situación en la que todos ganan: “Los empleados que estudiamos [a quienes se les ofreció trabajar a distancia y otras opciones laborales] dicen que sienten menos estrés, más energía y más satisfacción con su trabajo. La empresa se beneficia porque es menos probable que los empleados se agoten o busquen otro trabajo, renuncien o se jubilen temprano”.

Conservar trabajadores experimentados es esencial para el éxito de la empresa

El cambio al trabajo a distancia no podría haber sucedido en un mejor momento. “El mundo se verá mucho más viejo en las próximas décadas, y los empleadores se deben adaptar a este cambio demográfico”, señala Paul Irving, presidente del Milken Institute Center for the Future of Aging.

“Si tan solo la mitad de los empleados de oficina de Washington, D.C. trabajaran a distancia un día por semana, el ahorro local anual sería de alrededor de $407 millones en costos de transporte personal (que incluyen 60 millones de galones de gasolina) y 36.4 millones de horas con un valor de cerca de $2,400 millones”.

— Bert Sperling, fundador de BestPlaces

Y deberían querer adaptarse, indica Chris Farrell, autor de Purpose and a Paycheck: Finding Meaning, Money, and Happiness in the Second Half of Life. “La imagen popular es que los trabajadores mayores no son aptos para el trabajo a distancia. Sin embargo, los datos sugieren que son buenos candidatos debido a que tienen una ética laboral bien desarrollada. Además, no hay datos que indiquen que los trabajadores actuales de 50 años o más no sean tecnológicamente competentes. Un caso concreto: ahora casi todos usan Zoom".

Sharon Emek es la fundadora de Work At Home Vintage Experts (WAHVE), una empresa que vincula a profesionales de 50 años o más que trabajan en casa con compañías de seguros, y está de acuerdo. Según Emek, “nuestros clientes nos dicen que prefieren permitir que los trabajadores mayores trabajen a distancia y tengan flexibilidad en el trabajo debido a su ética y su experiencia laboral. Algunos de nuestros clientes ya están reconociendo que pueden poner en práctica ese sistema incluso después de que volvamos a la normalidad y están renegociando y reduciendo el tamaño de su oficina”.

El trabajo a distancia a tiempo parcial ofrece una gran flexibilidad para todos

La jubilación “clásica” es cosa del pasado. Dos de cada tres trabajadores de 50 años o más (66%) planean trabajar después de los 65 años o no tienen planes de jubilarse, según la 20.ª encuesta anual sobre jubilación del Transamerica Center for Retirement Studies. Sin embargo, solo el 25% de los trabajadores de 50 años o más que participaron en la encuesta antes de la pandemia indicaron que su empleador les ofreció la opción de trabajar a distancia.

Un cambio cultural hacia el trabajo a distancia nos da la posibilidad de conservar la ética, el conocimiento y la lealtad laborales con lo que a la larga serán menos horas y menos compensación.

“Eso va a enriquecer su vida y a darles más estabilidad económica”, señala Richard Johnson, quien dirige el Programa de Política Jubilatoria del Urban Institute. “Muchos desean flexibilidad y no un trabajo de 9 a 5 que les exija viajar todos los días. El trabajo a distancia hace mucho más fácil el empleo a tiempo parcial fuera del horario laboral. Puede ser especialmente importante para los trabajadores mayores que tienen dificultad para viajar o que son más susceptibles a enfermarse”.

El mercado laboral que permite trabajar a distancia probablemente estalle

Los grandes empleadores como Dell, SAP y UnitedHealth Group, seleccionados recientemente por FlexJobs de una base de datos de 54,000 empleadores, se encuentran entre las 100 empresas principales que posibilitan el trabajo a distancia. Incluso cuando el gran aumento de desempleo durante la pandemia y el brote amenazaron con una recesión masiva, UnitedHealth, de Minnetonka, Minnesota, procuraba cubrir 200 cargos a distancia en todas las divisiones de la empresa: clínica, ventas y comercialización, tecnología, atención al cliente y reclamaciones, asesoramiento y demás, según Tyler Mason, representante de la empresa. El salario por hora oscila entre $18 y más de $65 según el nivel del trabajo y la experiencia del empleado.

“La pandemia nos enseñó que muchas clases de empleados pueden trabajar desde casa”, señala Johnson, del Urban Institute. “Tanto los empleados como los empleadores están aprendiendo nuevas tecnologías que hacen que el trabajo a distancia sea fácil y productivo. No olvidaremos estas lecciones una vez que se acabe la pandemia”.

Tanto los empleados como los empleadores ahorrarán dinero

Los trabajadores mayores, que ahora están más preocupados que nunca por el efecto de la pandemia en sus inversiones y la economía, pueden ahorrar mucho trabajando en casa. “Un empleado de oficina de Washington, D.C. que trabaja a distancia solo un día por semana puede ahorrar $645 en transporte y $3,769 en tiempo al año”, indica Bert Sperling, fundador de BestPlaces, un editor de clasificaciones de ciudades que se asoció con Intel para estudiar qué ciudades recibirían más beneficios con el trabajo a distancia.

“Fue sorprendente observar los efectos de incluso esta aplicación limitada del trabajo a distancia”, señala Sperling. “Si tan solo la mitad de los empleados de oficina de Washington, D.C. trabajaran a distancia un día por semana, el ahorro local anual sería de alrededor de $407 millones en costos de transporte personal (que incluyen 60 millones de galones de gasolina) y 36.4 millones de horas con un valor de cerca de $2,400 millones. El ahorro combinado de las 80 principales áreas metropolitanas de Estados Unidos sería de más de $64,000 millones al año”.

FlexJobs calcula que una persona promedio también podría ahorrar entre $500 y $1,500 en gastos de tintorería y lavandería, y otros $1,040 en almuerzos y café.

Mientras tanto, los empleadores ahorrarán miles de millones cada año. “Si nos basamos en suposiciones conservadoras, calculamos que un empleador típico puede ahorrar un promedio de $11,000 por año por cada empleado que trabaja a distancia la mitad del tiempo”, indica Kate Lister, presidente de Global Workplace Anayltics. “El ahorro se debe principalmente al aumento de la productividad, la reducción de los costos inmobiliarios, la reducción del ausentismo y la rotación de personal y una mejor preparación para catástrofes”.

 Un hombre está sentado en la cama trabajando desde su casa en su computadora portátil

GETTY IMAGES

¿Así que quieres trabajar desde casa?

Aquí hay seis consejos para ayudarte a persuadir a tu supervisor para que te permita trabajar desde tu casa o para ayudarte a conseguir un puesto a distancia:

Demuestra tu experiencia. Haz un análisis de tu desempeño previo en el trabajo a distancia y recuérdale a tu empleador que estás listo para hacerlo.

Comparte tus logros. Tu jefe quiere saber que puede confiar en ti cuando no puede verte. Prepara un informe de los proyectos que finalizaste a tiempo o antes del plazo cuando trabajabas a distancia. Enumera los nuevos negocios que conseguiste, por ejemplo, o cualquier otro ejemplo que le permita a tu jefe tener una idea de cómo respondiste satisfactoriamente a los retos del trabajo a distancia.

Prepárate para una comunicación óptima. Ponte al día con todos los aspectos de la comunicación con gerentes, clientes y compañeros de trabajo por medio de videoconferencias y el uso compartido de archivos. Ya sea por Slack, Zoom, Skype o una aplicación colaborativa como Google Docs, se espera que puedas tener una comunicación ininterrumpida, inmediata y a veces constante.

Continúa aprendiendo. Mantente al día con la tecnología del trabajo y demuestra que estás listo para hacerlo. Toma un curso en internet en sitios educativos como LinkedIn Learning, Coursera, Udemy y YouTube y obtén un certificado que demuestre que estás al corriente.

Mantén tu aptitud física y tu salud. Cuando estás en forma física y mental, irradias energía, positividad y ese espíritu de logro que proviene de la aptitud física. Es mejor que el Botox cuando se trata de combatir la discriminación por edad, lo que debes seguir haciendo, incluso a distancia.

Demuestra tu excelencia. Por supuesto, el mejor argumento que puedes tener para trabajar desde casa es un gran desempeño donde sea que realices tu trabajo.

— Kerry Hannon

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO