Skip to content
 

¿Es posible dormir demasiado?

Un grupo de investigadores determina la cantidad óptima de sueño por noche, y resulta que no son ocho horas.

Una mujer duerme placenteramente

JGI / TOM GRILL

In English

La falta de sueño no solo puede causar problemas de concentración y llevarnos fácilmente a la irritabilidad. Pero ¿alguna vez te has preguntado cuál es la cantidad ideal de sueño, especialmente para una persona mayor? Esta pregunta la plantearon unos investigadores del Departamento de Psiquiatría de University of Cambridge y del Institute of Science and Technology for Brain-Inspired Intelligence, de Fudan University en Shanghai. Y descubrieron que, para las personas mayores de 40 años, la cantidad óptima de sueño es de siete horas. 

Es especialmente importante para los adultos mayores encontrar ese punto óptimo en cuanto al tiempo que duermen cada noche. Las investigaciones han demostrado que existe un vínculo entre la duración del sueño y el riesgo de padecer enfermedad de Alzheimer y demencia. 

"Es importante dormir bien por las noches en todas las etapas de la vida, pero lo es en particular a medida que envejecemos", señala Barbara Sahakian, profesora de Psiquiatría de University of Cambridge y coautora del estudio. "Encontrar maneras de mejorar el sueño de las personas mayores podría ser fundamental para ayudarlas a conservar la salud mental y el bienestar y a evitar el deterioro cognitivo, sobre todo para los pacientes con trastornos psiquiátricos y demencia".

Dormir más o menos de siete horas puede perjudicar el desempeño cognitivo

A fin de determinar la cantidad ideal de sueño para optimizar la función cerebral y la salud mental, un grupo de investigadores en el Reino Unido y China recurrió al UK Biobank para analizar los datos de unos 500,000 adultos de entre 38 y 73 años. Los participantes de dicho banco de datos contestaron preguntas sobre sus patrones de sueño, su salud mental y su bienestar. Además, se realizaron pruebas cognitivas a los participantes. Se contó con imágenes cerebrales y datos genéticos de unos 40,000 de estos adultos.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


A raíz de su análisis de los datos, los científicos determinaron que la falta o el exceso de sueño perjudicó el desempeño cognitivo, incluidas la velocidad de procesamiento, la atención visual, la memoria y la capacidad de resolver problemas. Con siete horas de sueño, en cambio, se logró mejorar el desempeño cognitivo y la salud mental. Las personas que padecían ansiedad y depresión indicaron que su bienestar se veía afectado si no dormían lo suficiente o si dormían demasiado. Los resultados de la investigación se publicaron en la revista Nature Aging.  

Ahora, los investigadores se proponen descubrir el porqué de este fenómeno. El deterioro cognitivo tras la falta o exceso de sueño podría deberse a interrupciones del sueño profundo, el cual está estrechamente vinculado a la consolidación de la memoria y a la eliminación de una proteína llamada amiloide. Esta proteína, al quedar mal plegada en el cerebro, provoca la formación de nudos característicos de ciertas formas de demencia. Además, una duración inadecuada del sueño podría impedir la eliminación de toxinas del cerebro, lo cual podría afectar el desempeño cognitivo. Y, según los investigadores, sus hallazgos indican que el sueño insuficiente o excesivo podría ser un factor de riesgo para el deterioro cognitivo a medida que envejecemos. En un informe del 2016, un panel de expertos que forma parte del Consejo Mundial sobre la Salud Cerebral, de AARP, señaló que el sueño es esencial para la salud cerebral. El panel recomendó dormir entre siete y ocho horas diarias.

Cómo dormir mejor por la noche 

Si no duermes lo suficiente, o si sueles dormir en exceso, se ofrecen a continuación algunas estrategias que te pueden ayudar a mejorar tus patrones de sueño. 

  • Crea un horario para dormir. Es difícil que el cuerpo establezca una rutina de sueño si te duermes y despiertas cada día en un horario distinto. Si te duermes de acuerdo con un horario, el cuerpo y el cerebro se acostumbrarán a dormirse y despertarse siempre a la misma hora. 
  • No te excedas con las siestas. Muchas veces se nos antoja tomar una siesta durante el día, pero si te quedas dormido demasiado tiempo, podrías tener problemas para dormirte por la noche a la hora indicada. Según la Sleep Foundation, el mejor momento para una siesta es inmediatamente después del almuerzo, en las primeras horas de la tarde. Las siestas deberían durar solo unos 20 minutos. 
  • Crea un entorno relajante para la hora de acostarte. Para evitar el insomnio por las noches, se recomienda crear un entorno tranquilo antes de dormirte. Para ello se puede realizar alguna actividad tranquila —como leer un libro, escuchar música suave o hacer estiramientos— 30 minutos antes de acostarte. Evita las luces brillantes y desconéctate de los teléfonos inteligentes, las computadoras portátiles y tabletas, ya que estos dispositivos mantienen despierto el cerebro. 
  • Limita tu consumo de cafeína y bebidas alcohólicas cerca de la hora de dormir. Será más difícil lograr una buena calidad de sueño si estás acelerado por los efectos de la cafeína o si tomas un trago poco antes de acostarte. Por eso los expertos aconsejan evitar la cafeína hacia el final del día y no tomar alcohol justo antes de acostarte. 

Donna Fuscaldo es redactora y editora especializada en finanzas personales y salud. Lleva más de dos décadas escribiendo y cubriendo noticias para varias publicaciones nacionales, como The Wall Street Journal, Forbes, Investopedia y HerMoney.