Skip to content

Es el momento de reevaluar tu cobertura de Medicare: Revisa esta guía sobre el período de inscripción abierta.

 

Cómo conducir tu auto en una rotonda

Una mayoría de conductores mayores de 50 años no conoce muy bien las reglas para circular por estas intersecciones.

Vista aérea de una rotonda en la ciudad con el tráfico de la mañana

JamesBrey/Getty Images

In English | Cuando encuentras una rotonda en una carretera, el mejor consejo es la frase que dice “mantén la calma y sigue adelante”.

Las nuevas versiones de estas intersecciones circulares surgieron en el Reino Unido en 1966, cuando el ingeniero inglés Frank Blackmore, que en ese momento tenía 50 años, tuvo la idea de que se exigiera a los vehículos que ingresaban a una rotonda ceder el paso al tráfico que venía en dirección contraria. También rediseñó las rotondas modernas para que fueran mucho más pequeñas que las más antiguas, como el Arco del Triunfo en París, donde se cruzan una docena de calles, o Columbus Circle, en la esquina suroeste del Central Park en la ciudad de Nueva York.

En las rotondas más modernas, los vehículos deben seguir curvas más pronunciadas para entrar y recorrerlas, según el Insurance Institute for Highway Safety (IIHS), con sede en Arlington, Virginia. Las rotondas modernas tienen límites de velocidad más bajos que las rotondas más grandes, y las reglas de conducción son diferentes.

“La mayoría tienen un buen diseño”, advierte Kevin Rider, un testigo experto de renombre nacional y fundador de Forensic Human Factors en Columbus, Ohio. “Son sistemas para controlar el tráfico y muy eficientes para reducir la cantidad de puntos de conflicto”.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Los conductores suelen reducir la velocidad en las rotondas debido a que las curvas son más cerradas, lo que reduce la cantidad de choques de un tercio a la mitad y hasta el 80% de su gravedad. Según el IIHS, se eliminan los choques en ángulo recto, de giro a la izquierda y de frente, a diferencia de las intersecciones con semáforos.

¿Te producen ansiedad las rotondas?

Si temes encontrarte con una rotonda, no eres el único. Los conductores de 50 años o más tienen un cuidado especial con este tipo de intersecciones circulares, en parte porque se trajeron a Estados Unidos varios años después de que la mayoría de los conductores mayores obtuvieran su licencia.

La primera rotonda moderna de Estados Unidos se construyó en Las Vegas en 1990. Desde entonces, se han construido casi 7,500 intersecciones similares en todo el país debido a que son más seguras, según la empresa de ingeniería civil Kittelson & Associates, de Portland, Oregón. Uno de los ingenieros principales de la empresa, Lee Rodegerdts, ha estado manteniendo una base de datos sobre rotondas desde 1997, en parte con fotografías aéreas.

Aunque los conductores mayores no las conozcan tan bien, estos sistemas de control los benefician precisamente a ellos, según el IIHS. Los datos oficiales indican que entre el 2014 y el 2018, más de la mitad de los choques fatales de conductores de 75 años o más involucraron varios vehículos en intersecciones.

Con frecuencia, el problema es que el conductor no cede el paso. Dado que en las rotondas de Estados Unidos todo el tráfico circula en sentido contrario a las agujas del reloj y a menos velocidad que una intersección común, es más probable que los choques sean leves.

El secreto para circular en una rotonda sin problema es no distraerse y ceder el paso al tráfico que ya está circulando en ella, según los expertos. Debes considerar que la rotonda es como girar a la derecha con luz roja.

“Es muy fácil”, advierte Jose Hernández, un experimentado instructor de conductores de la Dexterity Driving School de Washington, D.C., que ha estado enseñando allí durante cinco años. “Sigues las luces. Sigues las señales. Sigues las flechas indicadas en el suelo”.

Si bien su consejo parece simple, las rotondas confunden a los conductores por muchos motivos que pueden hacerlos maniobrar de una forma arriesgada. Según Rider, las distracciones que causan desorientación incluyen las llamadas de manos libres, los sistemas de información y entretenimiento del automóvil y la tecnología de pantalla táctil del tablero. La clave es concentrarse.

“Siempre se debe ceder el paso a los transeúntes en los cruces peatonales y al tráfico que ya se encuentra en la rotonda. Tienen el derecho de paso. Creo que puede ser confuso para algunos conductores”.

— Kurt Gray, AAA Club Alliance

Esa concentración debe comenzar cuando el conductor se acerca a la intersección. Muchas tienen señales y marcas en la calle que indican el patrón de tráfico que hay más adelante, explica Hernández.

“Mira la imagen y memorízala antes de entrar”, dice. “Por lo general, se puede ver desde lejos. Generalmente, tiene un círculo con todas las salidas [con nombre]. Así sabes la salida que necesitas”.

Por supuesto que algunos conductores no se dan cuenta. Rider recordó el caso de un motociclista en una calle suburbana desconocida de Carolina del Sur. El motociclista se estrelló contra el centro sin iluminación de la rotonda y contra una fuente. Quedó herido de gravedad.

No obstante, hay que tener mucho cuidado incluso cuando se sepa que viene una rotonda.

“Casi todos los conductores conocen las reglas, y esperamos que todos los demás las obedezcan”, indica Rider. “Cuando otros conductores no siguen las reglas, podemos evaluar lo que sucede, lo que puede suceder y lo que debemos hacer para evitar que algo suceda. Cuando un conductor no tiene suficiente tiempo para tomar la mejor decisión, ocurren incidentes lamentables y a veces trágicos. Los riesgos de las rotondas se evitan con preparación, paciencia y el avance ininterrumpido. No te detengas a menos que debas hacerlo”.

Conoce las reglas para circular en las rotondas

Cuando te acercas a una rotonda, presta mucha atención a las señales y las marcas en el suelo. Luego reduce la velocidad para poder incorporarte al tráfico sin riesgos.

“El peor error es no ceder el paso correctamente”, explica Kurt Gray, director de educación para conductores del AAA Club Alliance con sede en Bowie, Maryland, que cubre el Distrito de Columbia y algunas regiones de trece estados. “Siempre se debe ceder el paso a los transeúntes en los cruces de peatones y al tráfico que ya se encuentra en la rotonda. Tienen el derecho de paso. Creo que puede ser confuso para algunos conductores”.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


Otros errores comunes:

  • Seguir a otro automóvil demasiado de cerca
  • Cambiar de carril de forma repentina y rápida
  • Conducir al lado de otro vehículo en una rotonda de dos carriles

Este último error es “muy peligroso porque los espejos de los conductores no se encuentran siempre bien alineados y podría haber otro vehículo en el punto ciego”, explica Gray. “Mantén la distancia para tener suficiente espacio y un margen de error.

“Sabemos que más del 90% de los choques se deben a un error del conductor”, advierte. “Todos los conductores cometen errores. Y debes saber de antemano que otros conductores cometerán errores”.

Si perdiste la salida, no intentes cambiar de carril rápidamente. Más bien, da otra vuelta a la rotonda, entra al carril adecuado y luego toma la salida adecuada. Nadie cuenta la cantidad de veces que das la vuelta.

“Solo lleva [un poco de tiempo] volver al punto de partida [en la rotonda]”, indica Gray. “No te sientas mal por volver a dar la vuelta”.

¿Cómo cruzan una rotonda los peatones y los ciclistas?

No se permite a los vehículos y los peatones cruzar los carriles de una rotonda y avanzar en línea recta.

Si un ciclista quiere pasar por una rotonda, debe permanecer en el centro del carril, ser considerado como un automóvil y poder pedalear. Sin embargo, un ciclista también puede bajarse de la bicicleta y conducirse como un peatón y llevar la bicicleta caminando por los cruces peatonales en las entradas y salidas de cada calle, según la Administración Federal de Carreteras.

Los peatones que quieran avanzar en línea recta tendrán que caminar una distancia más larga y semicircular por fuera del perímetro de la rotonda. Los conductores que están a punto de entrar a una rotonda y los que acaban de salir de ella deben ceder el paso cuando los ciclistas que caminan con su bicicleta y los transeúntes se encuentran en los cruces peatonales.

No obstante, los peatones también deben estar atentos. Los conductores nerviosos se pueden olvidar de ceder el paso, a pesar de que lo dispone la ley.

(Video en inglés)

¿Qué opinas?

0 %{widget}% | Add Yours

Debe registrarse para comentar.