Skip to content
 

Un vistazo a la nueva y emocionante 'West Side Story'​

El dramaturgo Tony Kushner revela por qué decidió colaborar con Steven Spielberg en una nueva y arriesgada versión cinematográfica, y por qué Rita Moreno se merece nuestra veneración.

Ariana DeBose como Anita y David Alvarez como Bernardo en West Side Story de 20th Century Studios.

Photo by Niko Tavernise. © 2021 20th Century Studios. All Rights Reserved

In English

Tony Kushner (de 65 años), el dramaturgo de Angels in America que ha escrito películas históricas intelectuales para Steven Spielberg (MunichLincoln), pensó que el famoso director (de 74 años) estaba loco cuando propuso una nueva versión de West Side Story. ¿Quién se imaginaría que el autor de E.T. y Schindler’s List también pudiera dirigir musicales? Pero Kushner reconoció el genio cinematográfico de Spielberg y lo ayudó a lograr su objetivo. Y sí, puede que los veamos pronto: en la alfombra roja de los premios Óscar. Los críticos dicen entusiasmados que Spielberg y Kushner hacen que la tragedia sobre adolescentes de 1957 se sienta nueva e inmortal, desenfrenada y brillante, con una luminosidad que se observa desde el espacio. ​​Apostamos a que la conversación del crítico de cine de AARP, Tim Appelo, con Tony Kushner, te hará tararear la música y emocionarte por ver la película, que se estrena el 10 de diciembre en todo el país (enlace en inglés).


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


¿Por qué, después de 40,000 producciones de West Side Story desde 1957, de repente hubo cuatro grandes producciones teatrales a nivel internacional en un año y ahora una nueva película? ¿Por qué todavía es relevante, especialmente para las personas mayores de 50 años, quienes recuerdan la original?

​​Kushner: Lo que hace que el arte sea excepcional es su profundidad y complejidad, su poder de revelar verdades acerca de la condición humana y las luchas en las que todos estamos involucrados, en entornos comunitarios e individuales, personales y políticos. El arte excepcional siempre es relevante, ¡y la partitura y el libreto de West Side Story son realmente excepcionales! No envejecen; no pasan de moda. West Side Story es de su época y se trata de su época —transcurre en 1957, en el lado oeste de la ciudad de Nueva York— pero su belleza y pasión, y el increíble talento de sus creadores, hicieron que ese momento en la historia impactara a generaciones futuras. Ninguno de nosotros sintió ni por un momento que estábamos trabajando en algo pasado de moda o antiguo. West Side Story fue un experimento radical en la forma musical en 1957; su espíritu radical se mantiene palpable y discerniblemente vivo, y solo tienes que escuchar la partitura para comprenderlo.​​

¿Es mejor tener auténticos puertorriqueños e hispanohablantes en la película? La original recibió críticas por la falta de autenticidad.

Kushner: Nuestra película tiene un elenco tan diverso como los personajes de su historia. Estos impresionantes actores, cantantes y bailarines aportaron sus vidas y sus historias al proyecto. ¡Esperamos que Puerto Rico se sienta orgulloso de la película!

West Side Story empezó como la brillante idea del actor Montgomery Clift, amante del coreógrafo-director Jerome Robbins. En 1948, Clift sugirió una versión moderna de Romeo y Julieta, como Cole Porter hizo con Kiss me, Kate, basada en The Taming of the Shrew. Se iba a tratar de una pelea entre familias católicas y judías de la época, pero un disturbio de pandillas callejeras de Los Ángeles en 1955 les dio la idea de cambiarla a bandas puertorriqueñas y anglosajonas. Pero Clift sintió que Richard Beymer [quien interpreta el papel de Tony en la versión de la película de 1961] era demasiado pasivo como el pretendiente de Maria, y hasta Beymer pensó que no encajaba para el personaje. ¿Qué pensaría Clift de tu Tony, Ansel Elgort (The Fault in Our StarsBaby Driver)?​​

Kushner: Estoy convencido de que a Montgomery Clift le hubiera encantado el Tony interpretado por Ansel Elgort.​

Rita Moreno, la actuación más destacada en el West Side Story original, interpreta a Valentina; una versión actualizada y reconcebida de Doc, propietario de la dulcería donde socializan los Jets y los Sharks. Ella es la viuda de Doc. Otro cambio grande: en vez de que los enamorados adolescentes canten “There’s a Place for Us”, Moreno la canta como solista, y la transforma en un himno para los puertorriqueños y los inmigrantes en Estados Unidos. ¿Qué aporta Moreno al filme? Ella cumple 90 años el día después de que se estrena West Side Story. ¿Una actriz genial mejora con la edad? Francamente, la veneramos.


Kushner: Todos veneran a Rita, que no quiere ser venerada. Ella quiere trabajar, y quiere hacer trabajo que transforme el mundo en un lugar mejor, más acogedor y más comprensivo. Y es por eso que, además de poseer extraordinarios talentos, ha realizado una inmensa contribución al mundo, como actriz y como activista.​​ Rita ha vivido muchos momentos históricos y, como nuestro talentoso letrista [Stephen Sondheim] escribió una vez, “¡todavía está aquí!”. Es difícil hablar de su edad, porque parece inmortal. Pero a medida que los actores envejecen, algo feroz, puro y esencial empieza a surgir desde muy adentro; ¿el alma, tal vez? Creo que se hacen incandescentes. Te darás cuenta de ello cuando veas a Rita en la película. Creamos el papel de Valentina para ella, y Rita ha convertido a Valentina en una antorcha ardiente de carne y hueso; pequeña, callada, inteligente, capaz de un amor intenso e inmensamente fuerte, desconsolada y llena de esperanza, en cierta forma es el verdadero centro moral del filme de Steven.​

Cómo Rita Moreno le está sacando partido a la vida — AARP