Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

¿Están sujetos a impuestos los beneficios de desempleo durante la crisis del coronavirus?

El IRS dice que sí, pero algunos estados te darán un alivio.

Formularios 1099G, y de impuestos federales debajo de un fajo de billetes de dólar.

ISTOCK/GETTY IMAGES

In English | Si perdiste tu empleo a causa del coronavirus, no estás solo: más de 26 millones de trabajadores en Estados Unidos han presentado sus primeras solicitudes de beneficios bajo el seguro de desempleo estatal (UI) desde el comienzo del brote.

Los beneficios estatales por desempleo usualmente cubren entre el 60 y 66% de los salarios totales. Muchos estados limitan los pagos por desempleo a la mitad del salario semanal promedio en el estado, y algunos incluso tienen límites de beneficios más bajos. En febrero, el promedio a nivel nacional de los beneficios por desempleo era de aproximadamente $387 semanales, pero fluctuaba desde una cantidad baja de $215 en Misisipi hasta $550 en Massachusetts, según el Center on Budget and Policy Priorities, una entidad sin afiliación política compuesta por expertos.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Bajo la ley CARES, aprobada el 27 de marzo, las personas que perdieron sus empleos debido al coronavirus pueden recibir $600 adicionales por semana hasta el 31 de julio del 2020. Este subsidio federal de $600 semanales se extiende a personas que usualmente no están cubiertas por el seguro de desempleo estatal. Bajo el llamado programa de Asistencia de desempleo por pandemia, los trabajadores autónomos, contratistas independientes y ocasionales o por obra pueden recibir beneficios de desempleo de hasta 39 semanas si han perdido sus trabajos como consecuencia directa de la pandemia. Otro programa, la Compensación de emergencia por desempleo debido a la pandemia, otorga 13 semanas adicionales de pagos de seguro de desempleo a través de un subsidio federal.

Disfruta de estos beneficios inesperados, pero no te olvides de los impuestos

Los pagos semanales de $600 de subsidio federal, al igual que los beneficios estatales del seguro por desempleo, están sujetos a impuestos federales. Los beneficios estatales por seguro de desempleo también son gravables. De entre los 41 estados que gravan el ingreso, solo cinco —California, Nueva Jersey, Oregón, Pensilvania y Virginia— eximen por completo el pago de impuestos por estos beneficios. Indiana y Wisconsin ofrecen exenciones parciales, según la Tax Foundation, una organización independiente sin fines de lucro que maneja políticas impositivas. En los restantes 34 estados, los beneficios estatales por desempleo están totalmente sujetos a impuestos.

A principios del próximo año, recibirás el formulario 1099-G que te indicará la cantidad de beneficios por desempleo que recibiste en el 2020, y cuánto te retuvieron por impuestos. Deberás reportar ese ingreso en tu declaración de impuestos federal del 2020 (y en la estatal, si aplica).

"Al solicitar el beneficio, considera seriamente optar por la opción mediante la cual te retienen los impuestos. Así no te llevarás una sorpresa desagradable cuando te toque presentar tu declaración de impuestos", dice Logan D. Howard, un contador público certificado (CPA) de Masontown, Pensilvania. "En la mayoría de los casos, los impuestos retenidos serán suficientes para cubrir tu responsabilidad tributaria".


dynamic a logo mark for a a r p

Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


Tienes la opción de guardar en reserva cierta cantidad tú mismo en vez de pedir que te lo retengan, o de pagar impuestos estimados. "Mantén en mente que el ingreso del 2020 de los contribuyentes puede ser sustancialmente más bajo debido a la pandemia de COVID-19", dice John A. Madison, un CPA de Ashland, Virginia. La Ley de Empleos y Reducción de Impuestos, promulgada en el 2017, aumentó la deducción estándar, lo que significa que muchos contribuyentes de ingresos bajos y medianos que reciben beneficios por desempleo podrían deber poco o ningún impuesto federal.

"Mi recomendación es que evalúes tu propia situación", dice Madison. Si tienes la disciplina para reservar cierta cantidad de tus beneficios de desempleo para el próximo año —y puedes evitar las penalidades por pagos insuficientes— tendrás más flexibilidad que si te retienen todos esos impuestos. De no ser así, haz que te retengan la cantidad mientras buscas empleo, controlas tu presupuesto y te autoaíslas, sugiere Madison.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO