Skip to content

Es el momento de reevaluar tu cobertura de Medicare: Revisa esta guía sobre el período de inscripción abierta.

 

La nueva línea directa de fraude contra adultos mayores, del Departamento de Justicia, recibe 500 llamadas al mes

El número de teléfono gratuito comenzó a funcionar en marzo.

Mujer hablando por teléfono mientras revisa un documento y está sentada frente a la computadora.

Getty Images

In English | Alrededor de 500 llamadas al mes llegan a la línea directa nacional de fraude contra adultos mayores, que comenzó a funcionar en marzo y brinda ayuda gratuita a personas de 60 años o más que puedan haber sido víctimas de fraude financiero.

Para comunicarse con la línea directa, que forma parte del Departamento de Justicia de EE.UU., se puede llamar sin cargos al 833-FRAUD-11 (833-372-8311). Fue creada por la Oficina para Víctimas del Delito del departamento. La línea directa cuenta con personal siete días a la semana de 6 a.m. a 11 p.m., hora del este. Hay servicios de interpretación disponibles para quienes no hablan inglés.

El personal remunerado con capacitación sobre abuso contra personas mayores atiende las llamadas, dijo Keely Frank, una supervisora de turno de gestión de casos de la línea directa con sede en Virginia, quien habló durante un seminario en línea el jueves. Agregó que las llamadas varían, y van desde estafas relacionadas con romances, fraude relacionado con contratistas, estafadores de soporte técnico, hasta sorteos falsos de Publishers Clearinghouse (en inglés).

Queja preocupante en el 2020

Una queja regular de este año se conoce como la estafa de los U.S. Marshals (Servicio de Alguaciles de EE.UU.), dijo Frank. Es un fraude de impostores: los delincuentes se hacen pasar por alguaciles federales, funcionarios de tribunales u otros agentes del orden público y exigen un pago, por ejemplo, para evitar el arresto o para pagar una fianza. Anteriormente este año, el Servicio de Alguaciles y el FBI publicaron una alerta (en inglés) sobre la estafa.

Es importante recordar que estos delincuentes no siempre dicen que son del Servicio de Alguaciles; algunos mienten y dicen ser miembros de la Administración de Control de Drogas (DEA) —en inglés— u otra agencia.

Más puntos clave sobre la línea directa nacional de fraude contra adultos mayores:

  • Los amigos, familiares y proveedores de servicios —sin importar la edad— también pueden llamar si sospechan que una persona mayor ha sido víctima de abuso financiero.
  • Las llamadas a la línea directa se graban, pero quienes llaman pueden permanecer anónimos.
  • El personal de la línea directa no investiga los casos de fraude. El personal ayuda a las víctimas a presentar denuncias oficiales a nivel local, estatal y federal, donde se podrían iniciar investigaciones. A menudo, el personal de la línea directa ayuda a las víctimas a realizar denuncias oficiales en el Centro de Quejas de Crímenes en Internet (en inglés), del FBI, o ante la Comisión Federal de Comercio.

Según Frank, la naturaleza de las 500 llamadas al mes, en promedio, es variable. Algunas llamadas son sobre fraudes continuos, de muchos años de duración, y algunas se relacionan con fraudes que ocurrieron “hace dos años, hace 10 años, la semana pasada o incluso ese mismo día”, dijo.

Frank insta a que las víctimas denuncien los casos tan pronto como sea posible a la línea directa y a otras autoridades, como la policía local, instituciones financieras, el fiscal general del estado y, en el caso de contratistas que realizan tareas en los hogares, a los organismos estatales que emiten licencias para contratistas. Las posibilidades de que una víctima recupere pérdidas financieras son mejores si se hace una denuncia rápido, agregó.

La entidad National Adult Protective Services Association organizó el seminario en línea. Hay más información sobre la línea directa disponible en internet (en inglés).


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


La línea directa comparte más recursos

Quienes llaman a la línea directa nacional de fraude contra adultos mayores, un programa del Departamento de Justicia (DOJ), también reciben consejos acerca de los pasos a seguir y recursos adicionales, incluidos materiales de (enlaces en inglés):

La Red contra el Fraude, de AARP, puede ayudarte a identificar y evitar las estafas. Inscríbete para recibir nuestras Alertas de vigilancia, consulta nuestro mapa de rastreo de estafas (en inglés) o llama gratis a nuestra línea de ayuda especializada en fraudes al 877-908-3360 si tú o un familiar sospechan que han sido víctimas de una estafa.