Skip to content

La vacuna contra la COVID-19: ¿Dónde vacunarte? Encuentra información en tu estado

 

¿Qué son los pensamientos suicidas?

Conoce las señales de advertencia y entérate de cómo obtener ayuda para ti o un ser querido.

Oprah Winfrey entrevista al Príncipe Harry y a su esposa Meghan Markle

Foto por HARPO PRODUCTIONS/JOE PUGLIESE VIA GETTY IMAGES

In English | Cuando Meghan Markle, actriz y esposa del príncipe Harry de Gran Bretaña, confesó haber tenido pensamientos suicidas en un programa especial de Oprah Winfrey transmitido este mes en horario estelar, sacó a relucir una crisis de salud mental que no tiene nada de glamorosa. “Me dio mucha vergüenza decirlo en ese momento y tener que reconocerlo ante Harry. (...) Pero sabía que si no lo decía, lo haría", dijo Meghan. "Simplemente ya no quería seguir viviendo".

Los pensamientos que tuvo Meghan de quitarse la vida son los llamados "pensamientos suicidas", dice la Dra. Patricia Kaine, médica de familia jubilada que ahora da charlas sobre la prevención del suicidio en Cleveland, y que ha tenido ella misma tales pensamientos. "El pensamiento suicida va más allá del pensamiento fugaz acerca del suicidio; es pensar en cómo suicidarse. Es pensar en cómo el suicidio mejorará las cosas, ya sea para mí o para las personas a mi alrededor", dice Kaine. "La historia de Meghan Markle es más común de lo que la gente sabe".

Kim Ruocco, cuyo marido se suicidó en el 2005, lo entiende. “Meghan dijo muchas cosas que suelen decir las personas que están pasando por dificultades”, dijo Ruocco, vicepresidenta de Prevención del Suicidio e Intervenciones Posteriores para un programa denominado Tragedy Assistance Program for Survivors (TAPS) (en inglés). "Y te das cuenta de que si ella llegó a estar así, le podría pasar a cualquier persona".

Un letrero que anuncia el número telefónico de la línea para prevenir el suicidio

VENTDUSUD / ISTOCK EDITORIAL / GETTY IMAGES PLUS

Cómo encontrar ayuda

Si tú o alguien importante en tu vida están pensando en el suicidio, llama sin costo a la Línea Nacional de Prevención del Suicidio, disponible las 24 horas del día, al 800-273-TALK (8255), o envía un texto con la palabra ‘home’ a la Crisis Text Line (línea de textos para situaciones de crisis) al 741741, para hablar con alguien que puede ofrecerte apoyo confidencial y recursos. La Línea Nacional de Prevención del Suicidio también ofrece la Línea para Veteranos en Crisis en el mismo número (800-273-8255, oprime el 1, o envía un texto al 838255), con opciones para las personas sordas o con problemas auditivos. Para obtener más información, visita suicidepreventionlifeline.org.

Por su parte, la Administración de Servicios para el Abuso de Sustancias y la Salud Mental tiene una línea de atención (conocida como Treatment Referral Routing Service) que ofrece información sobre grupos de apoyo, opciones de tratamiento y otras formas de ayuda: 800-662-HELP (4357).

Más allá del pensamiento fugaz

Si bien los datos al respecto varían, entre el 25 y 35% de los adultos en Estados Unidos han tenido pensamientos suicidas en algún momento de su vida, según señala la Dra. Christine Moutier, directora médica de la American Foundation for Suicide Prevention.

Los pensamientos suicidas son un fenómeno tan generalizado que, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), 12 millones de adultos en Estados Unidos reconocieron en el 2019 haber pensado seriamente en el suicidio, mientras que 3.5 millones habían planeado un intento de suicidio y 1.4 millones lo intentaron. El año pasado murieron 47,500 personas a causa del suicidio.

"No es necesariamente un indicio de nada, aparte de que la vida es difícil para todo ser humano”, dice Moutier. "Los problemas y las dificultades son elementos universales de la vida humana".

La pandemia ha agravado estas dificultades, provocando un aumento en los problemas de salud mental. El número de personas en Estados Unidos que informaron haber tenido síntomas de depresión entre abril y junio del 2020 fue más de cuatro veces mayor que en el mismo período del 2019, según señalan los CDC. Entretanto, se triplicó el número de personas que informaron haber tenido síntomas del trastorno de ansiedad en el mismo período. Y un 10.7% de 5,470 adultos encuestados a fines de junio del 2020 informaron haber pensado seriamente en el suicidio en los 30 días anteriores a su participación en la encuesta.

"Sabemos, por lo que se revela en estas encuestas de los CDC, que la población estadounidense se siente más agobiada durante la pandemia", dice Moutier. "Pero también es importante saber que el suicidio se puede prevenir".

Señales de advertencia

Entre las señales de pensamientos suicidas se incluyen cambios en los patrones de alimentación o de sueño; conductas riesgosas o peligrosas; consumo de drogas o alcohol; y otros síntomas asociados con la depresión (consulta el recuadro para conocer otras señales).

"[Es posible que hagan] cosas como retraerse o empezar a regalar sus pertenencias", dice Kaine. "O que digan: 'Cuando yo ya no esté, ¿cuidarás a mi mascota?'".

Entre los adultos mayores, las señales de advertencia podrían ser un cambio en su participación en las actividades que siempre han disfrutado, la falta de energía o el habla monótona, dice Moutier. Es posible que padezcan depresión, cuyos síntomas se parecen a los de la demencia y que, por ello, puede confundirse con este trastorno.

Los signos más comunes de quienes piensan en el suicidio son:

  • Hablar de ser una carga o de querer quitarse la vida
  • Conductas fuera de lo común, riesgosas o peligrosas
  • Un cambio drástico en las rutinas de alimentación o de sueño
  • Retraerse de las actividades que antes le encantaban
  • Regalar las pertenencias, aunque no se le haya diagnosticado una enfermedad terminal
  • Pedir que alguien cuide de sus mascotas cuando ya no esté
  • Cambios físicos, falta de energía, lentitud del habla
  • Traumas recientes, como el rompimiento de una relación o la pérdida del empleo

Primeros pasos y cómo obtener ayuda

Si te preocupa que alguien en tu vida corra riesgo de suicidarse, habla con esa persona de cómo se siente, aconseja Moutier. "No se puede suponer que las personas en tu vida, ni siquiera las que ves con mucha frecuencia, no estén sufriendo por dentro de alguna manera, a menos que abras ese diálogo con ellas", dice Moutier. "Aunque no figure entre los temas que normalmente tocas en tus interacciones (...) aun así puedes atreverte a estrechar la mano a las personas en tu vida y tener estas conversaciones más profundas. Así puedes expresar un nivel de compasión que la mayoría de las personas agradecen de verdad".

Si no sabes qué hacer, o si la situación se agrava a tal punto que alguien podría estar a punto de suicidarse, comunícate de inmediato con una línea de atención para situaciones de crisis, aconseja Moutier.

Para obtener ayuda o acceder a recursos, comunícate con la Línea Nacional de Prevención del Suicidio (consulta el recuadro). Existen tratamientos eficaces para la depresión y otros problemas de salud mental vinculados al suicidio, entre ellos los medicamentos y la terapia conversacional. Es importante saber que no estás solo y que hay personas que te pueden ayudar.

¿Qué opinas?

0 %{widget}% | Add Yours

Debe registrarse para comentar.