Skip to content
 

7 consejos para la transición del cabello alisado al natural

Los peluqueros de las celebridades ofrecen consejos profesionales.

Una mujer con cabello rizado natural sonriendo.

JGI/Tom Grill/Getty Images

In English | La transición del cabello alisado al natural después de los 50 años es un momento glorioso para tu cabello. Mucho más que un simple cambio de peinado, el paso al cabello natural es una experiencia profundamente personal y única para cada mujer. Sigue leyendo para saber cómo maximizar el proceso.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


1. Sé paciente

Lo primero es lo primero: sé paciente y amable con tu cabello durante esta transición y determina cuál es tu objetivo final. "Yo hice la transición porque quería una vida más saludable para mi cabello", dice la peluquera de famosos Whitney Eaddy, entre cuya clientela se encuentran SZA y Priscilla Shirer. También debes pensar en qué estilo de peinados es probable que lleves una vez que tu pelo sea completamente natural, y cómo se adaptarán esos peinados a tu estilo de vida y a tu personalidad.

2. No compares tu cabello con el de los demás

Entiende que tu camino para llegar a un estilo natural es solo tuyo. "El corte extremo (cortar todo el cabello alisado y dejar crecer la textura natural) no siempre es la respuesta para todo el mundo", dice la peluquera de famosos Tamara Johnson, entre cuya clientela se encuentran LisaRaye McCoy y NeNe Leakes. Para las mujeres que desean ir despacio, Johnson sugiere recortar de a poco (una o dos pulgadas de cabello alisado cada cuatro semanas).

En algunos casos, la salud del cabello determinará cuánto hay que cortar. "Cuando haces la transición de un alisador, tu cabello tiene un punto de delimitación, y en algún momento vas a ver una gran cantidad de cabello que se quiebra y cae de la línea de delimitación donde el cabello natural se une con el cabello alisado", explica Eaddy. Conversa con tu peluquero para determinar cada cuánto tiempo es mejor recortarte el cabello.


 (De izquierda a derecha) Máscara reparadora Macadamia Natural Oil Deep Repair Masque; acondicionador desenredante Juices & Botanics Juicy Smooth Hydrating Detangling Conditioner; máscara acondicionadora Camille Rose Algae Renew Deep Conditioning Mask.

Sally Beauty; Juices & Botanics; Target

(De izquierda a derecha) Máscara reparadora Macadamia Natural Oil Deep Repair Masque; acondicionador desenredante Juices & Botanics Juicy Smooth Hydrating Detangling Conditioner; máscara acondicionadora Camille Rose Algae Renew Deep Conditioning Mask.

3. Cuida el cabello nuevo que está creciendo y tu cabello alisado

Ver el crecimiento del nuevo cabello es un momento emocionante del proceso, pero no descuides los mechones alisados que te quedan. Mientras te familiarizas con tu textura natural, los mechones alisados siguen necesitando algo de cariño. Johnson recalca la importancia de mantener el nivel de hidratación con acondicionadores profundos semanales y tratamientos de aceite caliente al menos dos veces al mes.

Tres tratamientos de acondicionamiento profundo que debes probar: máscara reparadora Macadamia Natural Oil Deep Repair Masque ($24, SallyBeauty.com), máscara acondicionadora Camille Rose Algae Renew Deep Conditioning Mask ($21, Target.com) y acondicionador desenredante Juices & Botanics Juicy Smooth Hydrating Detangling Conditioner ($16, Juicesandbotanics.com)

(En el sentido de las agujas del reloj, desde la parte inferior izquierda) Crema humectante para peinar The Mane Choice Manageability & Softening Remedy Moisturizing Styling Cream; crema rizante Cantu Coconut Curling Cream; definidor de rizos Taliah Waaji

Sally Beauty (2); Target

(En el sentido de las agujas del reloj, desde la parte inferior izquierda) Crema humectante para peinar The Mane Choice Manageability & Softening Remedy Moisturizing Styling Cream; crema rizante Cantu Coconut Curling Cream; definidor de rizos Taliah Waajid Green Apple & Aloe Curl Definer.

4. Conoce tu(s) textura(s) natural(es)

Acostumbrarse a manejar las múltiples texturas puede llevar un poco de tiempo. Y si has tenido el cabello alisado la mayor parte de tu vida, trabajar con tu patrón natural de rizos puede parecer intimidante al principio. Pero tener dos o más texturas es bastante común entre las personas con el cabello natural, según Johnson. Para hacer más fácil esta fase de la transición, busca un producto de peinado que pueda manejar varias texturas y patrones de rizos.

Tres productos de peinado que puedes probar: crema humectante para peinar The Mane Choice Manageability & Softening Remedy Moisturizing Styling Cream ($12, SallyBeauty.com), crema rizante Cantu Coconut Curling Cream ($6, Target.com) y definidor de rizos Taliah Waajid Green Apple & Aloe Curl Definer ($11, SallyBeauty.com)

Champú hidratante KeraCare Hydrating Detangling Shampoo; champú sin sulfatos Design Essentials Almond & Avocado Sulfate-Free Shampoo; champú humectante Mizani True Textures Moisture Replenish Shampoo.

Sally Beauty; JCPenney; Sephora

Champú hidratante KeraCare Hydrating Detangling Shampoo; champú sin sulfatos Design Essentials Almond & Avocado Sulfate-Free Shampoo; champú humectante Mizani True Textures Moisture Replenish Shampoo.

5. Sé exigente con los productos

Considera la posibilidad de añadir un champú sin sulfatos a tu colección de productos para el cabello. Los sulfatos son un tipo de conservante usado en muchos productos para el cabello que hacen que el champú haga espuma y, a menudo, eliminan la humedad del cabello. Además, puedes optimizar tus niveles de hidratación con el método LCO (líquido, crema y aceite), o lo que Eaddy denomina método de hidratación. "Básicamente, se trata de usar un acondicionador sin enjuague a base de agua, fijar la hidratación con un producto en crema y luego sellarla con aceite", explica.

Tres champús sin sulfato que puedes probar: KeraCare Hydrating Detangling Shampoo ($6, SallyBeauty.com), Design Essentials Almond & Avocado Sulfate-Free Shampoo ($13, JCPenney.com) y Mizani True Textures Moisture Replenish Shampoo ($18, Sephora.com)

Dato adicional: las proteínas suaves (como la quinua, el arroz, la queratina y los aminoácidos de la seda) en tu acondicionador sin enjuague fortifican el cabello con nutrientes y minimizan su quebradura y caída.

6. Disfruta la versatilidad

Las opciones son infinitas cuando se trata de peinar tu cabello natural. Pero continuar con estilos de baja manipulación y baja tensión que sean fáciles de conservar a lo largo de la semana puede ayudar a evitar que esos puntos débiles del cabello se desprendan. Diviértete añadiendo accesorios como pañuelos, pañoletas, diademas y pasadores, pero ten cuidado de no llevarlos demasiado apretados. Prueba las extensiones con pinzas y las pelucas para añadir longitud y volumen. Minimiza el uso de calor directo con más trenzas, espirales, nudos bantú, juegos de varillas flexibles y juegos de rodillos.

Consejo profesional: si tienes que usar calor, Eaddy sugiere alargar la duración del peinado todo lo que puedas con coletas y rodetes flojos hasta la próxima vez que apliques calor.

7. Aprovecha al máximo la melena que tienes

A medida que los folículos comienzan a encogerse con la edad, el debilitamiento y la caída del cabello son inevitables. ¿La buena noticia? La salud de tu cabello siempre puede mejorar con una nutrición adecuada, hormonas equilibradas y cambios en el estilo de vida, así que valora el pelo que tienes. Además, es importante saber cómo los medicamentos pueden contrarrestar tu transición, por lo que debes consultar siempre con tu médico.

Anissa Gabbara escribe sobre belleza, salud, estilo de vida y cultura pop. Su trabajo se ha publicado en Sisters from AARP, la revista Sesi y la revista Maple City Our Town.