Skip to content

Es el momento de reevaluar tu cobertura de Medicare: Revisa esta guía sobre el período de inscripción abierta.

 

La llamada automatizada 'Becky de Medicare' invade el país

Antes de compartir tu información personal, reconoce las señales de esta estafa telefónica.

Ilustración de una operadora de servicio al cliente sin rostro y con una etiqueta que dice Becky, con una playa de fondo.

HARRY HAYSOM

In English |  Recientemente, una llamada automatizada inconfundible ha bombardeado a un gran número de los más de 60 millones de personas en el país que reciben atención médica a través de Medicare. Dice así:

"Hola, soy Becky, su defensora del paciente que trabaja estrechamente con Medicare. En la actualidad, Medicare ofrece la detección genética del cáncer de manera preventiva en todo el país y ha recomendado que todas las personas mayores de 50 años se hagan esta prueba. La prueba ayuda a detectar los primeros signos de cáncer y está cubierta por su seguro. Si no toma medidas pronto, Medicare podría determinar que usted no reúne los requisitos para recibir cobertura. Por favor, oprima 1 para hablar con un especialista...".

¿Qué magnitud tiene esta campaña de llamadas? Desde principios de año, "es la principal llamada automatizada en casi todas las comunidades de nuestra base de clientes", dice Aaron Foss, director ejecutivo de Nomorobo, que ofrece servicios de bloqueo de llamadas. La línea de ayuda de la Red contra el Fraude, de AARP, se ha visto inundada de quejas en relación con estas llamadas sobre pruebas genéticas, confirma Amy Nofziger, directora de Apoyo a Víctimas en AARP.

Curioso, le pregunté a Foss —cuya empresa filtra más de un millón de líneas telefónicas— si podía enviarme las llamadas de "Becky" en vivo para que yo pudiera escuchar el discurso de venta en directo. Hablé con 10 supuestos "especialistas" y esto es lo que aprendí.

La llamada llega de Florida (pero disfrazada)

Cuando les pregunté, todas las personas con las que hablé me dijeron que llamaban desde West Palm Beach, Florida, que desde hace tiempo es un foco de telemercadeo y fraude. Por supuesto, el identificador de llamadas indicaba que las llamadas venían de otra parte: Cheyenne, Wyoming; Toledo, Ohio; y así sucesivamente. Los agentes me dieron tres nombres de empresas diferentes para las que supuestamente trabajaban. Pude encontrar el sitio web de solo una de ellas, y era un simple sitio de cuatro páginas que reflejaba el argumento de venta telefónica, algo extraño para lo que pretende ser un importante negocio nacional de alta tecnología para la salud.


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


No sabían de lo que hablaban

Ninguno de los "especialistas" sabía nada sobre las pruebas genéticas más allá del guion que estaban leyendo. Les pedí que me dieran el nombre médico de la prueba, y nadie pudo decir nada más que: "Es, ya sabe, una prueba genética; una prueba para comprobar si hay mutaciones en sus genes".

Todo el mundo puede reunir los requisitos

Para obtener la prueba, simplemente tenía que decir que yo o un familiar había recibido previamente un diagnóstico de cáncer, enfermedad cardíaca o presión arterial alta. Cuando mentí y dije que tenía presión arterial alta, todos ellos respondieron inmediatamente: "Parece que usted precalifica". No solicitaron mis registros médicos ni la información de contacto del médico para confirmarlo. En su lugar, me pusieron en contacto con un médico habilitado que me hizo algunas preguntas antes de solicitar la prueba.

¿Consultar con mi propio médico? ¡No!

Pregunté a todos los representantes si debía consultar a mi médico antes de pedir la prueba. Y todos ellos trataron de convencerme de que no lo hiciera. Uno de ellos dijo: "El médico se centra principalmente en su salud; es decir, si está enfermo, intenta curarlo. Nosotros nos centramos en sus genes". Otro dijo: "Señor, su médico no proporciona esta prueba genética. Si fuera así, no estaríamos hablando". Pero la respuesta que más me gustó fue: "Debido a que estamos en una pandemia... un médico no podría administrar esta prueba porque es un hisopado bucal".

En este punto tuve que desconectarme, porque el siguiente paso habría sido ofrecer un número de Medicare, lo que podría haber permitido que se cometiera un fraude.

Entonces, ¿qué está sucediendo? Le describí las llamadas a Rebecca Kinney, directora de la Oficina de Información y Atención Médica del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS) de Estados Unidos. Me dijo que no había nada legítimo en lo que estaba sucediendo. Medicare cubre la detección genética solo en situaciones muy limitadas, y cubre las pruebas de diagnóstico solo cuando el médico del beneficiario identifica un síntoma y solicita la prueba. Que me digan que no hable con mi médico es una gran señal de alarma.

Aunque este tipo de estafas no suelen costar dinero de manera directa, tienen un gran impacto. Si le das tu información de Medicare a un desconocido, esa persona puede venderla a otros estafadores que podrían intentar otros fraudes contra ti. Y estas estafas amenazan las finanzas de Medicare: más de $40,000 millones del presupuesto de Medicare fueron a parar a estafadores o al pago de facturas inadecuadas en el 2020.

Lo que me sorprendió de las llamadas fue su audacia. Hacer millones de llamadas a los participantes de Medicare, animándolos a pedir pruebas innecesarias para que los estafadores puedan facturar a Medicare es como cometer un atraco a un banco a plena luz del día y sin máscara.

Al cierre de esta edición, la rama de investigación del HHS estaba investigando estas llamadas de "Becky". Solo el tiempo dirá si alguien es acusado de algún delito. Pero hay un precedente: en abril, un hombre de Florida fue condenado a 10 años de prisión por una estafa muy similar para defraudar a Medicare.

Mientras tanto, considera la posibilidad de hablar con personas que conozcas que estén afiliadas a Medicare e ínstalas a no hacerles caso a las llamadas de "Becky" u otras similares. Si están interesadas en las pruebas genéticas para enfermedades como el cáncer y los problemas cardiovasculares, deberían consultar a su médico de cabecera. Si el médico opina que esa prueba es necesaria, creo que, después de 18 meses de tratar a pacientes durante una pandemia mundial, puede encontrar la manera de tomar una muestra de saliva de la parte interior de la mejilla en forma segura.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Estafas de pruebas genéticas de Medicare: cómo defenderse

No aceptes servicios de pruebas genéticas, incluidas las muestras de saliva de la parte interior de mejilla, de alguien que te llame por teléfono o te los ofrezca en un acto comunitario, una feria local, un mercado de granjeros, un estacionamiento o cualquier otro evento grande.

Ten siempre mucha precaución a la hora de dar tu número de Medicare u otra información personal. Nunca los ofrezcas a ningún extraño.

Si recibes un kit de pruebas genéticas por correo, no lo aceptes a menos que tu propio médico lo haya solicitado. Rechaza la entrega o devuélvelo al remitente y anota su nombre y la fecha de la devolución.

Revisa siempre tu Medicare Summary Notice o la explicación de beneficios. Las palabras "gene analysis" (análisis genético) o "molecular pathology" (patología molecular) pueden indicar pruebas genéticas de carácter dudoso.

Para obtener más información, ponte en contacto con la Patrulla de Medicare para Adultos Mayores (SMP, Senior Medicare Patrol) de tu área. El programa SMP, financiado por la Administración para la Vida Comunitaria (ACL) de Estados Unidos, ayuda a los beneficiarios de Medicare a protegerse de fraudes, errores y abusos relacionados con Medicare, y a detectarlos y denunciarlos cuando se producen. Para encontrar tu SMP local, visita smpresource.org (en inglés) o llama al 877-808-2468.

¿Qué opinas?

0 %{widget}% | Add Yours

Debe registrarse para comentar.