Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

AARP logra que los beneficiarios mayores del Seguro Social reciban los pagos del estímulo automáticamente

Mensaje de Jo Ann Jenkins, directora ejecutiva.

Jo Ann Jenkins, directora ejecutiva de AARP

Timothy Greenfield-Sanders

In English |  Desde el momento en que se detectaron los primeros casos de coronavirus en Estados Unidos, AARP ha tenido una participación activa en la respuesta nacional a esta pandemia. Día tras día, estamos ayudando a nuestros socios a navegar estos momentos difíciles y alarmantes. A menudo, eso incluye batallar en los corredores del poder a nivel local, estatal y federal para asegurar que los adultos mayores en el país reciban la ayuda que necesitan.

La semana pasada, el Congreso se unió más allá de las diferencias partidistas y aprobó la innovadora ley Coronavirus Aid, Relief, and Economic Security Act (Ley de ayuda, alivio y seguridad económica contra el coronavirus), también conocida como la Ley CARES. Una de las disposiciones principales de esta nueva ley es un pago de $1,200 como estímulo económico para las personas que ganen menos de $75,000. AARP luchó duramente para asegurar que los adultos mayores, especialmente quienes dependen de los beneficios del Seguro Social, recibieran el mismo beneficio que el resto de las personas.

Desafortunadamente, a comienzos de esta semana el IRS divulgó información muy confusa cobre cómo podrían recibir ese pago los beneficiarios del Seguro Social. Muchos adultos mayores para quienes el Seguro Social es su principal fuente de ingresos no están obligados a presentar una declaración de impuestos porque su nivel de ingresos se encuentra por debajo de cierto umbral. De acuerdo con el plan original del IRS, estos adultos mayores se hubieran visto obligados a presentar documentación adicional antes de poder recibir el pago.

Esto nos pareció inaceptable e inmediatamente nos pusimos en acción. Muchos adultos mayores no tienen servicio de internet en sus hogares y dependen de especialistas en impuestos para presentar su declaración, como el programa AARP Foundation Tax-Aide. Este año, a raíz del coronavirus, esos programas han dejado de funcionar. Hubiera sido totalmente irracional pedirles que arriesgaran su salud para aventurarse a salir y obtener ayuda en la preparación de una nueva declaración de impuestos.  

Es un placer informarles que nuestro activismo dio resultado. AARP se comunicó con funcionarios de la Casa Blanca y del Congreso. Casi dos tercios de los integrantes del Senado enviaron cartas al Departamento del Tesoro en las que exigía la eliminación de esa estipulación.  En 24 horas, el IRS hizo exactamente eso. El IRS anunció a última hora del miércoles que los adultos mayores beneficiarios del Seguro Social recibirán el pago en forma automática. Anticipamos que esos pagos se harán muy pronto en forma de un depósito directo en la cuenta en que los beneficiarios reciben el pago del Seguro Social.

Esto es solo una pequeña parte de lo que estamos haciendo. Como resultado del activismo de AARP, se asignaron miles de millones de dólares en fondos de emergencia para que los Institutos Nacionales de la Salud (NIH) y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) desarrollen tratamientos y una vacuna para luchar contra el coronavirus. Hemos asegurado una gran ampliación de los servicios de telemedicina a través de Medicare para facilitar la comunicación telefónica con el médico o el proveedor de servicios de salud y reducir las visitas en persona a los consultorios. Nuestros esfuerzos también han generado ampliaciones importantes a los programas de asistencia alimentaria, las licencias por enfermedad con pago y la financiación de servicios en los que confían los adultos mayores más necesitados.

También estamos trabajando en la capital de cada uno de los estados. Hemos logrado la promulgación de leyes estatales a lo largo del país para brindar las herramientas que necesitan los profesionales médicos para luchar contra el virus. Nuestra labor en los estados ha dado como resultado nuevas leyes y políticas que amplían la telemedicina; licencias familiares y de salud pagadas; requisitos para que los hogares de ancianos ayuden a los residentes a conectarse con sus seres queridos a través de tecnología virtual, y nuevas reglas que permiten al personal de enfermería prestar cuidados en la medida máxima de su capacitación profesional.

Durante más de 60 años, la misión de AARP ha sido luchar por la salud y la seguridad financiera de los adultos mayores del país. Pueden confiar en que continuaremos luchando por ustedes cada día a medida que superamos esta crisis juntos.

Muy atentamente,

Jo Ann Jenkins, directora ejecutiva, AARP

Texto de la carta enviada la semana pasada a nuestra comunidad.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO