Skip to content

La vacuna contra la COVID-19: ¿Dónde vacunarte? Encuentra información en tu estado

 

12 grandes películas sobre las elecciones para ver ahora

Repasa tus conocimientos de cívica (y reduce tu nivel de estrés) con estas películas ganadoras que merecen la pena ver.

James Stewart en una escena de Mr. Smith Goes to Washington y otra escena de Reese Witherspoon en la película Election.

COURTESY EVERETT COLLECTION (2)

In English |  No importa cuál sea tu preferencia política o tus sentimientos sobre la campaña electoral sin precedentes durante la pandemia este año, todos podemos estar de acuerdo en que Hollywood ha producido algunas escenas inolvidables de nuestro Experimento Estadounidense, desde cuando el Sr. Smith fue a Washington hasta cuando Tracy Flick emprendió la campaña más agresiva del mundo para la presidencia del consejo estudiantil. Entonces, ¿por qué no te tomas un descanso de las noticias de los canales por cable, Twitter y Facebook, y te conformas con esta docena de interesantes incursiones en la democracia? ¡La ganadora se lo lleva todo!


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Election (1999)

A veces, las elecciones terminan siendo las más despiadadas cuando lo que está en juego es mínimo. En esta sátira deliciosamente oscura del director Alexander Payne (Sideways), Reese Witherspoon es imparable como Tracy Flick, una santurrona —pero aterradora— chica tipo A, estudiante de secundaria, que se postula para presidenta del consejo estudiantil. Matthew Broderick coprotagoniza como un maestro deshonesto que desesperadamente quiere aplastar la ambición de Tracy y recluta a un candidato rival (Chris Klein, perfecto como el deportista ingenuo y tontarrón) para competir contra ella. Resulta ser un error de juicio enorme (y divertidísimo), que lo deja como un lamentable animal atropellado en el invencible ascenso al poder de Tracy. ¡Elige a Flick!

Puedes verla aquí: Election, en Amazon PrimeFandango NowGoogle PlayiTunesVuduYouTube (enlaces en inglés)

The Candidate (1972)

Robert Redford, en la cima de su guapura como un dios dorado, convierte la campaña política en un referéndum sobre cuánto de tu alma estás dispuesto a vender para alcanzar un cargo público. Como un joven abogado idealista de California que se enfrenta al adinerado candidato titular del cargo en la carrera por el Senado de Estados Unidos, el Bill McKay de Redford se niega obstinadamente a seguirles el juego a los medios. Y funciona tan bien que, de repente, esta arriesgada apuesta parece que se puede ganar; una perspectiva que es tan seductora que sus principios se tambalean. The Candidate es una brillante meditación sobre esos extraños aliados, la política y los principios, y Peter Boyle se destaca como un estratega empalagoso que le susurra palabritas dulces al oído a McKay de camino hacia cada parada de campaña.

Puedes verla aquí: The Candidate, en Amazon PrimeFandango NowGoogle PlayiTunesVuduYouTube (enlaces en inglés)

ADEMÁS: Las mejores películas de los años 70, por orden de calificación

The American President (1995)

Antes de crear The West Wing, Aaron Sorkin escribió este ensayo general al estilo de Capra sobre un presidente estadounidense eminentemente decente (Michael Douglas) que se postula para reelección. Sin embargo, lo que le da a la película su toque excéntrico es el hecho de que este líder del mundo libre, Andrew Shepherd, es un viudo que comienza a salir a escondidas con una cabildera ambientalista (Annette Bening), lo que hace que su rival republicano (Richard Dreyfuss) se ponga a soñar despierto con titulares dañinos de la prensa sensacionalista. Como es habitual con Sorkin, el diálogo es de primera. Y el director de When Harry Met Sally, Rob Reiner, le da a la película un toque adicional de efervescente comedia romántica.

Puedes verla aquí: The American President, en Amazon PrimeFandango NowGoogle PlayiTunesVuduYouTube (enlaces en inglés)


Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


The War Room (1993)

Cuando Bill Clinton ganó la presidencia en 1992, lo llamaron el chico que vuelve. Había estado muy abajo en las encuestas y plagado por el escándalo, pero de alguna manera, misteriosamente se las arregló para darle un vuelco a la carrera. Este fascinante documental de los cineastas D.A. Pennebaker y Chris Hegedus resuelve ese misterio mostrándonos cómo dos asesores de campaña relativamente desconocidos (James Carville y George Stephanopolis) trabajaron incansablemente en el teléfono y movieron los hilos tras bambalinas. Un clásico vistazo al proceso político estadounidense en acción, "así es como se cocina", The War Room logra ser a la vez emocionante y un poco deprimente.

Puedes verla aquí: The War Room, en Amazon PrimeiTunes (enlaces en inglés)

Primary Colors (1998)

Hablando de Bill Clinton, esta película definitivamente no se trata de él... pista, pista. Basada en la novela de grandes ventas de Anónimo (que luego se reveló que era el reportero político Joe Klein), la novela en clave tremendamente entretenida de Mike Nichols sobre un lujurioso gobernador sureño que parece no poder dejar atrás sus malas mañas (ni las de su cremallera) que se postula a la presidencia y es mucho mejor de lo que los críticos en ese momento te hubieran hecho creer. John Travolta y Emma Thompson como Jack y Susan Stanton son fantásticos al mantener el fino equilibrio entre la imitación caricaturesca y la revelación psicológica. Si no la viste cuando salió por primera vez, hazte un favor y mírala ahora.

Puedes verla aquí: Primary Colors, en Amazon PrimeFandango NowGoogle PlayiTunesVuduYouTube (enlaces en inglés)

The Manchurian Candidate (1962)

Las locas teorías de conspiración política no son nada nuevo. Han existido desde siempre. Por ejemplo, el desgarrador thriller político de John Frankenheimer, protagonizado por Laurence Harvey como Raymond Shaw, un héroe de la Guerra de Corea al que los comunistas chinos le han lavado el cerebro junto con su propia madre dominante (una siniestra Angela Lansbury) y lo han convertido en un asesino involuntario. Su ambición es lograr que su vacío esposo sea elegido para un cargo más alto usando a su hijo como un peón armado. Frank Sinatra, como el excapitán de Shaw, corre contra el reloj para desprogramarlo antes de que pueda apretar el gatillo. El melodrama es llevado a los extremos, pero también lo es la paranoia y la tensión. También vale la pena echarle un vistazo a la nueva versión del 2004 protagonizada por Denzel Washington.

Puedes verla aquí: The Manchurian Candidate, en Amazon PrimeFandango NowiTunes (enlaces en inglés)

Wag the Dog (1997)

En vísperas de su reelección, el presidente de Estados Unidos está a punto de ser arrastrado a un escándalo sexual. Pero antes de que salga la noticia, sus estrategas idean la máxima distracción: inventan una guerra falsa en Albania para apartar la mente del público de su vida personal y pegarla a las pantallas de televisión. Robert De Niro, loco como un zorro, interpreta al cerebro de toda la artimaña de la falsa guerra, y Dustin Hoffman se roba el show satírico como un productor de Hollywood curtido y sin escrúpulos contratado para agregar un poco de deslumbramiento para ayudar a venderlo todo. Claro, Wag the Dog es una diversión tonta y descabellada. Pero debajo de todas las amplias carcajadas hay un aterrador elemento de verdad.

Puedes verla aquí: Wag the Dog, en Amazon PrimeFandango NowGoogle PlayiTunesVuduYouTube

ADEMÁS: 17 entretenidas películas biográficas para ver ahora (enlaces en inglés)

Y, por supuesto, Mr. Smith Goes to Washington (1939)

Esta es una película que ambos lados del pasillo político podrían soportar ver en cada ciclo electoral. En este clásico rojo, blanco y azul de Frank Capra, James Stewart interpreta a un senador de Wisconsin que irrumpe en la capital del país como mensajero de los valores y la decencia estadounidenses justo a tiempo para recordar a sus cínicos pares que vale la pena luchar por la democracia. Si eso suena cursi en teoría, bueno, en la pantalla te hará un nudo del tamaño de un pastel de manzana en la garganta. Claude Rains y Jean Arthur son perfectos como los congelados corazones que más necesitan derretirse. Una obra maestra.

Puedes verla aquí: Mr. Smith Goes to Washington, en Amazon PrimeFandango NowGoogle PlayiTunesVuduYouTube (enlaces en inglés)

Michael Murphy frente a una bandera estadounidense para la película Tanner '88.

HBO/COURTESY EVERETT COLLECTION

Michael Murphy como Jack Tanner en "Tanner '88".

Tanner '88 (1988)

Mucho antes de que HBO iniciara la era de la televisión de prestigio, financió esta ambiciosa miniserie del director Robert Altman y el caricaturista de Doonesbury Garry Trudeau. Básicamente, los dos crearon desde cero un candidato presidencial ficticio llamado Jack Tanner (interpretado por Michael Murphy) que se metió en la carrera por la Casa Blanca en 1988. En esta reveladora y radicalmente inventiva serie de 11 partes, puedes verlo difuminar la línea entre la realidad y la ficción junto a políticos de la vida real como Gary Hart, Bob Dole, Jesse Jackson, Ralph Nader y Gloria Steinem. Es fascinante. También fascinante: la futura estrella de Sex and the City, Cynthia Nixon, interpreta a su hija.

Puedes verla aquí: Tanner '88, en Amazon Prime (enlaces en inglés)

Head of State (2003)

¿Chris Rock para presidente? Bueno, tal vez no. Pero sus discursos sobre el Estado de la Unión seguramente serían entretenidos. En esta toma sesgada de Bulworth, Rock interpreta a un funcionario público de D.C. de bajo nivel que ha sido designado para postularse para la presidencia y ve cómo su estilo directo y sin tonterías se gana a los votantes escépticos cansados de que les mientan. La comedia de alto concepto es ligera y casual, pero los chistes del comediante tienen una velocidad acelerada y ocultan el aguijón de la verdad.

Puedes verla aquí: Head of State, en Amazon PrimeFandango NowGoogle PlayiTunesVuduYouTube (enlaces en inglés)

Game Change (2012)

Cuando John McCain eligió a una desconocida gobernadora de Alaska llamada Sarah Palin como su candidata a vicepresidente en las elecciones del 2008, fue tan descabellado que ni siquiera Frank Capra podría haberlo imaginado. Y una vez que ella abrió la boca, inmediatamente se convirtió en un ciervo encandilado por los faros para algunos y en una superestrella instantánea de los medios para otros. Una película sobre su ascenso de la noche a la mañana podría haber sido un éxito fácil, pero gracias a la representación empática y en niveles de Julianne Moore, vemos a Palin de una manera que nunca la vimos en la televisión o en los periódicos. Ella se vuelve humana. Solo en Estados Unidos, amigos. Solo en Estados Unidos.

Puedes verla aquí: Game Change, en Amazon PrimeFandango NowGoogle PlayHBO NowiTunesVuduYouTube (enlaces en inglés)

The Ides of March (2011)

George Clooney va detrás y delante de la cámara para este drama agudo, cínico y supertécnico sobre un joven portavoz de prensa idealista (Ryan Gosling) cuya fe en su jefe, un gobernador carismático con los ojos puestos en la Casa Blanca (Clooney), se frustra al descubrir que no necesariamente practica lo que predica. Basada en una obra de Beau Willimon (quien creó la versión estadounidense de House of Cards), The Ides of March lleva el nombre por la fecha en que Julio César fue asesinado. También fue cuando los antiguos romanos saldaron todas sus deudas. Teniendo en cuenta todas las puñaladas por la espalda y el ajuste de cuentas que se ven aquí, es fácil ver por qué Clooney eligió el título de su película.

Puedes verla aquí: The Ides of March, en Amazon PrimeFandango NowGoogle PlayiTunesVuduYouTube (enlaces en inglés)

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.