Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Obama - Día del Padre - Desempleo - AARP Everywhere Everywhere Everywhere en ... Skip to content
 

Obama, presidente y papá

El presidente habla del Seguro Social, Medicare, empleos y de la crianza de los hijos.

Barack Obama y sus hijas Sasha y Malia en una exposición en Honolulu, Hawaii

Foto: Cortesía de la Casa Blanca

El presidente Obama junto a sus dos hijas, Sasha y Malia.

In English | P: ¿Usted sigue alguna de las tradiciones del Día del Padre? ¿Qué le gusta hacer con sus hijas?

R: No hacemos nada extraordinario. Quizás alquilamos una película o jugamos algún juego de mesa. Está el momento cuando recibo una corbata o los dibujos de mis hijas, momento en que, por supuesto, armo un gran alboroto. Pero lo más gratificante para mí es, simplemente, pasar tiempo con ellas.

Vea también: No permita que Washington decida el futuro de Medicare y el Seguro Social sin usted.

P: ¿Cuál fue el momento en el que se sintió más orgulloso como padre? ¿Y cuál fue el peor?

R: Bueno, mi peor recuerdo como padre es cuando Sasha tenía 3 meses de edad y contrajo meningitis. Estar con ella en el hospital y escuchar su llanto cuando le practicaban una punción lumbar. Creo que alguien alguna vez dijo que ser padre consistía, básicamente, en vivir con el corazón en la boca. En esos momentos, uno se siente muy vulnerable. Sin embargo, los mejores momentos son constantes. Malia y Sasha llegan a casa con libretas de calificaciones que jamás había visto en mi vida [risas]. Pero de lo que estoy más orgulloso es que son niñas amables, buenas y respetuosas.

P: ¿Qué pueden hacer las madres solteras y los abuelos de este país que crían niños sin la figura paterna para lograr que sean adultos con personalidad?

R: Hay madres solteras y abuelos que realizan constantemente una tarea increíble. Sus niños pueden crecer y llegar a ser presidentes de Estados Unidos. Creo que lo que compensa todo lo demás es el amor. Lo que siempre tuve a mi lado cuando crecía fue a mi madre y mis abuelos que pensaban que yo era genial. Estoy convencido de que lo que necesitan los niños es que les proporcionen una estructura sólida y amor. La gran desventaja que enfrentan los padres solteros es el hecho de que deben estar disponibles en todo momento porque no tienen a nadie que los releve. Pertenecer a una comunidad puede ser útil; como lo sería en el caso de una madre soltera, por ejemplo, contar con sus padres o abuelos. Si ellos no estuvieran disponibles, los tíos o amigos de confianza pueden ser de gran ayuda para compartir parte de la carga.

P: El año pasado nos confió que su deseo al cumplir 50 años fue bajar el desempleo y mejorar los precios del combustible. Parece que la tasa de desempleo disminuye, pero todavía hay mucha gente que se encuentra en dificultades. ¿Qué se puede hacer por las personas de 50 años o más?

R: Bueno, en primer lugar, creo que ese segmento particular de la población en edad laboral se beneficiaría si, en términos generales, baja la tasa de desempleo y crece la economía. Así, el hecho de que en los dos últimos años hayamos creado más de cuatro millones de nuevos puestos de trabajo y de que haya un retorno de empleos en la industria manufacturera, de una manera en que no se había visto desde la década de los 90; todo eso marca una diferencia. Porque cuanto más difícil se pone el mercado laboral, habrá más empleadores que buscarán candidatos fuera de los estereotipos usuales.

Sin embargo, usted está absolutamente en lo cierto al señalar que, cuando una persona mayor de 50 años pierde su trabajo, le es mucho más difícil conseguir otro. Esto se debe a que muchos empleadores se plantean: “Bueno, es probable que deba pagarle un salario más elevado o tenga que capacitarlo de nuevo. Quizá no lo retenga por tanto tiempo o los costos de su cobertura médica sean mayores”. Por eso, tratamos de lograr que las iniciativas de capacitación laboral se orienten hacia los empleos que sabemos tendrán una gran demanda.

La semana pasada tuve la oportunidad de visitar el Lorain County Community College, en Ohio. Allí han logrado captar a trabajadores de mayor edad, con un amplio conocimiento y capacitación, aunque quizá en empleos que ya no existen, y moldear esa experiencia específicamente para alguna industria o empleo que tenga demanda en la actualidad. También es cierto que para muchos trabajadores de más de 50 años, personas con gran experiencia, resulta atractiva la opción de iniciar su propio negocio. Y hemos asignando mayores recursos financieros a través de la Small Business Administration (SBA, Agencia Federal para el Desarrollo de la Pequeña Empresa).

Siguiente: Recortes impositivos, precio del combustible y Medicare. »

P: ¿Qué le diría a una persona como mi hermano, propietario de una pequeña empresa, que en su momento corrió muchos riesgos al sacar una segunda hipoteca? Con cuatro hijos, no habría tenido a nadie que lo rescatara financieramente si fracasaba. Con el transcurso de los años, logró desarrollar un negocio exitoso que en la actualidad cuenta con 300 empleados. Sin embargo, hoy en día piensa que se lo identifica como a “uno de los más afortunados”, casi en un sentido negativo. Piensa que debería ser recompensado en vez de pagar más impuestos.

R: Lo primero que le diría a su hermano es que, desde que asumí la Presidencia, realizamos recortes impositivos destinados a beneficiar a las pequeñas empresas en diecisiete oportunidades.

P: Sin embargo, él dice que no ha notado gran diferencia.

R: Bueno, generalmente la gente no nota la reducción en los impuestos. En cambio, sí notan su incremento. Sin embargo, ahora es menor la carga impositiva en las pequeñas empresas que cuando asumí el cargo. Es cierto que si su hermano es un exitoso director ejecutivo de una empresa con 300 empleados, que recibe un muy buen salario, la carga impositiva sobre una persona como él —y debo decir que soy una de ellas— quizá esté en el nivel más bajo de los últimos 50 años. Todo lo que puedo decirle al grupo de personas que gana entre $250.000 y $1 millón al año es que podemos regresar a la escala de impuestos de los tiempos de Clinton si estamos dispuestos a reducir el déficit, lo que a la larga será beneficioso para su negocio.

Él podría estar preocupado de que la infraestructura del país sea de la mejor calidad, de que nuestras conexiones de banda ancha sean impecables, de que nuestras líneas aéreas operen eficientemente. Esas son algunas de las cosas que le permiten ser exitoso y tenemos que pagar por ellas. A los que nos ha ido bien podríamos contribuir un poco más, y a quienes les ha ido realmente muy bien, como a Warren Buffett, deberían ser capaces de hacer más aún. Creo que es importante tomar en cuenta si se tiene un ingreso superior a los $250.000 al año, incluso los que no se sienten ricos, que existe un 98 % de la población de este país que gana menos..

P: Su otro deseo era bajar el precio del combustible. En la actualidad, el petróleo es el principal producto de exportación de Estados Unidos. Si tenemos el abastecimiento, ¿por qué los precios siguen siendo tan altos?

R: La razón principal es que, en el 2010, China compró más de 10 millones de autos. La India, de repente, necesita más petróleo. Todos estos países emergentes, a medida que se eleva el estándar de vida,  quieren de repente usar más de combustible. La producción estadounidense de petróleo ha alcanzado su nivel pico en los últimos ocho años. Sin embargo, existe algo que se llama el mercado mundial de petróleo y, a pesar de que hemos incrementado la producción, la demanda crece a un ritmo mucho más acelerado que la oferta. No podemos resolver el problema perforando más.

P: ¿El oleoducto Keystone XL tiene relación con empleos más que con petróleo?

R: Canadá dispone de lo que se conoce como arenas bituminosas. Es un método costoso para extraer petróleo, pero, aun así, lo están produciendo en grandes cantidades y quieren construir un oleoducto, desde Canadá hasta el Golfo de México, para poder exportar ese combustible al resto del mundo. No es que esto vaya a provocar un impacto en el precio del combustible en Estados Unidos. A la larga, la forma de liberarnos de esta súbita alza anual en los precios del combustible es diversificando nuestra energía para incluir la solar, la del viento y la proveniente de los biocombustibles. Quiero producir más petróleo. Disponemos, probablemente, de unos cien años de reservas de gas natural. Pero, y esto es más importante, quiero que continuemos siendo cada vez más eficiente en la manera cómo usamos la energía. Si, por ejemplo, fuéramos capaces de duplicar el nivel de eficiencia en el consumo de combustible de nuestros automóviles, podríamos, con el tiempo, ahorrarle al consumidor promedio $8.000 en el surtidor. Se podría lograr este objetivo en el lapso de 10 años, desde el momento en que esos estándares entren en vigencia, ya que todos podrían obtener un rendimiento de 55 millas por galón con cualquier automóvil. El ahorro resultante equivaldría al volumen de petróleo que se tendría que bombear de Keystone en 45 años.

Siguiente: El Presidente opina sobre el Seguro Social. »

P: Hace un año, usted nos habló de Medicare, así que quisiera preguntarle del Seguro Social. ¿Apoyaría algún ajuste a los beneficios del Seguro Social con el propósito de mantener su estabilidad?

R: El Seguro Social no está en una crisis inmediata. No es la causa de nuestro déficit, en la medida en que lo son Medicare y nuestros programas de asistencia médica. Podemos retocar el programa del Seguro Social sin problema y proteger a sus beneficiaros, asegurándonos de que estará disponible para las futuras generaciones. Existen alternativas como, por ejemplo, subir levemente el tope salarial. Creo que es una medida muy sensata de adoptar. Lo que he dicho [a los republicanos] es lo siguiente: “Estoy preparado para sentarme con ustedes, de la misma manera en que se sentaron Ronald Reagan y Tip O'Neill, y producir los pequeños ajustes que se necesitan para extender la vida del Seguro Social por el término de 75 años”. Podemos hacerlo de nuevo, sin politizar el tema del Seguro Social. Y entender que millones de estadounidenses han podido salir de la pobreza gracias al Seguro Social. Es el eje sobre el que se articula toda nuestra red de contención social. No podemos privatizarla. No queremos que quede sujeta a los vaivenes del mercado de valores. La necesitamos a largo plazo para la gente.

P: Tenemos artículos de la reinvención (en inglés) que incentiva a los lectores a hacer aquellas cosas que más temen. ¿Qué es lo que usted haría?

R: Hay un montón de cosas que haría, si no fuera Presidente, ¡empezando por salir por esa puerta para dar una caminata! Creo que algo que me gustaría mucho hacer una vez que deje el cargo, y que de hecho haría, es aprender una lengua extranjera. Malia y Sasha van muy bien con el español, y siempre he lamentado no haberlo aprendido.

Subscríbase gratis al Boletín Informativo de AARP para recibir artículos de interés. Vea muestra »

 

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO