Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Cómo AARP jugó un rol clave en la creación de Medicare Skip to content
 
Pancarta con el rostro de Dra. Ethel Percy Andrus, y titulada Un Legado que Pervive

   

AARP ayuda a moldear a Medicare

Un seguro de salud de calidad para todos los jubilados continúa siendo una prioridad.

Publicidad de hombre mayor en silla de ruedas informándose sobre el Seguro Social y Medicare

Social Security History Archive & Museum (ARCHIVO Y MUSEO HISTÓRICO DEL SEGURO SOCIAL)

Los servicios del Medicare se promovieron con afiches como este.

In English | El 30 de julio de 1965 el presidente Lyndon Johnson firmó la Social Security Amendments Act of 1965 (Ley de reformas al Seguro Social de 1965) por la cual se creó Medicare. Medicare es el programa federal de seguro de salud para todas las personas de 65 años o más, independientemente del historial médico o el nivel de ingresos, y para las personas menores de 65 años que tienen alguna discapacidad permanente. Actualmente cubre a más de 50 millones de personas.

La idea de que la cobertura médica para los adultos mayores estuviera ligada al Seguro Social se había debatido desde el inicio del programa de Seguro Social en la década de 1930. Se dice que el presidente Franklin D. Roosevelt consideró un componente de seguro médico como parte integral del Seguro Social pero temió que eso redujera las probabilidades de que el Congreso aprobara el Seguro Social.

Fue recién en 1952 que la idea de un seguro médico para los beneficiarios del Seguro Social comenzó a considerarse seriamente en el Congreso. Y no fue hasta 1957 que  el representante Aime Forand (demócrata, Rhode Island) presentó un proyecto de ley para proporcionar seguro de hospitalización a los beneficiarios del Seguro Social. En 1958 se realizaron audiencias para evaluar la propuesta pero la oposición fue fuerte y el proyecto no avanzó.

Si bien AARP se fundó después de que comenzara la campaña para crear el programa que con el tiempo se convertiría en Medicare, la Asociación y su fundadora, la Dra. Ethel Percy Andrus, desempeñaron de todos modos un papel activo e importante en la promoción del seguro médico para los adultos mayores y en hacer de Medicare un programa exitoso.

"Creemos que la salud de nuestros adultos mayores es un tema que preocupa a toda nuestra gente... La protección de la salud, que alguna vez fuera un lujo, se considera ahora una necesidad en la misma categoría que la alimentación, la vestimenta y la vivienda. Nosotros sostenemos que es responsabilidad de la sociedad poner a disposición de todos los adultos mayores los mejores y más económicos tipos de protección médica.”

— Dra. Ethel Percy Andrus, fundadora de AARP

La Dra. Andrus sabía algo sobre los problemas de brindar seguro de salud asequible a las personas jubiladas. En la década de 1950 había llamado a las puertas de las compañías de seguros buscando una que estuviera dispuesta a ofrecer seguro médico grupal a los socios de la Asociación Nacional de Maestros Jubilados (NRTA). Tocó a la puerta de 42 compañías antes de que se abriera una. Y cuando eso ocurrió, en 1956, significó un cambio importantísimo en la vida de los adultos mayores. En 1958 la Dra. Andrus fundó AARP, en parte para extender un plan grupal de seguro de salud a todas las personas jubiladas.

Debido a la cobertura de salud que AARP y NRTA ofrecían a sus socios, hubo quienes supusieron que la Dra. Andrus podría ser menos entusiasta con respecto a la idea de Medicare, o incluso oponerse a ella. No era así. La Dra. Andrus abogaba por lo que fuera mejor para todos los adultos mayores. En su momento declaró: “[Nuestra Asociación] se enorgullece del éxito de nuestro esfuerzo pionero en la causa de la protección de la salud, pero busca que todos los adultos mayores tengan el mejor seguro al menor costo”.

El Proyecto de ley Forand se presentó nuevamente en 1959 y nuevamente recibió fuerte oposición. Esta vez, sin embargo, existía AARP. Con la esperanza de conciliar a ambas partes y terminar con el estancamiento, la Dra. Andrus ofreció una alternativa integral. “El 16 de julio de 1959”, dijo, “presenté al Comité de Medios y Arbitrios nuestra propuesta de acuerdo sobre el Proyecto de ley Forand, un acuerdo que creemos resuelve muchos de los aspectos controversiales de ese proyecto de ley”. AARP consideraba que su propuesta ofrecía cobertura más amplia y abordaba las objeciones más importantes de la profesión médica y la industria privada.

La propuesta de acuerdo de AARP no fue aceptada y el Proyecto de ley Forand no llegó a más de dos votaciones del comité a principios de 1960. Fue rechazado las dos veces.

En 1960, el senador John F. Kennedy (demócrata, Massachusetts) hizo del seguro hospitalario para los adultos mayores —lo que hoy se conoce como “Medicare”— uno de los temas principales de su campaña presidencial. En su discurso en ocasión de la clausura de la Conferencia sobre el Envejecimiento en la Casa Blanca en enero de 1961, el presidente electo Kennedy pidió apoyo para Medicare, que se presentó a consideración del Congreso el mes siguiente.

Desde 1961 hasta 1965, el estancamiento político obstaculizó el avance de la legislación sobre Medicare. Los proyectos de ley se presentaron una y otra vez y se realizaron audiencias en las cuales AARP presentó testimonio. Pero fue la histórica y aplastante victoria de Lyndon Johnson en las elecciones de 1964 lo que allanó el camino para la aprobación de Medicare en 1965.

Presidente Johnson firma documento con gente congregada alrededor

Universal History Archive/UIG via Getty Images

El presidente Lyndon Johnson firma la ley por la cual se crea Medicare en la Biblioteca Harry S. Truman en Independence, Misuri, bajo la mirada del presidente anterior. De pie (de izquierda a derecha), Lady Bird Johnson, el vicepresidente Hubert Humphrey y Bess Truman.

Los cambios propuestos por AARP a la ley de Medicare dieron como resultado un programa más justo y sólido. AARP hizo una diligente campaña para que la cobertura estuviera disponible para todos los adultos mayores, no solo para los beneficiarios del Seguro Social. Además, insistió en que Medicare estuviera administrada a través del Seguro Social, pero incluyó el establecimiento de un Fondo Fiduciario de Seguro Hospitalario separado del Fondo Fiduciario del Seguro Social. Ambas provisiones se incorporaron en la legislación final de Medicare.

Hoy, AARP continúa siendo una de las más firmes defensoras de Medicare. Medicare brinda cobertura asequible y garantizada de la cual dependen millones de adultos mayores.

Pero el programa enfrenta varios desafíos, entre ellos el costo creciente del cuidado de la salud y la cada vez mayor cantidad de adultos mayores. Muchos políticos en Washington dicen que la respuesta es simplemente recortar los beneficios u obligar a los adultos mayores a pagar más. AARP cree que hay una manera mejor. AARP lucha por soluciones responsables para que Medicare continúe siendo sólido: aboga para reducir el precio de los medicamentos recetados, mejorar la coordinación de la atención y el uso de la tecnología y eliminar estudios médicos innecesarios, la documentación excesiva, el malgasto y el fraude. Con esas medidas, Washington puede comenzar a colocar a Medicare en un terreno sólido, no solo para los jubilados de hoy sino también para nuestros hijos y nietos.

¿Qué opinas?

0 |

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.