Conoce más

Abrir
Teatros Regal

Regal Cinemas

Los socios ahorran en taquillas.

¿Buscas empleo?

Recursos para encontrar trabajo.

Annas Linens

Anna's Linens

Ahorros en las compras.

Driver Safety

AARP Driver Safety

Toma el curso en línea hoy.

Su dinero

¿Deberías darles una hipoteca a tus hijos?

Los pros y contras de prestarles dinero para adquirir su vivienda.

JUEGOS GRATIS de AARP:  Juegue cuanto quiera.  Es fácil, rápido y gratis.

In English | Hace algunos años, la pareja Gail y David Boesel, de Maryland, decidió liquidar buena parte de su portafolio bursátil, pues se sentían incómodos con la volatilidad del mercado de valores.

Los consultores semijubilados tomaron parte del dinero y lo invirtieron en bienes raíces. "De ahí analizamos el resto de nuestro dinero en efectivo para ver si teníamos algún tipo de ingreso", dijo Gail Boesel.

Vea también: 10 pasos para eliminar tus deudas en menos de un año.

A pesar de que algunas familias pueden prestarles el monto total, la mayoría presta la cuota inicial a sus hijos. — Foto: Alamy

Debido a las bajas tasas de interés, añadió, "no había ingresos en ninguna parte". Entonces la pareja hizo algo inusual: les dijeron a sus hijos adultos que si les interesaba una hipoteca con sus padres como acreedores, a un punto por debajo de la oferta del mercado —que en ese entonces era 3,5%—, ellos podrían financiarlos.

Dos de sus hijos aceptaron la oferta. "Para nosotros, fue una decisión obvia", dijo Gail.

Muchas personas parecen estar de acuerdo con los Boesel. Según la National Association of Realtors (Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios), la tercera parte de las personas que compran por primera vez recibió un regalo o un préstamo de sus familias para ayudarlas a comprar una vivienda en el 2011. Porque hay ocasiones en donde hacerlo tiene sentido.

Quizá tienes bastante dinero en efectivo disponible que gana muy poco interés. Quizá tus hijos ganan lo suficiente como para cubrir la cuota mensual de una vivienda, pero no tienen el crédito o la cuota inicial necesarios para cualificar por sí mismos. O quizá, como los Boesel, tus hijos tienen un buen crédito y ya tienen una hipoteca, pero puedes ofrecerles lo que vendría a ser un refinanciamiento, pero en mejores condiciones financieras.

Sin embargo, eso no significa que no debas hacer el trato con los ojos bien abiertos. "Cada familia debe evaluar si le conviene este tipo de decisión financiera", dice Timothy Burke, gerente general de National Family Mortgage, que se especializa en estas transacciones. A continuación, lo que necesitas saber al respecto.

No tienes que jugarte el todo por el todo

Aunque algunas familias se pueden dar el lujo de prestar el monto completo de la hipoteca, la mayoría de los clientes de Burke hace préstamos de la cuota inicial. "Muchos padres prestan unos $50.000 para ayudar a sus hijos a calificar para obtener hipotecas de otros prestamistas", dice. La clave es estructurar estos préstamos adecuadamente. Eso significa que se debe:

Acatar las reglas del IRS

Si deseas hacer esto por tus hijos, debes estructurar, documentar y registrar la transacción en cumplimiento con el código fiscal. A pesar de que cualquiera puede regalar hasta $14.000 anualmente a cualquier otra persona, cuando se trata de préstamos de más de $10.000 el IRS exige que el prestamista debe ganar intereses a una tasa igual o mayor de la impuesta por el IRS. Actualmente, esa tasa de interés es de alrededor de 2,5% para préstamos de más de nueve años de duración. Estas tasas cambian cada mes y generalmente se ubican entre un punto a un punto y medio por debajo del promedio.

Para que tus hijos tengan derecho a la deducción por intereses hipotecarios, la hipoteca debe estar inscrita. Es aquí que entran en juego compañías como National Family Mortgage, a pesar de que los abogados de bienes raíces a menudo realizan este trabajo. Prepararán una nota promisoria o hipotecaria que establece las condiciones, la tasa de interés, las fechas de pago y la frecuencia de dichos pagos. Este documento financiero tiene carácter legal.

Considera para qué otras cosas podrías necesitar el dinero

Si asumimos que puedes zanjar los obstáculos legales, hay otras cosas que debes tomar en cuenta.

Primero, pregúntate si realmente puedes costearlo, dice el planificador financiero de Nueva York Gary Schatsky, fundador de la empresa ObjectiveAdvice. Debes estar seguro si este es un dinero que vas a necesitar o no. ¿Lo habías separado para tu jubilación? ¿O lo heredarían tus hijos de todas maneras? Si contabas con ese dinero para tus años dorados, prestárselo a tus hijos no es la mejor idea.

Administra las expectativas: tanto las tuyas como las de tus hijos

Considera esta importante pregunta: "¿Cómo te vas a sentir sentado a la mesa el Día de Acción de Gracias con una persona que te debe $100,000 y no siempre paga a tiempo?" dice Linda Leitz, una planificadora financiera de Colorado Springs, Colorado.

Y la pregunta se la tienen que hacer las dos partes, añade.

Si, como hijo adulto, crees que tus padres van a criticar tu viaje a Europa, aceptarles un préstamo para una vivienda puede que no sea una buena idea. "Una compañía hipotecaria no te va a llamar a decirte que no le parece bien lo que gastaste en las vacaciones".

No tomes decisiones durante una crisis

Debes pensarlo racionalmente. "El peor momento para convertirte en prestamista de tu hijo es durante una situación de crisis", dice Burke. Es justo entonces cuando el hijo suele acudir al padre como último recurso. Es delicado e incómodo, por lo que es tentador tratar de resolver el problema lo más rápido posible. Pero corres el riesgo de omitir conversaciones y documentos importantes, lo cual puede resultar desastroso.

—Con la colaboración de Arielle O'Shea

Jean Chatzky es la autora de varios libros,incluido Money Rules.

También le puede interesar:

Visite la página de inicio de AARP

En
fotos

Video relacionado

campaña
independencia financiera

Ofertas y Beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Payless

Los socios disfrutan de ahorros especiales en alquiler de autos de PaylessCar.com.

Dunkin Donuts

Los socios pueden recibir una dona GRATIS con la compra de una bebida grande o extragrande en Dunkin' Donuts.

Repair Pal

Los socios ahorran un 10% (hasta $50) en reparaciones de autos en los talleres certificados RepairPal.

trivias

¿Sabe reconocer una buena oferta?

Aprenda y ahorrará cientos de dólares.

Aprenda a gastar menos en gasolina.

Ahorre dinero para mover su vehículo.

Haga la encuesta de AARP para ver quién tiene mejor crédito

¿Quiénes tienen mejor crédito?

Conozca quién gana esta batalla de los sexos.