Skip to content
 

Dormir en camas separadas puede acercar a las parejas

Si no descansa bien, considere esta opción.

In English | La mayoría de las parejas que inician una relación de largo plazo suponen que compartirán la misma cama por el resto de su vida. Pero, después de los 50, compartir un espacio para dormir puede deteriorar la relación y arruinar las relaciones sexuales. Si usted y su pareja durmieran en camas separadas, o hasta en habitaciones diferentes, es posible que sientan más amor el uno por el otro y disfruten más la intimidad.

Lea también: Cinco hábitos de las parejas felices.

Me maravilla la capacidad que tienen mis hijos veinteañeros para dormir profundamente casi en cualquier lugar —en sofás, aviones, colchones inflables y hasta en el piso— sin que les importe la luz del sol ni los ruidos fuertes. Yo también podía hacerlo.

Pero, ahora si la habitación no está en silencio y totalmente a obscuras, me paso la noche dando vueltas en la cama. A propósito de dar vueltas en la cama, mi esposa Anne suele hacerlo bastante y me despierta. ¿Pero, quién soy yo para quejarme? La mayoría de las noches ronco como una motosierra, lo que algunas veces la hace mudarse a la habitación de huéspedes.

Anne pasó muchos años quejándose de mis ronquidos (enlace en inglés) antes de decidirse a dejar la cama que compartíamos en busca de un lugar más tranquilo. Ella creía firmemente que la promesa ''hasta que la muerte nos separe'' incluía dormir juntos. Anne probó poniéndose tapones en los oídos y clavándome los codos. Me entrené para dormir de lado, la posición que hace disminuir los ronquidos, y le cosí una pelota de tenis a la parte de atrás de la camisa de la pijama, para estar seguro de que no iba a acostarme boca arriba, la posición que aumenta la probabilidad de roncar. También probé usando una almohada especial y no bebiendo alcohol por lo menos tres horas antes de irme a dormir. Todo esto me ayudó, pero nada resolvió totalmente el problema.

Entonces Anne empezó a mandarme mensajes de correo electrónico con información sobre costosos aparatos y cirugías más caras aun, de acortamiento y endurecimiento del paladar blando, que supuestamente eliminaban de una vez por todas el problema de los ronquidos. Los aparatos no me inspiraban confianza y no estaba dispuesto a gastar una fortuna en cirugía cuando bastaba con que uno de nosotros se mudara a otra habitación cercana.

Entretanto, después de que mis ronquidos perturbaron el sueño de Anne por varias noches seguidas mi amable, amorosa y comprensiva, además de atractiva esposa, se volvió no menos atractiva, pero sí algo menos amable, amorosa y comprensiva.

Esto creó tensión fuera de la cama y mitigó su entusiasmo por eso otro que hacemos en la cama.

Anne no es la única. Los cálculos varían, pero según los expertos, los hombres hacen mucho más ruido que las mujeres premenopáusicas cuando duermen. Una vez que las mujeres llegan a la menopausia es más probable que ronquen, pero los hombres siguen siendo los que más roncan.

Desde luego, los hombres no son los únicos villanos del sueño. A lo largo de los años de la transición a la menopausia (enlace en inglés), muchas mujeres sienten incomodidad por el calor cuando están durmiendo y se quitan las mantas, con lo cual dejan al hombre de su vida temblando de frío y algunas veces forzándolo a irse a la cama de huéspedes.

Además, a medida que la persona envejece suele tener un sueño menos profundo y se vuelve más exigente con respecto a las condiciones que necesita para que su sueño sea realmente reparador. Algunas personas necesitan silencio u obscuridad total o la calidez de un edredón de plumas. Otros necesitan una ventana abierta, una brisa fresca y una manta liviana. Si sus necesidades chocan con las de su pareja, tal vez ha llegado el momento de tener habitaciones separadas.

Es posible que conozca a alguna pareja que duerme en habitaciones separadas, pero pocas personas hablan de eso por temor a las bromas. Mi humilde consejo: inténtelo. Si no puede dormir cómodamente con la persona que ama, entonces no lo haga. Dormir separados tal vez no sea lo que había previsto cuando se casó, pero si sus necesidades de sueño son incompatibles, se sentirá más descansado y más feliz en camas o habitaciones separadas —y es probable que se sienta más amoroso y también disfrute más de las relaciones sexuales—.

Finalmente, si roncar es el problema, antes de abandonar a su ruidoso compañero de cama, escuche con atención. Los ronquidos fuertes que se alternan con silencios breves son un signo clásico de apnea obstructiva del sueño. "Apnea" significa ausencia de respiración. El ronquido es lo que causa que el aire no puede circular fácilmente por la vía respiratoria, lo que reduce la cantidad de oxígeno en la sangre y aumenta el riesgo de un ataque cardíaco o un derrame cerebral. Si oye silencios de ausencia de respiración entre los ronquidos, y su amado pasa el día con somnolencia, es probable que tenga apnea y deba ir al médico.

Michael Castleman. M.A., tiene mucha experiencia como educador sexual y contestará en forma gratuita sus preguntas sobre la sexualidad en GreatSexAfter40.com.

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

Siguiente Artículo

Lea Esto