Conoce más

Cerrar
Teatros Regal

Regal Cinemas

Los socios ahorran en entradas de cine


Búsqueda de trabajo con AARP

¿Buscando trabajo?

Encuentra un empleo hoy

Prescripción de medicamentos fuera de su botella

Ahorros en recetas

Programa exclusivo de Catamaran

Abuela, mamá e hija cocinando - Mes de la Herencia Hispana

Herencia Hispana

Celebra y ahorra en tu membresía de AARP

Encuesta

Juegos

Pacman

Pruebe su destreza e ingenio. Juegue

comunidad en línea
foros

AARP en Español

Comparta con otros socios. Regístrese y participe

programas

AARP TV& Radio

Disfrute las entrevistas, los personajes y los temas de la semana. Escuche / Vea

Centros de asistencia

Cómo ayudar a sus padres en una mudanza

Consejos para contratar un hogar de cuidados.

In English | Mi hermana Karen, quien es muy sensata, me dijo una vez que el cambio es siempre complicado, por mucho que uno lo planifique. ¡Soy testigo de eso! Mis hermanas y yo hemos ayudado a nuestros padres a llevar a cabo “la gran mudanza de sus vidas” de la casa en la que vivieron 28 años, y por tanto, puedo decir que mi familia ha pasado por un cambio monumental.

Fue complicado.

Si usted está pasando por una situación similar o sabe que le tocará pasar por algo así, estos consejos le servirán. 

Vea también: Envejecer en la casa de sus sueños.

Cuando mis padres, Patricia y Robert, decidieron que era hora de mudarse a un complejo residencial que se encarga de dar apoyo y asistencia a adultos mayores, ambos tenían ochenta y tantos años. Papá estaba cansado de mantener la casa y el patio. Y la razón más urgente —y lo que impulsa a muchos mayores a mudarse a alguna forma de "vivienda alternativa"— era que mi mamá había estado hospitalizada por un problema grave de gripe que la debilitó. Esta enfermedad y un problema cerebrovascular que sufrió 20 años atrás la dejaron necesitada de más ayuda. Pero el factor decisivo fue que mi papá tuvo que dejar de manejar. En ese momento, declaró: "Si no puedo manejar, es hora de mudarnos, MAÑANA MISMO". Así empezó la locura.

Fue esencial comprender el punto de vista de ambos. Como a mi mamá no le gustó la idea de mudarse, le dimos tiempo para que se acostumbrara a la idea y eso ejerció una influencia positiva sobre su estado emocional.

Presiones que se ejercen sobre el que cuida
Fue, quizás, una de las decisiones más difíciles en que he participado. He trabajado 25 años en el área de envejecimiento y quizás eso me da bastante conocimiento. Tenía plena consciencia de las repercusiones si es que mis padres acababan en un sitio inadecuado.

Aunque es importantísimo incluir a los padres de edad avanzada en el proceso de tomar decisiones —y sin agobiarlos (un equilibrio delicado)—, ellos cuentan con que se los asesore en tales asuntos. No queríamos equivocarnos. La responsabilidad de esta decisión pesaba sobre mí con la misma intensidad como si estuviera eligiendo mi propio hogar. Tuvimos que mirar al futuro sin bola de cristal y adivinar qué necesitarían nuestros padres con el transcurso de los años. Esta decisión tenía que ser acertada.

Establecer lo que quieren y necesitan
Viajé de Washington, D.C., a Phoenix y pasé varias semanas mirando diferentes sitios con una de mis tres hermanas, Susie, que vive cerca de mis padres. Hicimos una lista de las cosas que querían y las cosas que necesitarían en su nuevo hogar.

Utilicé un rotafolio para anotar, lo que ayudó a mis padres a participar en la toma de decisiones, aunque su primera inclinación era decir "lo que ustedes crean". Una vez que empezamos, descubrimos que había muchos factores que ellos consideraban importantes.

La lista incluía cosas como, por ejemplo, que los edificios y el ambiente fueran atractivos; que la gente fuera amable; que hubiera actividades estimulantes, dos dormitorios, dos baños, lavadora y secadora en el apartamento, además de comida decente; que les recordaran tomar sus medicamentos; que les prestaran ayuda con el baño si fuese necesario; que hubiera flexibilidad de atención a sus necesidades futuras; y que les proporcionaran transporte para ir a las citas médicas y otro (las principales: el masaje de papá y la peluquería de mamá). Sumamente importantes era que tuvieran un sitio seguro, sombreado, por donde pasear a Jackson, su perro, la posibilidad de instalar una puerta especial para él y una zona cercada, donde éste pudiera hacer sus necesidades.

Siguiente: Finanzas personales. »

Alertas de tema

Usted puede recibir alertas semanales por correo electrónico sobre los siguientes temas. Solo haga clic en “Seguir”

Administrar alertas

Procesamiento

Por favor espere...

progress bar, please wait

¿Qué opina?

Deje su comentario en el campo de abajo.

Para abuelos
recursos

GrandFacts

Visite la página informativa de recursos locales por estado para los abuelos que crían a sus nietos. Ir

Guía GrandFamilies

Información, consejos y recursos para los abuelos que crían nietos. Lea

 

Descuentos y Beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Anna's Linens

Los socios ahorran un 10% todos los días en Anna's Linens y AnnasLinens.com.

Faanui Bay, as seen from beach on Bora Bora, French Polynesia

Los socios ahorran hasta $525 en sus vacaciones con AARP® Travel Center powered by Expedia®.  

Pepperoni Pizza, Papa Johns Superbowl promotion for AARP members

Los socios ahorran un 25% del precio regular de los platos del menú en Papa John’s

Hispanic Heritage Month

Celebra el mes de la Herencia Hispana y recibe hasta un 25% de descuento en tu membresía de AARP