Skip to content

AARP reafirma su compromiso de ayudar a aquellos con demencia al hacer importante inversión. Entérate.

 

 

La verdad sobre los medicamentos vencidos

Si tienes pastillas viejísimas en el botiquín, a continuación encontrarás lo que necesitas saber sobre cuándo (y cómo) deshacerte de ellas.

Persona examinando medicamentos expirados

In English | Las fechas de vencimiento de la comida son por supuesto controversiales. Sin embargo, por mucho que se te revuelva el estómago si comes algo que está rancio, tomar medicamentos vencidos puede ser más complicado —y en ciertos casos, puede tener consecuencias mucho más graves—.

“Si el medicamento es uno de venta libre para tratar las molestias y los dolores ligeros, puede ser que no te beneficies el 100% si ya se venció, pero no es peligroso”, explica Rabia Atayee, profesora clínica adjunta de farmacia en la University of California, San Diego.

No obstante, para quienes toman medicamentos para enfermedades crónicas o potencialmente mortales —tales como enfermedades del corazón, convulsiones, enfermedad pulmonar obstructiva crónica o alergias graves— una medicina que no es completamente eficaz puede resultar verdaderamente peligrosa, dice.

A continuación encontrarás algunas respuestas a las preguntas comunes, que pueden ayudarte a evitar problemas cuando se trata de ingerir y desechar medicamentos vencidos.

1. “Tengo unos antibióticos de hace cinco años que quiero llevar en mis vacaciones por si acaso me enfermo. ¿Sirven todavía?”.

No te enfermarán, pero pueden no ser lo suficientemente fuertes como para combatir las infecciones, lo cual puede ser perjudicial. Con el pasar del tiempo, los antibióticos guardados en el hogar pueden perder hasta un 50% o más de su potencia, lo que significa que quizás no puedan detener un virus potencialmente mortal que te esté invadiendo el organismo.

Además, si tomas antibióticos que te sobraron de cuando te enfermaste anteriormente, no tendrás disponible una dosis completa para destruir todas las bacterias. Como señala Amy Tiemeier, profesora adjunta de farmacia práctica en la St. Louis College of Pharmacy, no tomar una dosis completa permite que se te queden en el cuerpo las bacterias más resistentes a los medicamentos. Luego te arriesgas a volver a contraer la misma infección y necesitar un medicamento más fuerte para eliminarla, lo cual puede significar efectos secundarios adicionales y antibióticos más costosos.

2. “¿Hay algún medicamento que no debería usar nunca después de su fecha de vencimiento?”.

Sí, por supuesto. La nitroglicerina oral, un medicamento usado para la angina de pecho (dolor torácico), puede perder la potencia con rapidez una vez que se abre la botella y nunca se debe tomar después de la fecha de vencimiento. Asimismo, la insulina, que se utiliza para controlar el azúcar en sangre de las personas con diabetes, puede dejar de funcionar luego de su fecha de vencimiento. Otros medicamentos que debes asegurarte de que tengan la máxima potencia incluyen los anticonvulsivos, la warfarina, la digoxina, los preparados tiroideos y los anticonceptivos orales (consulta la lista completa aquí - en inglés).

Algo más que se debe desechar después de que se venza: los inhaladores. “Perderán la potencia luego de su fecha de vencimiento”, dice Tiemeier. “Si tienes una crisis respiratoria aguda y el inhalador no te funciona, la situación puede ser peligrosa”. Lo mismo con los EpiPen; la epinefrina en los autoinyectores pierde la potencia. Igual que los inhaladores, los EpiPen se usan en situaciones potencialmente mortales como la anafilaxis, y usar uno vencido es una amenaza seria para la salud.

Por último, utilizar gotas oculares más allá de su fecha de vencimiento puede ser peligroso debido al alto riesgo de proliferación bacteriana. Puedes arriesgarte a perder la vista debido a las gotas contaminadas, según Tiemeier.

3. “¿La fecha de vencimiento de un medicamento es lo mismo que la fecha de caducidad que veo en las etiquetas de mis medicamentos recetados?”.

No. La fecha de vencimiento es la que se requiere por ley que esté en el envase grande original que el farmacéutico recibe para despachar los medicamentos. La fecha “desechar después de” o “no usar después de” en las botellas o envases que reciben los pacientes a menudo indica un período más corto, por lo general un año después de que se ha despachado, debido a razones de seguridad una vez que el medicamento ya no se mantiene en la farmacia. Algunos estados incluso exigen que los farmacéuticos añadan esta fecha. Medicamentos tales como la nitroglicerina y la insulina tienen ventanas más pequeñas de caducidad; la de la nitroglicerina es por lo general seis meses y la de la insulina es 28 días a partir del primer uso, según Atayee.

4. “Mantengo todos mis medicamentos sobre el mostrador de la cocina para acordarme de tomármelos, en vez de en el botiquín. ¿Están seguros ahí?”.

Depende. El calor y la humedad pueden afectar la potencia de un medicamento, y una cocina pequeña se calienta rápido cuando se usa la estufa o el horno. Irónicamente, el botiquín en tu baño tampoco es ideal para guardar los medicamentos, en particular si al espacio le hace falta ventilación adecuada y se vuelve caliente y húmedo. “Los medicamentos deben mantenerse en un sitio fresco y seco”, dice Atayee, quien sugiere usar una caja para almacenar con tapa. Otra cosa importante: no guardes medicamentos en la guantera de tu automóvil. Puede parecer cómodo, pero los extremos de temperatura pueden afectar la potencia del medicamento.

5. “¿Cómo puedo deshacerme debidamente de los medicamentos vencidos?”.

A pesar de que tu primera reacción instintiva puede ser machacarlos y arrojarlos en el inodoro, hacerlo puede contaminar el agua potable. Y cuando se trata de medicamentos de dispensación controlada, como los analgésicos opiáceos, no los dejes por ahí. Más de la mitad de las personas que abusan de medicamentos tales como los analgésicos, los sedantes y los estimulantes los obtienen de un familiar o amigo sin que esa persona lo sepa, según la Encuesta Nacional sobre el Uso de Medicamentos y Salud del 2011. Atayee sugiere llevar los medicamentos de dispensación controlada a la policía. La Administración de Control de Drogas de EE. UU. coordina un día nacional para deshacerse de medicinas en septiembre, durante el cual las comunidades, farmacias y grupos policiales pagan para desechar los medicamentos vencidos hasta que se establezca un programa estatal permanente.

Si tu comunidad no ofrece un programa para deshacerse de medicinas, siempre puedes machacarlas y colocarlas en botellas vacías de lejía líquida o en arena para gatos usada, a fin de evitar que caigan en manos de quien no debieran, sugiere Atayee.

6. “¿Con qué frecuencia debería desechar mis medicamentos?”.

Si deseas estar seguro de que los medicamentos serán potentes, intenta hacerlo cada seis meses. Programa esta limpieza para que coincida con otros hábitos de seguridad que pones en práctica en el hogar a mitad de año, como revisar las pilas en tu alarma contra incendios. “Considéralo como una verificación de la seguridad de toda la vivienda”, dice Atayee.

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO