En 'Remember', un cazador de nazis corre contra el reloj

Como un hombre dedicado a una lúgubre misión, Christopher Plummer es inolvidable.

DIRECTOR: Atom Egoyan
ELENCO: Martin Landau, Dean Norris, Christopher Plummer, Jürgen Prochnow
CLASIFICACIÓN: R
DURACIÓN
: 94 minutos

¿Te gusta lo que estás leyendo? Recibe contenido similar directo a tu email.

Christopher Plummer en una escena de la película 'Remember'

Christopher Plummer en 'Remember' — Cortesía de A24 Films

In English |  Parte Munich, parte Memento, el nuevo drama Remember destaca la impactante actuación de Christopher Plummer como Zev Gutman, un hombre con una tarea mortal: encontrar y matar al criminal de guerra nazi que asesinó a su familia en Auschwitz.

Como si su edad avanzada no fuera lo suficientemente retadora, Zev padece de demencia. Todos los días se despierta y pregunta por su esposa fallecida, perplejo porque se encuentra en una extraña "habitación de hotel". Se acuerda de su triste tarea solo después de consultar una carta estrujada escrita a mano al lado de su cama.

La carta fue escrita por Max Rosenbaum, un coresidente del hogar para jubilados y cazador de nazis por mucho tiempo que se encargaría de hacer el trabajo él mismo si no estuviera atado a un tanque de oxígeno y confinado a una silla de ruedas. Así como está, Max —interpretado con una urgencia ruidosa por Martin Landau— consulta diariamente por teléfono con Zev, que está viajando por todo el país en autobús, con una pistola Glock guardada en su equipo de afeitar, para investigar a posibles perpetradores.

Zev y Max saben que el hombre que buscan se llama Rudy Kurlander, pero existen cuatro personas con ese nombre, todos de la edad correcta, y todos inmigrantes alemanes con biografías misteriosas.

El director Atom Egoyan (dos veces nominado al premio Óscar por la película de 1997 The Sweet Hereafter) y el guionista primerizo Benjamin August no pierden tiempo en poner a Zev en camino. Nuestro ángel vengador es un hombre de pocas palabras, pero Plummer —que nos muestra una vez más por qué es uno de los grandes del cine— recita monólogos enteros con su rostro estoico, que vemos en primer plano extremo por mucho de Remember. A veces muestra una mirada penetrante, lleno de resolución; acto seguido, rompe a llorar por empatía. Ocasionalmente notamos la nube de confusión que cruza su rostro, seguida por su regreso resuelto a la realidad, como por pura fuerza de voluntad. Es una actuación poderosa, quizás la más sólida de esta etapa floreciente a finales de su carrera en la que Plummer, de 86 años, ha sido nominado a dos premios Óscar —ganándose uno— en los últimos seis años.

Remember algunas veces resulta ser molestamente episódica. Por suerte, el convincente —y experto— elenco avanza la trama con brío. Landau, cuya presencia es siempre bienvenida, provoca nuestra admiración por la dedicación de Max, y nuestro desdén por estar dispuesto a llevar a un hombre enfermo más allá de su límite. Dos de los Rudy Kurlander en cuestión, Bruno Ganz y Jürgen Prochnow —quienes han sido protagonistas de docenas de filmes alemanes— se enfrentan a su posible asesino, cada uno ofreciendo una perspectiva distinta sobre cómo fue salir de los campos de la muerte de la Alemania nazi.

En una destacada actuación, Dean Norris (Breaking Bad) aparece como el hijo del tercer Rudy, un miembro de la policía estatal cuyo único arrepentimiento parece ser que el equipo equivocado ganó la Segunda Guerra Mundial. Durante su magnífico y demasiado breve tiempo en pantalla, Norris se transforma sutilmente de un policía afable a uno con un rabioso sentimiento antisemítico, y nunca siquiera vemos las costuras.

A pesar de todos los elementos hipnóticos del filme, me siento obligado a quitarle unos cuantos puntos al guionista August por haber excedido su cociente de manipulación de la trama. No, no es el primero en maquinar un giro en el argumento que se base en la demencia de un personaje: Away From Her, The Notebook, y hasta Rise of the Planet of the Apes, todas estas películas lo han intentado. Como la mayoría de esos filmes Remember utiliza un interruptor de encendido y apagado para alternar entre la conciencia del personaje y las necesidades del argumento. En efecto, los personajes se olvidan solo de las cosas que el escritor desea que se olviden —cosas que son, casualmente, los hechos principales que revelan el giro final del filme—. Es hacer un poco de trampa, y le falta el respeto a aquellos que sufren los efectos de la demencia en la vida real.

Pero aparte de esos atajos del guión, no es posible rechazar las actuaciones y la dirección en las que se encuentra el corazón de Remember. Plummer y el resto del elenco son sencillamente inolvidables.

Bill Newcott es escritor, redactor y crítico cinematográfico para AARP Media.

Alertas de tema

Usted puede recibir alertas semanales por correo electrónico sobre los siguientes temas. Solo haga clic en “Seguir”

Administrar alertas

Procesamiento

Por favor espere...

progress bar, please wait

¿Quéopina?

Deje su comentario en el campo de abajo.

Trivias

¿Qué tanto sabe? Conteste la trivia

Trivias

Pon a prueba lo que sabes y diviértete. Ir

Publicidad

ofertas y beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Beneficios para miembros de AT&T

Los socios ahorran un 10% en la tarifa mensual de servicio de ciertos planes de wifi de AT&T

Member Benefit AARP Regal 2

Los socios pagan $9.50 por boletos ePremiere de Regal que se compren en línea.

Walgreens 1 discount membership aarp

Los socios ganan puntos en productos de salud y bienestar marca Walgreens

Member Benefits

Únete o renueva tu membresía hoy. Los socios de AARP obtienen beneficios exclusivos y ayudan a lograr un cambio social

Publicidad