'Greek Wedding 2' trae regalos para los fieles

Unas nuevas nupcias también sirven como una reunión familiar para Nia Vardalos y compañía.

DIRECTOR: Kirk Jones
ELENCO: Michael Constantine, John Corbett, Lainie Kazan, Andrea Martin, Nia Vardalos
DURACIÓN
: 94 minutos

¿Te gusta lo que estás leyendo? Recibe contenido similar directo a tu email.

Nia Vardalos y John Corbett en una escena de My Big Fat Greek Wedding 2

Nia Vardalos y John Corbett coprotagonizan en 'My Big Fat Greek Wedding 2'. — Cortesía de Universal Pictures

In English |  La razón principal por las continuaciones de las películas (con la excepción de The Godfather Part 2) es permitir que el público vuelva a ver a los personajes que aman. My Big Fat Greek Wedding 2 no es una gran película, ni mucho menos, pero ofrece precisamente lo que los seguidores de la original han anhelado por 14 años: 90 minutos de tiempo con la familia al estilo griego, con la colección exasperantemente cariñosa de madres, padres, hermanos y primos de la escritora y protagonista Nia Vardalos.

Así que, ¿qué más da si esta vez consiste en más de lo mismo? Para aquellos que hicieron de la original una de las comedias románticas más taquilleras de todos los tiempos —fastídiate, When Harry Met Sally— esta desenvuelta continuación es la cereza del baklava.

En la primera Greek Wedding, Vardalos hizo el papel de Toula, una mujer soltera que se acerca a la mediana edad, desesperadamente intentando equilibrar su atracción hacia el maestro de escuela Ian (John Corbett), tan blanco, anglosajón y protestante, con los requisitos conyugales de sus tradicionales padres inmigrantes. Estos requisitos se pueden resumir en una sola palabra: "Grick" (la pronunciación distorsionada en inglés de la palabra "Greek" [griego] de su padre).

Toula e Ian se casaron, como todos sabemos, y ahora son los padres aturdidos, como es de esperar, de una hija, Paris (Elena Kampouris) en su último año de la escuela secundaria. La crisis del día de la pareja: su hija tiene planes de estudiar en una universidad en la ciudad de Nueva York —y de abandonar a su ciudad natal, Chicago—. La posibilidad escandaliza a Toula, que a pesar de sus mejores esfuerzos se ha convertido en una madre casi tan posesiva como sus propios padres amargavidas.

Pero espera, hay más: como sugiere el título, otra gran unión se acerca: esta vez para los padres de Toula, que acaban de descubrir que su boda en Grecia hace 50 años no fue legítima porque al sacerdote se le olvidó firmar la partida de matrimonio. Para los familiares de Toula, obsesionados con el matrimonio, medio siglo de estar juntos y un hogar lleno de hijos y nietos no constituyen un matrimonio real. Y así es que el clan se une en todo un frenesí de preparaciones para una boda que haría sonrojar a una de las Kardashian.

Vardalos esta vez les ha dado papeles principales a la madre y el padre de Toula, en comparación con el primer filme en el que sus personajes fueron una divertida atracción secundaria. Para nuestro gran placer, las estrellas veteranas Michael Constantine y Lainie Kazan se aprovechan al máximo de la oportunidad. Kazan es tan estridente como siempre, pero interpreta con una simpatía inesperada a Maria, una mujer de setentaitantos años que juega, muy brevemente, con la idea de cambiar la dirección de su vida.

Y como Gus, el padre de Toula, Constantine parece ser una mezcla de pit bull avejentado y el Poppy Fresco de Pillsbury. Es el único personaje del filme que parece no haber cambiado en absoluto en esos 14 años —y eso les parecerá más que bien a sus seguidores, que posiblemente le rindan una ovación de pie cuando Gus utilice su característica botella de Windex para descongelar la puerta de un auto—.

Vardalos y su director, Kirk Jones (Waking Ned Divine), han básicamente creado una dulce historia de amor para la vieja pareja. Cuando Gus vislumbra a su antigua —y nueva— novia casi al final de la película, su cara estoica se derrite con una sonrisa a la vez triste y feliz. En un filme dominado por chistes ruidosos y erupciones poco delicadas, es un bello y sencillo momento de dicha.

La gloriosa Andrea Martin regresa como la experimentada tía Voula de Toula. La exprotagonista de The Second City Television (SCTV) reconoce que Voula es el personaje más rico que jamás ha interpretado en un filme, y Martin se dedica a representarla con un estilo seductor. Para esta boda, todos felizmente cambiaríamos nuestras tarjetas de mesa para garantizar que la estrella robadora de escenas se sentara en la nuestra.

Los que han llegado tarde podrían preguntarse ¿y por qué tanta algarabía? Si te deleitaste en la primera Greek Wedding, sin embargo, no necesitarás una invitación grabada para quedarte encantado con esta merecedora continuación.

Bill Newcott es escritor, redactor y crítico cinematográfico para AARP Media.

Alertas de tema

Usted puede recibir alertas semanales por correo electrónico sobre los siguientes temas. Solo haga clic en “Seguir”

Administrar alertas

Procesamiento

Por favor espere...

progress bar, please wait

¿Quéopina?

Deje su comentario en el campo de abajo.

Trivias

¿Qué tanto sabe? Conteste la trivia

Trivias

Pon a prueba lo que sabes y diviértete. Ir

Publicidad

ofertas y beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Beneficios para miembros de AT&T

Los socios ahorran un 10% en la tarifa mensual de servicio de ciertos planes de wifi de AT&T

Member Benefit AARP Regal 2

Los socios pagan $9.50 por boletos ePremiere de Regal que se compren en línea.

Walgreens 1 discount membership aarp

Los socios ganan puntos en productos de salud y bienestar marca Walgreens

Member Benefits

Únete o renueva tu membresía hoy. Los socios de AARP obtienen beneficios exclusivos y ayudan a lograr un cambio social

Publicidad