Hispanos preocupados por el Seguro Social, los ahorros jubilatorios y la economía

Sondeo de AARP entre votantes refleja sus perspectivas en cuanto al liderazgo presidencial y las finanzas personales.

Tarjeta del Seguro Social con una cura encima - Qué piensan los hispanos de los ahorros jubilatorios

Un 53% de los hispanos mayores de 50 años tienen una visión positiva frente a la economía. — Getty Images

Rosa MacAfee todavía puede oír el tintinar diario de una moneda cayendo dentro del jarrón de cerámica de su madre, una de las pocas pertenencias que sus padres trajeron de México a Arizona a principios de los años 40. La guerra estaba en plena marcha y los juguetes no eran una prioridad. Sin embargo, sin importar cuán difícil fuera la situación económica en su hogar, el depósito diario de su madre aseguraba que ella y sus cuatros hermanos contaran con recibir un juguete y una prenda de vestir en Navidad. “El único regalo que recuerdo era una nave de batalla naval que recibió mi hermano mayor”, dice ella. “Estaba hecha de cartón y tuvo que armarla”.

Esa misma frugalidad que surgió de la necesidad todavía es parte de su vida. Ahora, con 78 años de edad, ella sigue vigilando cada centavo a fin de combatir los crecientes costos. “Siempre me aseguro de ahorrar lo suficiente para esto y aquello”, dice la exadministradora de recursos humanos. “Ahorré durante todo el año para estar segura de tener suficiente dinero para reparar mi Honda Accord de 1997, y comparé precios cuidadosamente antes de comprar un pasaje para ir a la graduación de mi nieta en Chicago”.

¿Te gusta lo que estás leyendo? Recibe contenido similar directo a tu email

A través de su carrera de varias décadas, MacAfee, quien se jubiló en el 2001, tomó muchas buenas decisiones al manejar sus finanzas. Compró su casa, ahorró constantemente e hizo pequeñas inversiones. Pero cuando se jubiló, para mayor seguridad, decidió solo retirar $1,500 —en vez de los $2,000 que le recomendó su planificador financiero— de su pensión mensual. Al igual que muchos jubilados, consiguió algunos trabajos temporales.

Luego estalló la crisis financiera del 2008. Hubo ejecuciones hipotecarias por todos lados y la pensión mensual de MacAfee se redujo de $2,000 a $400. Hoy ella admite que si no recibiera los beneficios del Seguro Social, se vería obligada a vender su hogar en Phoenix y a solicitar una vivienda pública. “Así de malo sería”, dice ella. “Ahora lo único que tengo es esa pequeña pensión y el Seguro Social”.

Gráfica de los resultados de una encuesta de AARP entre votantes hispanos mayores de 50 años acerca de el Seguro Social

MacAfee no es la única que sufre de ansiedad económica. Según una encuesta nacional de AARP, los votantes hispanos de 50 años o más y las elecciones del 2016: Opiniones sobre el Seguro Social y el liderazgo presidencial, llevada a cabo en marzo, los hispanos están algo menos satisfechos (un 52%) que los votantes mayores de 50 años en general (un 58%) con sus ahorros jubilatorios. Sorprendentemente, aunque los hispanos tienen una visión más positiva de la economía (un 53%) que los votantes mayores en general (un 43%), este optimismo no significa que están satisfechos con su propia situación económica, ya que no tienen más probabilidades de sentirse satisfechos que los votantes mayores de 50 años.

Según la encuesta, este déficit financiero preocupa de igual manera a los jubilados como MacAfee y a los no jubilados. Las personas en todo el país se enfrentan a una implacable lista: pagar hipotecas, no tener suficiente dinero, la inflación y los costos de la atención médica (incluso los altos costos de medicamentos recetados). Una mala pisada —o en el caso de MacAfee, lastimarse una rodilla y tener que renunciar a un empleo a tiempo parcial— puede provocar un devastador efecto dominó. Para millones de personas, los beneficios del Seguro Social continúan siendo la única protección contra esa reacción en cadena.

Gráfica de los resultados de una encuesta de AARP entre votantes hispanos mayores de 50 años acerca de el Seguro Social

Tomen una posición sobre el Seguro Social

A principios de la campaña presidencial, AARP lanzó Take a Stand (Tomen una posición), una campaña nacional que exige, en nombre de todos los votantes, que todo candidato presidencial detalle su plan para garantizar la solidez del Seguro Social. Esto significa asegurar que las generaciones futuras reciban los ingresos adecuados y los beneficios que se han ganado. Según la campaña, si nuestros líderes no actúan, se estima que las generaciones futuras podrían perder hasta $10,000 al año.

“Los hispanos aportan al Seguro Social y merecen saber qué postura han tomado los candidatos presidenciales en cuanto a la actualización del Seguro Social para sus hijos y nietos”, dice Belén Mendoza, vicepresidenta de campañas de AARP. “Por eso, la campaña de AARP, Tomen una posición, presiona a todos los candidatos presidenciales para que les expliquen sus planes a los hispanos y a todas las personas en Estados Unidos, y digan cómo estos afectarán a los votantes y a sus familias. Quienquiera que piense que está listo para ser el presidente de Estados Unidos debe poder decirles a los votantes cómo asegurará la solidez del Seguro Social”.

Según las investigaciones, el 83% de los hispanos piensa que tener un plan para el Seguro Social es un umbral básico para el liderazgo presidencial, y el 97% cree que es importante que los candidatos expongan sus planes para actualizar el Seguro Social para las generaciones futuras.

MacAfee está de acuerdo. Ella ha visto cómo el Seguro Social ha beneficiado su propia vida y la de generaciones de su familia. Al igual que muchas mujeres, desde el 2004 hasta el 2011 ella fue la cuidadora principal de su madre, quien padeció de Alzheimer. Y como muchos latinos que tradicionalmente rechazan la opción del cuidado a largo plazo o un centro para la vida asistida, decidió traer a su madre para que viviera con ella.

“Lo único que ella tenía era el Seguro Social de mi padre, quien falleció”, dice ella. “Hasta ese momento todos ayudábamos con su cuidado”. Recientemente el nieto de MacAfee comenzó a recibir beneficios del Seguro Social cuando su madre de repente falleció. Los recibe porque su madre recibía beneficios por discapacidad del Seguro Social.

“Si no fuera por el Seguro Social”, dice MacAfee, “No sé qué haría”.

Alertas de tema

Usted puede recibir alertas semanales por correo electrónico sobre los siguientes temas. Solo haga clic en “Seguir”

Administrar alertas

Procesamiento

Por favor espere...

progress bar, please wait

¿Quéopina?

Deje su comentario en el campo de abajo.

Publicidad

seguro social
preguntas y respuestas

OFERTAS Y BENEFICIOS

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Beneficios para miembros de AT&T

Los socios ahorran un 10% en la tarifa mensual de servicio de ciertos planes de wifi de AT&T

Member Benefit AARP Regal 2

Los socios pagan $9.50 por boletos ePremiere de Regal que se compren en línea.

Walgreens 1 discount membership aarp

Los socios ganan puntos en productos de salud y bienestar marca Walgreens

Member Benefits

Únete o renueva tu membresía hoy. Los socios de AARP obtienen beneficios exclusivos y ayudan a lograr un cambio social

Publicidad