A 'Hands of Stone' le falta carácter

Robert De Niro casi salva la película como el compasivo entrenador de boxeo Ray Arcel.

DIRECTOR: Jonathan Jakubowicz
ELENCO: Ana de Armas, Robert De Niro, Edgar Ramírez, John Turturro
DURACIÓN:
105 minutos
CLASIFICACIÓN: R

¿Te gusta lo que estás leyendo? Recibe contenido similar directo a tu email.

In English  |  El boxeo como deporte continúa en retroceso. (Ver también "lesiones en la cabeza, debilitante"). Sin embargo, como tema cinematográfico, el deporte continúa siendo irresistible para los cineastas, y ha inspirado películas recientes como la magnífica Creed y la mediocre Southpaw. Más como esta última, Hands of Stone es una película biográfica poco estructurada, salvada por actuaciones bien pensadas de Robert De Niro como el legendario entrenador Ray Arcel, y Édgar Ramírez como su pupilo más exitoso, Roberto Durán. 

Aunque muchos claman a Durán como el mejor boxeador de todos los tiempos, la mayoría de nosotros lo recordamos por su infame "¡No más!" en el combate con Sugar Ray Leonard en 1980. Sí, Durán perdió el combate, pero hasta el día de hoy niega haber dicho esas palabras de rendición. 

Hands of Stone (por el apodo de Durán, “Manos de Piedra”) plantea que el dolor y frustración que llevaron al boxeador a darse por vencido esa noche en el Louisiana Superdome pueden ir tan profundo como a su niñez en las duras calles de la Ciudad de Panamá. En El Chorrillo, una barriada de la ciudad, Durán desarrolló heridas emocionales al ser abandonado por su padre, pasar hambre todos los días y presenciar el dominio —muchas veces despiadado— de Estados Unidos sobre el Canal de Panamá. El director de la película, el venezolano Jonathan Jakubowicz, intenta decirnos que el furor ciego puede impulsar a un hombre hacia la supremacía en el cuadrilátero. Pero también crea un alma hueca que puede colapsar ante la adversidad.

Como Durán, Ramírez atraviesa hábilmente el terreno emocional irregular de Durán. Canaliza de manera diestra el machismo impasible del boxeador, burlándose de sus oponentes y proyectando indiferencia al ser criticado por su entrenador. Durante momentos más tiernos, mientras el boxeador juega con sus hijos o demuestra destellos de incertidumbre, Ramírez nos hace sentir casi como voyeristas, como si estuviéramos observando algo que debería permanecer oculto.

Robert De Niro y Edgar Ramírez protagonizan la película 'Hands of Stone', Manos de Piedra

Robert De Niro y Edgar Ramírez protagonizan 'Hands of Stone'. — Rico Torres/Cortesía de The Weinstein Company

De Niro, quien es constitucionalmente incapaz de brindar una mala actuación, da un giro compasivo como el viejo Arcel, quien abandona la jubilación —forzado por la mafia de Nueva York— para orientar la carrera del joven boxeador. John Turturro aparece brevemente como el gánster que, en el asiento trasero de una limosina en un muelle oscuro de Nueva York, le advierte a Arcel que no siga intentando televisar el boxeo. Cuando estos dos se encuentran de nuevo después de una década (en el mismo muelle oscuro y la misma limosina simbólica), es difícil no pensar que Turturro filmó la primera escena, le dieron una vuelta a la manzana y filmaron la segunda; una presentación guiada.

Ambas estrellas se mantienen enfocadas durante la película, pero Hands of Stone toma demasiados riesgos para su propio bien. Jakubowicz hace hincapié en la presencia de EE.UU. en Panamá, y hay un exceso de escenas donde se representa la brutalidad estadounidense dentro y alrededor de la Zona del Canal. La relación entre Durán y su esposa, Felicidad Iglesias (la actriz cubana Ana de Armas), alterna entre candente y distante, con poca examinación de las importantes áreas entremedio. También hay una rara inclusión de un personaje algo tenebroso que actuó como mentor del joven Durán en las calles, impulsó su camino a la fama y regresa a Panamá, donde muere de una manera que pretende ser cómica y que hemos visto en docenas de películas y programas de televisión.

Ninguna reseña de películas de boxeo puede evadir su obligación de calificar las escenas de las peleas, por supuesto, y me parece que editar una de estas debe ser un gran desafío para el cineasta. El editor de la película, Ethan Maniquis, hace buen uso de sus talentos, aporreándonos con cortes frenéticos a todas las perspectivas inimaginables de los boxeadores, y aún más. Pero, en última instancia, Hands of Stone sufre en comparación con la película innovadora del año pasado, Creed, en la cual se presentaron ingeniosamente las escenas de boxeo en una toma gloriosa e ininterrumpida. El resultado grácil pareció justificar el sobrenombre del boxeo como "la dulce ciencia".

Una producción conjunta entre EE.UU. y Panamá, Hands of Stone presenta aproximadamente la mitad del diálogo en español y provee subtítulos para los que no se nos ocurrió estudiar el idioma en la escuela secundaria. Aun así, permitir que los personajes conversen en su lengua materna no brinda suficiente autenticidad para que esta película parezca ser totalmente verdadera.

Alertas de tema

Usted puede recibir alertas semanales por correo electrónico sobre los siguientes temas. Solo haga clic en “Seguir”

Administrar alertas

Procesamiento

Por favor espere...

progress bar, please wait

¿Quéopina?

Deje su comentario en el campo de abajo.

Trivias

¿Qué tanto sabe? Conteste la trivia

Trivias

Pon a prueba lo que sabes y diviértete. Ir

Publicidad

ofertas y beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Beneficios para miembros de AT&T

Los socios ahorran un 10% en la tarifa mensual de servicio de ciertos planes de wifi de AT&T

Member Benefit AARP Regal 2

Los socios pagan $9.50 por boletos ePremiere de Regal que se compren en línea.

Walgreens 1 discount membership aarp

Los socios ganan puntos en productos de salud y bienestar marca Walgreens

Member Benefits

Únete o renueva tu membresía hoy. Los socios de AARP obtienen beneficios exclusivos y ayudan a lograr un cambio social

Publicidad