AARP The Magazine

Exclusiva

Bob Dylan interpreta clásicos estadounidenses a su manera

En su primera entrevista en casi tres años, el legendario cantautor habla sobre su nuevo disco, “Shadows in the Night”, su amor por Frank Sinatra y su vida a los 70 años.

In English | Para un hombre que ha vivido a la vista de todos por más de 50 años, Bob Dylan es extremadamente privado. Cuando no está sobre el escenario —desde 1988, ha mantenido un calendario de conciertos tan incesante que se conoce como la gira inacabable— regresa al anonimato. Sin embargo, a principios del verano pasado, los representantes de Dylan se comunicaron conmigo para decirme que él quería conversar con AARP The Magazine sobre su nuevo proyecto. “Ya no trabajo para Rolling Stone”, les dije, pensando que era un malentendido, pues estuve allí por 20 años. No, dijeron, no es un error; él quiere dirigirse a tus lectores.

Y ahora, luego de cinco meses de negociaciones, un vuelo atravesando el país y días de espera, faltaba menos de una hora para nuestra entrevista y todavía no sabía exactamente dónde me iba a encontrar con el solitario artista. Mientras conducía en dirección al sol de fines de octubre desde las colinas de Berkeley, California hacia la Bahía de San Francisco, esperaba una llamada con instrucciones para ir a cierto piso de un hotel. Luego recibí el número de la habitación, toqué a la puerta y esperé.

¿Te gusta lo que estás leyendo? Recibe contenido similar directo a tu email.

Bob Dylan Illustration

Bob Dylan da sorpresas en su nuevo álbum, "Shadows in the Night." — Illustración de Tim O’Brien

Nos dimos la mano. Dylan tenía puestos una ajustada chaqueta de cuero blanca y negra que le llegaba hasta la cintura, vaqueros negros y botas. El cantante de 73 años no usaba sus características gafas de sol, y sus ojos azules me sorprendieron. Nuestro propósito era conversar sobre Shadows in the Night , un álbum de 10 amadas canciones que provienen desde la década de 1920 hasta la de 1960. Él no las compuso, sino que forman parte de lo que a menudo se llama el gran cancionero estadounidense: clásicos familiares como Autumn Leaves, That Lucky Old Sun y Some Enchanted Evening, además de otras, como Stay With Me de 1957, parecida a un himno, que son poco conocidas. En su 36.° álbum grabado en un estudio, Dylan dirige un conjunto de cinco instrumentos que incluye dos guitarras, un bajo y una guitarra de pedal metálico, y en ocasiones instrumentos de viento, en arreglos bellos y austeros grabados en vivo. Es un disco callado y temperamental, “sin tambores fuertes ni piano”, como dijo Dylan varias veces.

A medida que avanzó la tarde, Dylan habló sobre ser joven y envejecer, ser compositor y tener amigos y enemigos. Recordó con puro cariño a los artistas que influyeron en su ADN musical, desde la cantante de música gospel Mavis Staples hasta el rockero Jerry Lee Lewis. Sentado al borde de un sofá bajo en una suite de hotel poco iluminada, listo y completamente presente —pero de buen humor— parecía ansioso por comenzar su única entrevista sobre el nuevo álbum. La siguiente es una versión condensada y editada basada en nuestra conversación original y correspondencia de seguimiento. La versión completa se publicará en febrero. 



P: ¿Por qué hiciste ahora este álbum?

R: Ahora es el momento preciso. He estado pensando en él desde que escuché el álbum Stardust de Willie [Nelson] a fines de la década de 1970. Con el pasar de los años, he oído estas canciones grabadas por otros y siempre he querido hacerlo. Y me pregunté si alguien más lo vio de la misma manera que yo.

P: Va a sorprender un poco a tus admiradores tradicionales, ¿no te parece? 

R: Bueno, no les debería sorprender. He cantado muchos tipos de canciones con el pasar de los años, y definitivamente ya me han oído cantar clásicos.

P: Respetas mucho estas melodías, más que a tus propias canciones cuando las interpretas.

R: Me encantan estas canciones, y no voy a faltarles el respeto para nada. Destrozar esas canciones sería un sacrilegio. Y todos hemos oído cuando se destrozan esas canciones, y estamos acostumbrados a eso. De alguna manera, quieres corregir el daño.

P: Me di cuenta de que Frank Sinatra grabó todas estas canciones. ¿Pensabas en él?

R: Cuando empiezas a tocar estas canciones, tienes que pensar en Frank. Porque él es la montaña. Esa es la montaña a la que tienes que subir, incluso si no llegas hasta arriba. Y es difícil encontrar una canción que él no haya cantado. Él sería el tipo con quien tienes que comparar. La gente habla sobre Frank todo el tiempo. Tenía la capacidad para adentrarse en una canción a modo de conversación. Frank te cantaba a ti, no en tu dirección. Nunca quise ser un cantante que canta en dirección a alguien. Siempre quise cantarle a alguien. Yo mismo nunca compré ningún álbum de Frank Sinatra en ese entonces. Pero de todos modos lo escuchabas, en un auto o rocola. Desde luego, nadie adoró a Sinatra en la década de los sesenta como lo hicieron en los cuarenta. Pero él nunca se marchó. Todas esas otras cosas que pensamos iban a ser permanentes, se esfumaron. Pero él nunca lo hizo.

P: ¿Piensas que este álbum es arriesgado? Estas canciones tienen aficionados que dirán que no puedes igualar la versión de Frank.

R: ¿Arriesgado? ¿Como caminar a través de un campo minado? ¿O trabajar en una fábrica de gas tóxico? No hay nada arriesgado cuando de hacer álbumes se trata. ¿Compararme a mí con Frank Sinatra? Estarás bromeando. Ser mencionado al mismo tiempo que él debe ser como un gran cumplido. Y si tiene que ver con igualarlo, nadie lo iguala. Ni yo ni nadie más.


Dylan comparte sus opiniones de algunos íconos. Conócelas


P: ¿Qué crees que pensaría Frank sobre este álbum?

R: Pienso que primero que nada, le sorprendería que hice estas canciones con un conjunto de cinco instrumentos. Pienso que de cierto modo estaría orgulloso.

P: ¿Qué otros tipos de música escuchaste de pequeño?

R: Al principio, antes del rock ’n’ roll, escuché música de las grandes bandas: Harry James, Russ Columbo, Glenn Miller. Pero en el norte, de noche, podías encontrar estaciones de radio que tocaban música anterior al rock ’n’ roll: country blues. Podías escuchar a Jimmy Reed. Había una estación de Chicago que tocaba pura música country. También escuchábamos lo del Grand Ole Opry. Escuché a Hank Williams bien temprano, cuando todavía estaba vivo. Una noche, me acuerdo que escuché a The Staple Singers cantar Uncloudy Day. Era lo más misterioso que había oído. Era como cuando se acercaba la niebla. ¿Qué era eso? ¿Cómo lo haces? Me atravesó. Me las arreglé para conseguir un disco de vinilo. Y dije: “¡Wow!”. Miré la carátula y supe cuál era Mavis sin que me lo tuvieran que decir. Parecía de la misma edad que yo. Su manera de cantar me dejó pasmado. Esto era antes de que la música folk entrara en mi vida. Yo todavía era aspirante a rockero. El descendiente, si me permites, de la primera generación de tipos que tocaron rock ’n’ roll, los que se lanzaron. Buddy Holly, Little Richard, Chuck Berry, Carl Perkins, Gene Vincent, Jerry Lee Lewis. Tocaban un tipo de música que era blanco y negro. Sumamente incendiaria. Tu ropa se podía incendiar. La primera vez que escuché a Chuck Berry, no pensé que era negro. Pensé que era un pueblerino blanco. No sabía que también era un gran poeta. Y debe haber habido algún poder elitista que tuvo que deshacerse de todos estos tipos, tuvo que eliminar el rock ’n’ roll por lo que era y por lo que representaba, en parte porque tenía que ver con blancos y negros.

Siguiente: Lo que él ve desde el escenario. »

Alertas de tema

Usted puede recibir alertas semanales por correo electrónico sobre los siguientes temas. Solo haga clic en “Seguir”

Administrar alertas

Procesamiento

Por favor espere...

progress bar, please wait

¿Quéopina?

Deje su comentario en el campo de abajo.

trivias

¿Qué tanto sabe? Conteste la trivia

Trivias

Pon a prueba lo que sabes y diviértete. Ir

Publicidad

ofertas y beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Beneficios para miembros de AT&T

Los socios ahorran un 10% en la tarifa mensual de servicio de ciertos planes de wifi de AT&T

Member Benefit AARP Regal 2

Los socios pagan $9.50 por boletos ePremiere de Regal que se compren en línea.

Walgreens 1 discount membership aarp

Los socios ganan puntos en productos de salud y bienestar marca Walgreens

Member Benefits

Únete o renueva tu membresía hoy. Los socios de AARP obtienen beneficios exclusivos y ayudan a lograr un cambio social

Publicidad
Publicidad