Lo que come Bill Clinton

Bill Clinton explica por qué se convirtió en vegano

El cuadragésimo segundo presidente de Estados Unidos explica cómo puedes —y por tu salud debes— aprender a disfrutar del consumo de vegetales, también.

Bill Clinton disfrutar del almuerzo especial con Joe Conason en Nueva York - Por qué me convertí en vegano

Bill Clinton muestra orgullosamente un almuerzo íntegramente vegetariano que representa los alimentos que él consume y disfruta actualmente. — Foto: Ben Baker

In English l Cuando Bill Clinton me invitó a almorzar en mayo, yo sabía que seguramente no iba a comer bagre frito ni costillas asadas. El expresidente es actualmente un devoto vegano, es decir que no consume carne, pescado ni productos lácteos y ha mantenido una forma de vida más saludable por más de tres años. A pesar de haber imaginado que el menú de nuestro almuerzo podría ser insulso, ese sería un precio más que razonable por un tiempo a solas con un líder mundial que de insulso no tiene nada.


Vea también: Alimentos que le ayudan a mejorar la memoria.

De hecho, el Clinton en buena forma física, pulcro y bien vestido, que tuve la oportunidad de conocer muy bien durante más de dos décadas en las que cubrí su carrera, es una persona sociable y carismática. ¿Un menú insulso? Nada más alejado de la realidad.

A medida que entramos a una habitación privada con vista al concurrido Rockefeller Center en Manhattan, quedo sorprendido por un abanico deslumbrante de una docena de platos deliciosos que incluían: coliflor al horno con tomates cherry, quínoa con especias y hierbas con cebollines, remolachas ralladas con vinagreta, humus con ajo con bastones de vegetales crudos, ensalada de judías verdes al estilo asiático, una variedad de frutos secos tostados, platos con rodajas de melón y fresas y deliciosos frijoles mezclados con cebollas en aceite de oliva extravirgen.

El banquete del almuerzo le da un nuevo significado al temido cliché "Come tus verduras". Y esto es exactamente lo que Clinton quiere, ya que está tomando la epidemia de obesidad en Estados Unidos con el mismo compromiso entusiasta que llevó a la presidencia.

Mientras miro embobado, él sonríe. "Esto luce muy bien, ¿no?" pregunta Clinton. Se ve muy bien. Nos sentamos y con mucho placer empezamos a pasarnos los platos. Su preferido fue la quínoa; a mí me encantó el coliflor al horno y las judías verdes; y a los dos nos gustaron los frijoles.

El camino hacia una dieta más saludable

A los 66 años, Bill Clinton todavía viaja y trabaja a un ritmo que agota a los empleados que son dos o tres décadas más jóvenes. No obstante, a pesar de lidiar con una enfermedad cardíaca y con las quejas típicas del envejecimiento, ha logrado cambiar su dieta drásticamente, perder más de 30 libras y mantener el peso. Si él puede hacer todo eso, quizá haya esperanzas para el resto de nosotros baby boomers —y para los estadounidenses de todas las edades— cuyos hábitos de alimentación y de ejercicio físico (y gastos médicos) preocupan seriamente.

Noté por primera vez un cambio en los hábitos de alimentación de Clinton cuando estuvimos en Ciudad del Cabo, Sudáfrica en julio del 2010. (He cubierto su extraordinaria carrera pospresidencial desde el 2005, entrevistándolo con frecuencia y viajando con él por África, Europa y Medio Oriente, como así también por Estados Unidos). Todos nos estamos preparando para empezar a comer una cena tentadora que un restaurante muy refinado del hotel envió a la habitación del expresidente. Sentado junto a él, observé su plato y no vi ningún filete, camarón, pescado ni pollo en el bufé; solo un poco de fideos lo mein con vegetales y una pila de brócoli.

"¿Eso es todo lo que va a comer?", le pregunté impulsivamente.

"Así es", me respondió. "Dejé de comer carne, queso, leche, hasta pescado. Ningún producto lácteo". Sonrió y tiró de su cinturón. "Hasta el momento bajé más de 20 libras y espero llegar a 30 antes de la boda de Chelsea. Y ahora tengo mucha más energía. Me siento fantástico". (Él alcanzó su peso ideal a tiempo para la boda de su hija con Marc Mezvinsky el 31 de julio del 2010).

Siguiente: Pásame la quínoa. »

Alertas de tema

Usted puede recibir alertas semanales por correo electrónico sobre los siguientes temas. Solo haga clic en “Seguir”

Administrar alertas

Procesamiento

Por favor espere...

progress bar, please wait

hablan
los expertos

video
Ensalada de quinoa con salmón a la naranja

Nota: Para ver los subtítulos en español, presione el botón de "CC".

¿Quéopina?

Deje su comentario en el campo de abajo.

blogs

Ofertas y beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Anna's Linens

Los socios ahorran un 10% todos los días en Anna's Linens y AnnasLinens.com.

Faanui Bay, as seen from beach on Bora Bora, French Polynesia

Los socios ahorran hasta $525 en sus vacaciones con AARP® Travel Center powered by Expedia®.  

Pepperoni Pizza, Papa Johns Superbowl promotion for AARP members

Los socios ahorran un 25% del precio regular de los platos del menú en Papa John’s

Hispanic Heritage Month

Celebra el mes de la Herencia Hispana y recibe hasta un 25% de descuento en tu membresía de AARP