Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

La pérdida de la memoria a menudo es causada por problemas de salud

Desde medicamentos hasta el sueño, descubre qué puede contribuir al deterioro cognitivo. A menudo es causada por problemas de salud más generales y reversibles.

Hombre mayor sentado tratando de recordar algo mientras usa una tableta

AJ WATT/GETTY IMAGES

In English | ¿Sospechas que tu memoria no es lo que solía ser? Puede que estés en lo correcto. Pero las razones de tu degradación cognitiva quizás no sean las que te preocupan.

"Se espera que experimentemos deterioro cognitivo lento a medida que envejecemos", afirma Joel Salinas, neurólogo en el Henry and Allison McCance Center for Brain Health del Departamento de Neurología de Massachusetts General Hospital. Lo que no se considera una parte normal o esperada del envejecimiento, dice, es la demencia, una enfermedad caracterizada por "un deterioro más rápido de las capacidades cognitivas".

A muchos adultos mayores les preocupan las causas graves, como el Alzheimer, sin darse cuenta de que, "de hecho, muchos problemas cognitivos son causados por problemas de salud más generales, como problemas de tiroides, deshidratación o asuntos de estilo de vida que se pueden revertir", indica Salinas.

El funcionamiento bajo de la tiroides puede presentarse como fatiga constante y razonamiento lento, señala. Tomar demasiado alcohol puede afectar la memoria, y la deshidratación —a menudo por no tomar suficiente agua durante el día— causa la disminución del flujo sanguíneo al cerebro.

Es importante encontrar la causa de lo que está afectando tu capacidad de razonar, recordar o articular tus pensamientos. Con ese fin, Donna de Levante Raphael, directora del National Memory Screening Program (en inglés) de la Alzheimer's Foundation of America, dice que una evaluación de la memoria (cubierta por Medicare) debe ser parte de tu visita anual de bienestar. Puede que descubras que tus problemas cognitivos son causados por uno de los siguientes factores, que a menudo son reversibles.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Medicamentos

A medida que envejecemos, solemos añadir una variedad de medicamentos a nuestra ingesta diaria. Esto conlleva riesgos de efectos adversos para la salud que traen los medicamentos individuales y la combinación de ellos. Uno de los efectos secundarios más comunes de los medicamentos recetados: el deterioro cognitivo.

Tatyana Gurvich, profesora auxiliar de farmacia clínica en la Facultad de Farmacia de University of Southern California, dice que cuando los adultos mayores mencionan problemas de memoria, lo primero que ella hace es mirar los medicamentos que están tomando. Algunos medicamentos de venta libre, como la difenhidramina (Benadryl), que puede causar confusión, se pueden comprar bajo nombres de marca que los consumidores no reconocen o que están escondidos en productos combinados, como Advil PM. Los medicamentos para la vejiga hiperactiva o la incontinencia, y aquellos para la depresión y el sueño, en varias combinaciones, también pueden causar deterioro cognitivo. Combinarlos con opioides puede confundir a un adulto mayor aún más. "Desafortunadamente, los adultos mayores toman muchos medicamentos —de venta libre y recetados— que pueden causar grandes cambios cognitivos", señala Gurvich, quien anima a los adultos de mayor edad a hablar con su médico o farmacéutico sobre todos los medicamentos que toman antes de hacer algún cambio.

Falta de ejercicio

Muchos estudios muestran que el ejercicio protege las habilidades de pensamiento y memoria. Un estudio de University of British Columbia halló que hacer ejercicios aeróbicos con regularidad, como correr o caminar rápido, aumenta el tamaño del hipocampo, el cual estimula la liberación de sustancias químicas en el cerebro que afectan la salud y el suministro de células cerebrales. Además, hay un efecto negativo para las personas que no son activas: "No caminar ni hacer otros ejercicios aeróbicos con regularidad puede ocasionar que se encoja el cerebro y llevar a un aumento de cambios de la materia blanca u ocasionar lesiones pequeñas en partes de las células cerebrales que se conectan con otras células cerebrales", explica Mary Ellen Quiceno, neuróloga e investigadora en Dallas.

La buena noticia es que los efectos positivos del ejercicio en el cerebro parecen ser inmediatos. Un estudio de University of Maryland sobre la salud cerebral de los adultos mayores muestra que solo una sesión de ejercicio fomenta el que se activen los circuitos cerebrales relacionados con la memoria. En las personas diagnosticadas con deterioro cognitivo leve, al igual que en adultos mayores con buena salud cognitiva, la fluidez verbal y las medidas de función cerebral mejoran después de solo 12 semanas de ejercicio, dice J. Carson Smith, profesor auxiliar de kinesiología en la Facultad de Salud Pública de University of Maryland. "Ser físicamente activo ayuda a proteger el cerebro contra el deterioro cognitivo y la atrofia. Las personas que tienen un riesgo mayor debido a su genética y no se ejercitan tienden a tener la mayor cantidad de problemas", indica, y agrega que todos deben caminar o hacer otros ejercicios de intensidad moderada por al menos 30 minutos, cuatro días a la semana.

Problemas de sueño

"Dormir demasiado o tener muy pocas horas de sueño de alta calidad puede causar problemas de memoria, razonamiento y, particularmente, de función ejecutiva", dice Salinas. Como él lo explica, durante las etapas más profundas del sueño, el hipocampo (el área del cerebro que se encarga de la formación y la recuperación de memorias) transfiere memorias nuevas a la corteza prefrontal, un área del cerebro responsable del almacenamiento a largo plazo. Sin suficiente sueño, este proceso se interrumpe, lo que a veces conlleva resultados perceptibles.

Un estudio de University of California Berkeley halló que las personas mayores que no duermen bien experimentan pérdida de memoria y desorientación cerebral. Investigadores en el Sleep and Learning Lab de Michigan State University encontraron recientemente que la privación de sueño duplica tus probabilidades de ser incapaz de completar una serie de pasos sin perder tu lugar, y triplica el número de fallas en la atención. "Nuestros hallazgos desmienten una teoría común que sugiere que la atención es la única función cognitiva afectada por la falta de sueño", afirma Michelle Stepan, una de las investigadoras del estudio.

Ansiedad y depresión

Si sientes la mente confusa, la depresión o ansiedad pueden estar desempeñando un papel importante. El Instituto Nacional Sobre el Envejecimiento dice que la depresión es común en los adultos mayores, quienes tienden a estar más aislados, y que puede presentar las mismas señales de la pérdida de memoria. "Cuando estás deprimido, los niveles de serotonina en el cerebro disminuyen. Esto puede afectar la atención, la velocidad de procesamiento y la consolidación de la memoria, y causar una 'pseudodemencia' de la depresión", explica el neurólogo Richard Isaacson, director de la Alzheimer's Prevention Clinic en Weill Cornell Medicine y New York-Presbyterian Hospital.

Las investigaciones demuestran que la depresión y ansiedad también pueden alterar nuestro cerebro físicamente. Un estudio de Brigham Young University, por ejemplo, indica que los sujetos con ansiedad y depresión mostraron menos crecimiento de células cerebrales en áreas clave, en comparación con los que no lidiaban con esos trastornos del estado de ánimo.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.