Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

¿Es cierto que usar una mascarilla causa envenenamiento por dióxido de carbono?

Lo más peligroso de una mascarilla durante la pandemia es no usarla.

Una mujer usa mascarilla al aire libre

SOUTH AGENCY/GETTY IMAGES

In English | Es cierto que a veces usar una mascarilla puede ser incómodo: te pica la nariz, el sudor se acumula y los anteojos se empañan. Lo que no es cierto es que usar una mascarilla provoque envenenamiento por dióxido de carbono, uno de los mitos más recientes que se está difundiendo en internet.

"No es un riesgo para la salud; no está ni cerca de serlo", dice Travis Glenn, profesor adjunto de Ciencias de Salud Ambiental y director interino de Bioinformática en la Facultad de Salud Pública de University of Georgia.

Eso se debe a que el tamaño de las moléculas de oxígeno que se inhalan y las de dióxido de carbono que se exhalan "son sustancialmente más pequeñas que el virus que estas mascarillas están diseñadas para atrapar", explica el doctor Paul Pottinger, director de la Clínica de Enfermedades Infecciosas y Medicina Tropical del Centro Médico de University of Washington y profesor de Medicina y Alergias y Enfermedades Infecciosas de la misma universidad. "Por lo tanto, las mascarillas" —ya sea que las hagas tú mismo o las compres— "ciertamente son seguras desde el punto de vista respiratorio o de intercambio de gases", agrega.


Para información actualizada sobre la COVID-19 visita aarp.org/ElCoronavirus


Y ese es el caso incluso si usas tu mascarilla durante un largo período de tiempo, dicen los expertos. Pottinger hace referencia a los médicos, enfermeras y otros proveedores de cuidado de salud que usan mascarillas de grado médico durante varias horas mientras realizan trabajos que exigen un esfuerzo físico. Es común que los trabajadores de la construcción también las usen. "Siempre llevan su mascarilla y ninguno de ellos ha muerto por envenenamiento con dióxido de carbono", dice.

Las mascarillas son efectivas

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) recomiendan el uso de mascarillas de tela cuando se está en público —incluso entre personas que se sienten saludables—, para ayudar a reducir la propagación del coronavirus especialmente entre personas que no saben que están infectadas.

"Para mí, la amenaza de una mascarilla no está en el intercambio de gases, está en una mascarilla que es incómoda, que no se ajusta correctamente; una mascarilla que las personas tocan constantemente".

- Dr. Paul Pottinger, director de la Clínica de Enfermedades Infecciosas y Medicina Tropical del Centro Médico de University of Washington y profesor de Medicina y Alergias y Enfermedades Infecciosas de la misma universidad.

Varios estudios, incluido uno realizado recientemente por los CDC, muestran que cuando todas las personas las usan, las mascarillas pueden disminuir el impacto de la COVID-19 en las comunidades considerablemente. Algunos estudios incluso sugieren que las mascarillas pueden evitar decenas de miles de muertes por esta enfermedad. El Instituto para la Métrica y Evaluación de la Salud de University of Washington, por ejemplo, predice que en EE.UU. las muertes a causa del coronavirus superarán las 200,000 para el 1.º de noviembre; esas cifras bajan a 162,808 si al menos el 95% de las personas usan una mascarilla en público.

"Las mascarillas funcionan. Y si vamos a superar esto, va a requerir esa experiencia compartida de usar una mascarilla", dice Pottinger. Además, añade, el uso de la mascarilla se ha convertido en una poderosa declaración pública. "Le dice a todos los que te ven, 'me importa. Me preocupo por mí y me preocupo por ti'. Y creo que eso es muy importante".

Algunas excepciones a las directrices sobre el uso de mascarillas

Hay algunas personas que no deberían usar mascarillas por razones médicas o de seguridad. Los niños menores de 2 años están exentos de las directrices. Los CDC también establecen que nadie "que tenga problemas para respirar, esté inconsciente, incapacitado o no pueda quitarse la mascarilla sin ayuda" debe usar una.

Aunque aquellos que tengan alguna preocupación deben hablar con su médico, los expertos dicen que la frase "problemas para respirar" es para las personas con enfermedades pulmonares crónicas, como la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), o para aquellos que no pueden recuperar el aliento en reposo o que necesitan asistencia de oxígeno para ayudarlas a respirar. Si figuras en esta categoría, lo más probable es que no necesites una mascarilla de todos modos, ya que "no deberías salir de tu casa" y aventurarte en lugares públicos, dice Glenn. Las personas con enfermedades pulmonares crónicas se encuentran entre aquellos que corren un alto riesgo de padecer una enfermedad grave a causa de una infección por coronavirus y se les aconseja que limiten las salidas públicas en la medida de lo posible para evitar la exposición al virus.

"Creo que para las personas con enfermedades pulmonares crónicas, la COVID no les facilita la vida en absoluto", dice Pottinger. "Ciertamente, es muy importante que hablen con su médico sobre esto porque no solo no podemos permitir que contagien a otros, sino que tampoco podemos permitir que se contagien".


dynamic a logo mark for a a r p

Ahorra un 25% el primer año cuando te unes a AARP con opción de renovación automática. Obtén acceso al momento a descuentos, programas, servicios y toda la información que necesitas para mejorar tu calidad de vida.


Encuentra una mascarilla que te quede cómoda

Si te cuesta más respirar con la mascarilla puesta, no estás solo. Respirar es algo que la mayoría de nosotros hacemos todos los días, sin pensar, dice Pottinger. "Y si hay algo que es diferente en ese proceso natural, puede ser muy angustioso", añade. Incluso puedes sentir que no recibes suficiente aire en las inhalaciones profundas, aunque sí lo haces.

El consejo de Pottinger: haz un pequeño experimento. Con tantos diseños, marcas y materiales en el mercado, haz una prueba con unas cuantas mascarillas diferentes y encuentra la más cómoda para ti.

"Quiero que las personas practiquen su uso: no solo te la pongas estando quieto, sino que camina, sube un tramo de escalera, mira cómo se siente. Acostúmbrate. Esas sensaciones no son peligrosas, simplemente pueden ser nuevas o incómodas. Y si no se siente cómoda, prueba otra mascarilla", dice Pottinger. "Para mí, la amenaza de una mascarilla no está en el intercambio de gases, está en una mascarilla que es incómoda, que no se ajusta correctamente; una mascarilla que las personas tocan constantemente".

Y recuerda: una mascarilla cómoda no puede detener el coronavirus por sí sola. Sigue siendo importante mantener una distancia de al menos seis pies de otras personas y lavarse las manos a menudo para evitar la COVID-19. "Si hacemos estas cosas, todo va a mejorar considerablemente. No solucionará la pandemia, pero nos dará tiempo", dice Pottinger.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO