Skip to content
 

Detén la diabetes antes de que empiece

Un tercio de adultos tiene prediabetes, pero la mayoría no lo sabe.

In English | VIDEO: Mira cómo el chef Daniel Thomas prepara platos nutritivos y saludables para las personas con prediabetes, incluso te enseña maneras deliciosas de cómo añadir más frijoles a tu dieta. 

¿Qué es la prediabetes? 

Comencemos por lo que no es la prediabetes: no es una enfermedad y no tiene síntomas evidentes. Entonces, ¿por qué debe importarte? Porque la prediabetes indica azúcar alta en la sangre, simplemente no lo suficientemente alta como para presentar diabetes tipo 2 (todavía). Es una indicación de que estás en camino a presentar diabetes, a menos que cambies tus hábitos de alimentación y ejercicio. El mensaje importante es que puedes solucionar el problema si tomas los pasos adecuados.

¿Quiénes están en riesgo?

Los principales factores de riesgo son la obesidad y un estilo de vida sedentario, dice Gregg Simonson, director de capacitación y consultoría profesionales del International Diabetes Center en St. Louis Park, Minnesota. Los aspectos genéticos también son importantes: incluso personas delgadas con antecedentes familiares marcados de diabetes pueden presentar prediabetes. La American Diabetes Association (Asociación Estadounidense de la Diabetes) ofrece una prueba (en inglés) para evaluar el riesgo.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


¿Por qué el riesgo de prediabetes aumenta aproximadamente a los 45 años?

Las células del cuerpo necesitan insulina para absorber la glucosa, la que necesitan para poder funcionar. Si eres joven y sufres de resistencia a la insulina (una afección en la que las células tienen dificultad en absorber la glucosa), un páncreas más vigoroso suele poder compensar el problema al producir más insulina. Pero el páncreas se vuelve menos efectivo con la edad, explica Hillary Wright, nutricionista y directora de asesoría nutricional del Domar Center for Mind/Body Health en Waltham, Massachusetts. Esto podría hacer que se acumule más glucosa en el torrente sanguíneo.

¿Cuáles son los síntomas evidentes de la prediabetes?

No hay ninguno, y aunque aproximadamente 1 de 3 adultos en el país tiene prediabetes, el 90% de esas personas no lo saben, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). Es por esto que debes hacerte la prueba de detección a partir de los 45 años. Si tienes factores de riesgo importantes, como obesidad y antecedentes familiares, debes hacerte la prueba incluso antes. 

“Hazte la prueba de detección temprano y anualmente”, indica Simonson. “Si no hay ningún otro factor de riesgo, probablemente puedes hacértela cada 3 años”.

¿La prediabetes siempre causa diabetes tipo 2?

Cerca del 15 al 30% de las personas con prediabetes presentará diabetes tipo 2 en 5 años si no bajan de peso o practican actividad física moderada, notifican los CDC. Y esos porcentajes se incrementan a medida que envejecen las personas: una persona de 45 años con prediabetes tiene un riesgo de por vida del 74% de presentar diabetes tipo 2, se afirma en un estudio publicado en The Lancet Diabetes & Endocrinology.

La prediabetes significa que el azúcar en la sangre es más alto de lo normal, pero no lo suficientemente alta como para clasificarse como diabetes tipo 2.

Pero la prediabetes suele ser reversible. Bajar hasta el 7% del peso puede evitar que se convierta en diabetes de tipo 2, según el Diabetes Prevention Program, un estudio de referencia sobre la prediabetes de más de 3,000 adultos, publicado en el New England Journal of Medicine en el 2002.

“El aumento de peso causa cambios nocivos que sobrecargan la capacidad para usar la insulina adecuadamente”, dice la Dra. Samar Hafida, endocrinóloga del Joslin Diabetes Center en Boston. La Dra. Hafida añade que las personas con sobrepeso son 5 veces más propensas a presentar diabetes que alguien con peso normal. 

¿Importa a qué horas comas?

Las comidas y los refrigerios saludables y pequeños durante el día ayudan a mantener estable el azúcar en la sangre. Estar con hambre la mayor parte del día puede hacer que comas más por la noche y eso es dañino. “Si consumes la mayor parte de tu comida por la noche, puede ser más difícil para el cuerpo procesar esos carbohidratos sin insulina adicional”, afirma Wright. En las investigaciones, se sugiere que las personas tienen más resistencia a la insulina por la noche, añade.  

¿Cómo puede ayudar el ejercicio?

El ejercicio hace que las células estén ávidas de combustible y facilita el movimiento del azúcar desde la sangre hasta las células. “Alguien con diabetes que dé una caminata te dirá que le bajó el azúcar en la sangre”, indica Wright. “Eso es solo el efecto fisiológico del ejercicio”. Simonson recomienda hacer ejercicios de fortalecimiento y 150 minutos de actividad aeróbica moderada por semana, como una caminata enérgica. En un estudio del Duke University Medical Center en Durham, Carolina del Norte, las caminatas enérgicas mejoraron más la tolerancia a la glucosa oral que las trotadas vigorosas en los prediabéticos. El motivo es que el ejercicio de alta intensidad principalmente quema glucosa, mientras el ejercicio moderado, pero prolongado, quema grasa, lo que es mejor para el control del azúcar en la sangre a largo plazo.  

¿Puedes simplemente tomarte una pastilla?

Desafortunadamente, no hay ningún medicamento mágico. En el estudio del Diabetes Prevention Program, las personas que tomaron metformina, un medicamento frecuente para la prediabetes, redujeron el riesgo de presentar diabetes en un 31%, pero aquellas que hicieron ejercicio y bajaron el 7% del peso corporal redujeron el riesgo en un 58%. La metformina también es más eficaz en las personas entre los 25 y los 44 años que en los adultos mayores. “Una alimentación sana y actividad física, esa es la receta mágica”, dice Simonson. “Debe ser el pilar de la prevención de la diabetes”.

¿Dónde puedes obtener ayuda?

Regístrate en un programa de cambio de estilo de vida para la diabetes reconocido por los CDC. Durante un año, un instructor te ayudará a comer saludable, a aumentar la actividad física y a crear nuevos hábitos.


Más sobre la diabetes

Factores de riesgo

PREDIABETES

  • Estilo de vida sedentario
  • Obesidad
  • Tamaño grande de la cintura
  • Mala alimentación
  • Edad
  • Antecedentes familiares

DIABETES TIPO 1

No están completamente claros, pero los aspectos genéticos son un factor de riesgo importante. La diabetes tipo 1 se les diagnostica más comúnmente a los niños. 

DIABETES TIPO 2

Los mismos que la prediabetes                             

Síntomas

PREDIABETES

No tiene síntomas evidentes.

DIABETES TIPO 1

  • Aumento del apetito
  • Aumento de la sed
  • Frecuencia urinaria
  • Cansancio
  • Pérdida de peso
  • Visión borrosa
  • Cambios de estado de ánimo

DIABETES TIPO 2

  • Generalmente los mismos de la diabetes tipo 1
  • Heridas que se demoran en sanar
  • Piel oscurecida en algunas zonas del cuerpo

Tratamientos

PREDIABETES

  • Perder peso
  • Comer más frutas, vegetales y granos integrales
  • Hacer 150 minutos de ejercicio aeróbico moderado por semana

DIABETES TIPO 1

  • Terapia con insulina
  • Puede que los pacientes deban revisarse los niveles de azúcar en la sangre varias veces al día
  • Alimentación baja en grasa y rica en fibra: controlar los carbohidratos
  • Ejercicio

DIABETES TIPO 2

  • Mejorar la alimentación
  • Bajar de peso
  • Hacer ejercicio
  • Revisarse el azúcar en la sangre
  • Insulina (para algunas personas)

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO