Skip to content

Descuentos: Restaurantes ofrecen increíbles ofertas para la cena

¿Necesitas ayuda para preparar tus impuestos? Visita Tax-Aide.
Impuestos: ¿Eres chofer de Uber? También tienes que pagarle al IRS
Impuestos: Tienes hasta el 17 para rendir tu planilla, Tax-Aide te ayuda.
Descuentos: Restaurantes ofrecen increíbles ofertas para la cena
 

Una voluntaria marca la diferencia

La activista Carmen Pola recibe el premio Andrus al voluntariado, otorgado por AARP.

In English | De joven, como una agricultora inmigrante pobre a fin de la década de 1950, Carmen Pola, a veces se iba a la cama sin cenar.

"Me prometí que, si algún día tenía hijos, nunca dejaría que eso les pasara a ellos", cuenta.

Hoy, a los 73 años, Pola es una activista de largo tiempo en el barrio Mission Hill de Boston, una líder en la comunidad latina de la ciudad y una defensora incansable de las personas con necesidades.

Vea también: César Chávez vive en la memoria.

Con el correr del tiempo, ha usado su experiencia como trabajadora inmigrante para organizar y reunir a sus vecinos. Ha trabajado para unir a los residentes mayores de la ciudad para abordar problemas comunes como el acceso al cuidado de salud y los empleos, abogó para mejorar las escuelas públicas, luchó por mejores condiciones de vivienda pública e impulsó la atención de calidad para niños con problemas de salud mental.

Pola "es una de las defensoras más fuertes que he conocido —expresó Emily Shea, que encabeza la Comisión para los Asuntos de las Personas Mayores de Boston—. Vela incansablemente por los intereses de los adultos mayores en la comunidad".

Uniendo a las personas

Mission Hill es uno de los barrios de Boston más diversos racial y económicamente. Con una población de más de 16.000 personas, aloja varias universidades prominentes, hospitales de nivel mundial, proyectos de vivienda pública y un distrito histórico. Está habitado por estudiantes universitarios y profesionales médicos, residentes de larga data y vecinos nuevos de todo el mundo.

"Es solidaria, luchadora, leal y franca", dijo John Jackson, coordinador administrativo del Tobin Community Center, una agencia a cargo de la ciudad en Mission Hill que ofrece programas educativos, de ciencias sociales y demás.

Pola se apresura a hablar si los residentes dejan que sus diferencias los dividan, contó. "Le gusta unir a las personas".

Pola dijo que Mission Hill "cuenta con distintos grupos de adultos mayores: blancos, negros, asiáticos, latinos, judíos, rusos". Los distintos grupos "no se comunicaban unos con otros, aunque todos tenemos las mismas necesidades. La única diferencia es la voluntad política y el color de nuestra piel".

Para destacar las contribuciones a los latinos mayores de la ciudad, hace diez años Pola ayudó a establecer el Almuerzo anual de la Herencia Hispana en Boston, un evento que atrae a cientos de asistentes. En el 2009, ella y tres amigas fundaron el proyecto Legacy Project en el Tobin Community Center. Ofrece de manera gratuita actividades sociales y clases de gimnasia y de computación a los residentes mayores de Mission Hill.

El proyecto atrae a participantes de todos los rincones del barrio y a Pola le gustaría ampliarlo a toda la ciudad.

Siguiente: Impulsa a los adultos mayores. »

"Empodera a los adultos mayores"

"Carmen es un gran ejemplo del impacto que una persona puede tener en una comunidad —manifestó Linda F. Fitzgerald, presidenta de AARP Massachusetts—. Ella empodera a los adultos mayores en su comunidad y sabe cómo hacer las cosas, sin importar el desafío".

En reconocimiento a su activismo en nombre de las personas de 50 años o más, Pola ha sido galardonada en Massachusetts con el Premio Andrus 2012 al Servicio Comunitario, el honor más alto para voluntarios de AARP.

Nativa de Río Piedras, Puerto Rico, Pola se mudó a California con su madre cuando era apenas una adolescente. Cuando llegó a Boston en 1971 con su marido Juan y sus cuatro hijos, le asombró encontrar una ciudad segmentada por profundas divisiones raciales. Sin embargo, eso no le impidió sumergirse en los asuntos comunitarios.

"Encontré buenas personas que me tomaron bajo sus alas y me ayudaron a entender a Boston", explicó.

Antes de jubilarse, la carrera laboral de Pola incluyó un trabajo en la Oficina del Alcalde de Servicios a Residentes de la Ciudad y puestos como reclutadora para facultades de Medicina y como consultora en asuntos de servicios humanos.

Su tarea en defensa de derechos, activismo y voluntariado continúan a un ritmo frenético. Si se le pregunta cuáles serán sus siguientes proyectos, Pola tiene una lista: preservar la vivienda asequible para mantener en su barrio a los residentes de toda una vida, ayudar a los residentes mayores que enfrentan problemas de adicción y escribir acerca de asuntos sociales.

Cada vez tiene más importancia para Pola el pasarle a la próxima generación de activistas los conocimientos adquiridos durante años de organización comunitaria.

 "Me gustaría enseñarles a los jóvenes cómo hacer lo que yo hago. No hay ninguna ciencia, solo es un compromiso —expresó—.

No podemos detenernos. Hay demasiado por hacer. Mi madre tiene 93 y todavía está muy activa. Ha sido un gran ejemplo".

Visite www.compartiresvivir.org o aarp.org/ma (en inglés) para consultar las oportunidades de voluntariado.

También le puede interesar:

5 alimentos que le ayudan a reforzar su sistema inmunológico.

No gaste una fortuna, 99 maneras de ahorrar.

Recuerde visitar la página de inicio de AARP para encontrar ofertas, juegos, tips de salud, dinero y más.

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTICULO