Skip to content

Descuentos: Restaurantes ofrecen increíbles ofertas para la cena

¿Necesitas ayuda para preparar tus impuestos? Visita Tax-Aide.
Impuestos: ¿Eres chofer de Uber? También tienes que pagarle al IRS
Impuestos: Tienes hasta el 17 para rendir tu planilla, Tax-Aide te ayuda.
Descuentos: Restaurantes ofrecen increíbles ofertas para la cena
 

Planear el retiro en medio del caos de los mercados

Resístase a vender las acciones y deje que este ciclo siga su curso normal.

In English | Hablando de las ocasiones que nos ponen a prueba, nada parece seguro excepto las cuentas bancarias aseguradas, que no pagan nada después de deducir los impuestos y la inflación.

Los inversores que salieron del mercado accionario en el año 2008, en forma permanente, quizás se sientan reivindicados. Tal vez usted esté pensando en hacer lo mismo, ahora que las acciones y los fondos de inversion han bajado nuevamente.

Vea también: Consejos para enfrentar una baja en el mercado financiero.

Su tarea de planificación número uno, ya sea que esté previendo su jubilación a futuro o ya esté jubilado, es averiguar cómo puede pagar sus facturas en el futuro. O, en otras palabras, cómo vivir con el ingreso que razonablemente espera obtener.

Cuando tiene 35 años, usted puede acumular acciones y pensar que en 30 o 40 años va a estar bien. Cuando tiene 50, 60 o más, necesita tener mayor certeza en su vida.

Una cosa cierta es que las acciones se derrumban con regularidad, y luego se recuperan. Durante los últimos 110 años, los inversores han sobrevivido a los mercados bajistas (cuando los precios bajan un 20 % o más) o a las correcciones severas (es decir, cuando los mercados no están tan mal como para considerarse bajistas) más de un tercio del tiempo.

A veces las caídas simplemente interrumpen una fuerte tendencia alcista, como los años favorables para los inversores que comenzaron en 1983 y finalizaron con una crisis en el año 2000.

Durante otros períodos, los precios oscilan —suben y bajan— sin generar ganancias netas con excepción de los dividendos reinvertidos. Este ha sido el caso desde el descalabro del año 2000. (Nota histórica: la oscilación de precios anterior duró más de 16 años, desde 1966 a 1982.)

El mercado de bonos es otra historia. Desde la década del 80, los bonos y los fondos de inversión de bonos han aumentado significativamente su valor —de hecho, más que las acciones— a medida que bajaba la tasa de interés y la inflación. ¿Quién lo hubiera pensado? ¿Y quién hubiera pensado que el mundo desarrollado sufriría una crisis bancaria y de deflación de deuda que todavía no ha alcanzado su fin?

Esto me recuerda su planificación personal. Luego de los períodos desfavorables prolongados para las acciones, siempre le siguen períodos prolongados de fuertes alzas, a pesar de que nadie puede predecir cuándo comenzará el siguiente ciclo.

Mientras tanto, toda persona jubilada o próxima a jubilarse necesita contar con la seguridad financiera suficiente como para atravesar la crisis actual. En términos generales, usted tiene que considerar tres cosas.

Primero, ¿cuánto dinero quiere invertir en acciones (siempre en fondos de inversión en acciones bien diversificados)? Yo sugiero invertir tan solo un 20 % o 30 %, para personas que dependen de sus ahorros para pagar sus facturas, y el resto invertirlo en vehículos de inversión de ingreso fijo, de alta calidad y diversificados como bonos, fondos de bonos y certificados de depósitos bancarios asegurados. Quizás también quiera considerar una anualidad que comienza a pagar de inmediato.

Resístase a vender acciones en un ataque de pánico. Permita que este ciclo siga su curso.

Algunos ahorristas piensan que es descabellado comprar bonos. Durante años, han escuchado a los pesimistas decir que, en cualquier momento, el déficit federal desencadenará tasas de interés e inflación muy altas. Si esto ocurriera, el valor de las inversiones de ingresos se estancaría.

Siguiente: Las predicciones son una mala consejera.>>

Basta de predicciones. En los últimos 10 años, los fondos de bonos del Tesoro a largo plazo han tenido un rendimiento del 7 % al 8 % anual.

En agosto, cuando las acciones colapsaron, los bonos subieron nuevamente. La economía de EE. UU. es demasiado frágil como para soportar mayores tasas de interés y de inflación, salvo por períodos breves, afirma el economista y especialista en bonos Lacy Hunt de Hoisington Investment Management. Los déficits federales, si no se abordan como corresponde, pueden generar un aumento de las tasas de interés algún día, "pero ese día no está al alcance de la mano".

Segundo, si usted cobra un sueldo, siga invirtiendo regularmente en su plan para la jubilación 401(k) o en otro plan, inclusive la parte que invierte en acciones. Usted se alegrará cuando el mercado suba nuevamente.

Fidelity Investments analizó recientemente las fortunas de 7,1 millones de participantes en los planes 401(k) que administra la compañía. Las personas que abandonaron el mercado accionario en octubre del 2008 y nunca regresaron, ganaron un 2 % hasta junio del 2011. Aquellos que salieron y regresaron ganaron un 25 %. Los ahorristas que por lo menos conservaron parte del dinero en el mercado durante todo el período ganaron un 50 % en promedio. Compraron acciones a precios más bajos, lo que eventualmente les resultó muy útil.

Por último, resístase a vender acciones en un ataque de pánico. Permita que este ciclo siga su curso. Cuando el mercado suba nuevamente (¡lo hará!), podrá analizar si desea cambiar su forma de invertir. Y no se mantenga totalmente apartado de las acciones. Todavía valen la pena, para esa parte de sus ahorros que no necesitará durante otros 10 o 20 años.

Jane Bryant Quinn es experta en finanzas personales y autora de Making the Most of Your Money NOW.

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTICULO