Skip to content
 

Cómo simplificar las tareas que llegan con el otoño

Consejos prácticos y baratos para refaccionar, limpiar y cuidar el hogar antes del invierno.

In English | Quizás lo que más nos atrae del otoño son las hojas coloridas de los árboles y los días frescos, pero todo dueño de casa sabe que también es el momento del año en que hay que ocuparse del mantenimiento para proteger el hogar de los rigores del invierno. Si quiere dedicarle más tiempo a disfrutar del esplendor del otoño y menos tiempo a algunas tareas pesadas de mantenimiento anual, siga los siguientes consejos.

Elimine las corrientes de aire frío

Si su casa está bien protegida de las temperaturas más frescas del otoño, pero sigue notando que hay corrientes de aire y pisos fríos, es probable que el aire de afuera esté entrando por los marcos de las ventanas y las puertas. Aunque tenga los sistemas de aislamiento y de calefacción bien instalados, esto no bastará para mantener el interior de su casa caliente si el aire exterior se filtra a través de hendiduras y grietas de su vivienda. De hecho, el programa Energy Star (en inglés) del gobierno federal señala a las fugas de aire como una de las principales causas de la pérdida de calor, lo que puede costarle hasta un 10% de su factura anual de electricidad.

¿La solución? Un par de tubos de sellador de alta calidad para uso exterior puede resolver el problema por muchos años. Compre sellador de látex acrílico ($5 por un tubo de 10 onzas), especial para ventanas y puertas que tiene una garantía de 30 años. Selle las grietas y las hendiduras en un día caluroso para lograr una buena adhesión.

Consejo: Puede detectar las fugas de aire muy rápido si usted mismo hace su verificación para ahorrar energía. Adentro de su casa, encienda una varita de incienso (asegúrese de que es un perfume que puede aguantar) y lentamente mueva el incienso encendido cerca del marco que rodea las ventanas y las puertas exteriores. Si el humo se mueve es porque encontró una fuga de aire. Observe dónde está situada y coloque sellador alrededor del marco exterior. ¿Tiene una fuga de aire debajo de la puerta? Reemplace el protector del umbral si está gastado, o compre uno más grueso si hay una separación entre la puerta y el piso.

Proteja sus canaletas

En el otoño, la limpieza de las canaletas es una obligación para prevenir obstrucciones, retorno del agua y las barreras de hielo que se forman en el invierno. Pero, eso de mantener las canaletas sin desechos es una tarea difícil: en el preciso momento en que usted acaba de retirar lo que quedaba de sucio, los vientos inevitablemente vuelven a depositar un nuevo lote de hojas en las canaletas recién limpiadas.

Puede ahorrarse esta tediosa tarea si instala protectores para las canaletas. La función de los protectores de canaletas es dejar pasar el agua por la canaleta para que fluya por el bajante, al tiempo que retienen las hojas, las ramas y las semillas. Los diversos tipos incluyen tela metálica, inserciones de goma espuma y protectores de tensión superficial, que empujan los desechos a la superficie y canalizan el agua hacia la canaleta.

Sin embargo, los precios pueden ser un inconveniente. Los protectores instalados profesionalmente pueden costar hasta $30 por pie lineal. En una casa de 2.000 pies cuadrados con 180 pies lineales de canaleta, el costo es de $5.400.

Por suerte, hay algunos protectores para canaletas que son relativamente menos costosos y puede instalarlos usted mismo. Éstos se encuentran ya listos en las tiendas especializadas a un precio que varía de $1 a $5 por pie. La revista Consumer Reports (en inglés) recomienda las marcas Gutterglove, Amerimax Home Products y Raindrop. Puede instalarlos en medio día y se ahorrará muchos días subido a una escalera en el futuro.

Consejo: Compre los protectores usted y hágalos instalar con un profesional, a un costo de $300 ó $500. Sigue siendo más económico que las marcas que ofrecen los instaladores.

Pinte las superficies externas

Prolongue los períodos entre los proyectos grandes de renovación de la pintura exterior haciendo retoques en cualquier superficie pintada que tenga grietas, astilladuras o burbujas. Limpie bien el área que va a pintar y lije superficialmente. Aplique pintura exterior de la mejor calidad para mantener el revestimiento y los marcos como nuevos. Si va a volver a pintar su casa, gaste un poco más y compre pinturas de la mejor calidad que le durarán mucho más que esas pinturas en oferta; así, a la larga, ahorrará tiempo y dinero.

Consejo: Compre la pintura para retoques en latas pequeñas (quarts) con tapas atornilladas para guardarlas fácilmente.

Repare los marcos

Reemplace los marcos de madera agrietados o podridos con marcos sintéticos que son prácticamente impenetrables a la humedad y los insectos. Los materiales sintéticos actuales, hechos de plástico y fibras de madera, vienen en una variedad de tamaños, formas y texturas y ya están listos en las tiendas especializadas para mantenimiento y remodelación de casas. Vienen con una capa de sellador (primer) o prepintados y son fáciles de utilizar y de instalar. ¿Y qué es lo mejor de todo? Una vez que haya colocado los marcos sintéticos, puede olvidarse del mantenimiento constante.

Consejo: Hoy en día, los marcos de material compuesto de madera se hacen con fibras de madera recicladas, no contienen formaldehidos (o metanal) y pueden reciclarse.

Ábrale el paso a la luz

Las ventanas limpias y resplandecientes dejan pasar mucha luz y ayudan a alejar las depresiones invernales. Haga rápidamente esta tarea de limpieza esencial del otoño utilizando un limpiador casero preparado con dos partes de amoníaco ecológico y una parte de agua tibia.

Y olvídese de limpiar las ventanas con periódicos; todo lo que logrará será tener las manos llenas de tinta y montañas de papeles húmedos. Utilice mejor los paños de microfibra que no dejan rayas en los vidrios, absorben el agua y reducen el tiempo de limpieza. Los tamaños adecuados para limpiar ventanas vienen en paquetes; por ejemplo, un paquete de paños de 12 x 16 pulgadas, cuesta unos $20.

Consejo: Los paños de microfibra pueden usarse varias veces. Lávelos en la lavadora, luego póngalos en la secadora y tendrá un juego limpio de paños para limpiar las ventanas.

Más vale prevenir que lamentar

Desconecte las mangueras antes de la primera helada. Evitará que las espitas que están al aire libre se congelen o revienten, lo que ocasionaría fugas de agua importantes y muchas horas de reparaciones. Ya que está haciendo eso, cerciórese de drenar toda el agua de su sistema de irrigación para evitar fugas y cabezales de rociadores reventados cuando llegue la primavera.

Consejo: Si instala protectores a prueba de congelación para las mangueras, se quitará la preocupación del clima frío.

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

Siguiente Artículo

Lea Esto