Skip to content
 

Estoy segura que a usted le encanta el otoño. En la zona noreste del país, donde vivo, las hojas de los árboles están ya preparadas para pintar una vez más el paisaje con esa increíble variedad de naranjas, rojos y amarillos. Son precisamente estos colores, junto a los inconfundibles aromas del otoño, los que cada año nos inspiran a decorar el hogar con un toque otoñal. Hoy le comparto cuatro ideas muy prácticas.

Vea también: 6 colores con poderes curativos y decorativos.

1. Olor a otoño

Nada resulta más acogedor en estos meses que entrar a una casa y respirar el aroma tan único del otoño. Como esas tardes de octubre cuando de la cocina se escapa el delicioso aroma de un pastel de manzana recién salido del horno. Uno de los regalos de la jubilación es precisamente tener más tiempo para dedicarse a hacer lo que le gusta, ¡como cocinar un pastel en mitad de la tarde! Si este es su caso, seguro que su hogar huele en estas fechas a manzanas o a pastel de calabaza y canela. Para los que andan todavía con el ‘corre corre’ y las prisas, en las tiendas se venden una gran variedad de velas y ambientadores que tratan de imitar—más o menos con éxito— estos olores festivos. Pero, ¿por qué gastarse el dinero cuando puede recrear fácilmente este aroma usando ingredientes naturales, y sin gastar nada?

Empiece poniendo en la estufa una olla pequeña con mucha agua y caliéntela hasta que empiece a hervir. Añada entonces sus ingredientes favoritos y deje que hiervan unos minutos. Baje a continuación el fuego y cocine continuamente a fuego bien lento. Aquí tiene una receta que dará ese aroma de otoño a su hogar:

  •  1 naranja cortada en cuartos
  • 1 manzana cortada en cuartos
  • 1 limón cortado en cuartos
  • 2 palitos de canela
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1 ramita de romero

Ponga todos los ingredientes en una cazuela con agua y deje que hiervan a fuego lento. No se olvide de ir añadiendo agua a medida que lo necesite (cada media hora, aproximadamente. Para no olvidarse, puede poner la alarma del horno cada media hora). El delicioso olor a otoño durará el tiempo que mantenga el agua hirviendo, pero si nota que pierde intensidad, reemplace los cítricos y los palitos de canela. Tenga también siempre la precaución de retirarlo del fuego si va a salir de casa. Pruebe a modificar la receta añadiendo otros ingredientes característicos de otoño. Por ejemplo, en vez de agua, use sidra de manzana, además puede usar jengibre, hojas de laurel, nuez moscada, bayas enteras de pimienta de Jamaica (allspice), anís estrella y o vainas de cardamomo.

Siguiente: Hojas secas: las protagonistas del otoño. »

2. Hojas secas: las protagonistas del otoño

Algunos de mis arreglos favoritos en estas fechas, y con los que se consigue un mayor impacto visual son, al mismo tiempo, los más sencillos de hacer. Pruebe, por ejemplo, a utilizar un florero pequeño y de cristal, de los que se usa normalmente para mostrar una sola flor, y ponga en su lugar una sola hoja de otoño. Escoja una hoja grande y que muestre todos los colores de esta estación. Otra idea original es colocar una sola hoja de otoño entre dos láminas de cristal fino. Enmarque el cristal en un simple marco de fotos y cuélguelo de la pared para que parezca que la hoja está flotando en el espacio o si prefiere póngalo sobre la mesa de la entrada. Si no encuentra fácilmente hojas de otoño naturales para hacer estos arreglos, puede sustituirlas por las hojas secas de tela que se venden en las tiendas de manualidades.

3. Calabazas: cómo decorar ¡sin tallar!

Aunque cortar, tallar y decorar las calabazas es divertido, sobre todo, cuando hay niños o nietos en casa, ¡es trabajoso para las manos! Por eso le comparto un par de ideas sencillas para decorar usando calabazas sin todo el lío ni el esfuerzo que significa tallar.

  • Pinte las calabazas con pintura de pizarra en espray. Hoy en día es fácil encontrar este tipo de pintura. Tenga preparadas tizas de colores para cuando los nietos vengan de visita y deje que decoren las calabazas con sus diseños o motivos de Halloween favoritos.
  • Utilice un pegamento simple para pegar cintas y lazos de distintos colores y diseños alrededor de la calabaza. Pruebe también a intercalar las rayas hechas con lazos o cintas con otras decoradas con brillantina.

4. Centros de mesa con flores, frutas y velas

El poder decorativo de las frutas nunca deja de sorprenderme. Unas cuantas manzanas rojas, verdes y amarillas, por ejemplo, apiladas en una cesta resultan un precioso adorno para la cocina o el comedor de otoño. Si quiere probar un arreglo original y diferente, consiga una vieja caja de madera de las que suelen dar gratis en cualquier frutería. Combine dentro una maceta con crisantemos de otoño o un topiario de hierbas otoñales, con otra maceta de la que “florezcan” los frutos típicos de esta estación, como mazorcas de maíz secas o calabazas de distintas formas, tamaños y colores. Complete con ramas y ponga la caja en la entrada de su hogar para dar la bienvenida al otoño.

Si para celebrar la nueva estación tiene planificada alguna fiesta o reunión con familiares o amigos, le recomiendo dos tipos de decoraciones que añadirán la luz adecuada y crearán el ambiente perfecto. Para crear un centro de mesa original, usando manzanas y pequeñas calabazas, corte un círculo en la parte superior de todas ellas e introduzca en el hueco una pequeña vela de té. Póngalas juntas en un plato decorativo —y ¡encienda las velas!—

Pruebe también a poner palitos de canela rodeando el perímetro exterior de un vaso de cristal. Ate los palitos con un lazo decorativo y ponga una vela de pilar dentro del vaso. Además de decorar, la canela irá desprendiendo su delicioso aroma a medida que se va calentando el candelabro. Estas ideas resultarán perfectas para dar ambiente a su velada mientras comparte con sus invitados un vaso de sidra de manzana caliente con un toque de canela en polvo.

Cristina Mella es una experta en decoración y estilo de vida, que escribe columnas especializadas en el hogar en su sitio web cristinamella.com.

Siguiente Artículo

Lea Esto