Skip to content

AARP reafirma su compromiso de ayudar a aquellos con demencia al hacer importante inversión. Entérate.

 

 

Las estrellas de 'Last Vegas' se divierten

Morgan Freeman, Michael Douglas, Robert De Niro y Kevin Kline se ríen de sus vidas… y lo que está por venir.

Película Last Vegas con Morgan Freeman, Michael Douglas, Kevin Kline & Robert De Niro

Art Streiber

Una noche solo para hombres: Kevin Kline, Michael Douglas, Robert De Niro y Morgan Freeman.

In English | Cuatro estimados actores. Seis premios Óscar. Un legado combinado de algunas de las películas más icónicas jamás rodadas: Raging Bull, Wall Street, The Shawshank Redemption, The Big Chill y tantas más.

Mira también: Reseña y tráiler de Last Vegas, en busca de la eterna juventud.

A medida que llegan Robert De Niro, Michael Douglas, Morgan Freeman y Kevin Kline uno por uno a un estudio fotográfico de Manhattan para hablar sobre Last Vegas, una película divertidísima sobre amigos que acaba de estrenar, el momento se siente monumental. Es como ver al Monte Rushmore tomar forma. Y entonces comienza la fiesta.

A medida que los fotógrafos y escritor de AARP The Magazine se sitúan, se abren botellas frías de champán. Se sirven martinis de pepino. Los actores brindan por una vida larga, felicidad y prosperidad constante.

Hay un momento en el que Douglas, de 69 años, que todavía recibe aplausos de la crítica por su interpretación de Liberace este año en la película de HBO Behind the Candelabra, comienza y anima a los demás a cantar a coro My Girl. ¿Qué importa que apenas sean las 5 de la tarde un martes? "Cuando se llega a esta edad, se celebra, punt—", dice Freeman, de 76 años de edad, con esa voz de barítono elegante. "No importa si es de día o de noche. Un amigo te entrega una copa, lo miras a los ojos y brindas, 'Salud'".

Hasta para estos titanes de Hollywood, pasar tiempo juntos es claramente algo especial. De una u otra manera, a pesar de cada uno tener cientos de créditos de cine, televisión y teatro, nunca habían trabajado juntos hasta ahora. "¿Cuáles son las probabilidades?", dice Kline, el bebé del grupo a los 65 años de edad. " "Michael, Morgan, Bobby…" Todos llaman "Bobby" a De Niro, que cuenta con 70 años de edad.

Michael Douglas en la película Last Vegas con Morgan Freeman, Kevin Kline & Robert De Niro

Art Streiber

Michael Douglas, quien se hiciera famoso con "The Streets of San Francisco (Las calles de San Francisco)", programa de mucho éxito de los años 1970.

Estrellas de teatro, cine y televisión

Kevin Kline no es ningún vago. Apodado "el Olivier estadounidense", ya se había ganado dos premios Tony cuando debutó en el cine en 1982 como el amante de Meryl Streep en Sophie's Choice. El año siguiente conoció a su esposa, la actriz Phoebe Cates, mientras hacía una audición para The Big Chill. Ella ha estado a su lado desde entonces, para todo: un premio Óscar como Mejor actor de reparto por A Fish Called Wanda; nominaciones a premios Globo de Oro y Emmy; un hijo y una hija, de 22 y 19 años. Kline mueve su cabeza de lado a lado mientras recita sus edades. "Algunas veces pienso, '¿No fui así de joven hace solo dos segundos?' Entonces digo '¡Qué va! Nada más alejado de la realidad' ".

Criado en Chicago y el delta del río Mississippi, Morgan Freeman comenzó a actuar después de servir en la Fuerza Aérea de Estados Unidos. Pero no llegó a ser superestrella hasta después de los 50 años, con una serie excepcional de filmes que incluye Glory, Driving Miss Daisy, The Shawshank Redemption, Million Dollar Baby (por el cual se ganó un premio Óscar) e Invictus. Al regreso de una fiesta en el 2008, el automóvil que conducía dio varias vueltas en un accidente, y Freeman, padre de cuatro hijos adultos, perdió casi todo el uso de su mano izquierda (un infortunio para una persona zurda). Hoy lleva puesto un guante de compresión para que no se le acumule la sangre. "He probado de todo, hasta la terapia con sanguijuelas", dice él. "El dolor me deja de molestar solo cuando estoy trabajando".

Del grupo, Michael Douglas todavía figura como una realeza del mundo artístico. Se desliza radiante, recién llegado de unas vacaciones, vestido en una chaqueta de sastre deportiva y camisa blanca planchada, estirando los brazos al ver a sus "muchachos". A mediados de sus 30 años, el hijo mayor de Kirk ya era famoso, con éxitos como The Streets of San Francisco y The China Syndrome y después, Wall Street, Fatal Attraction y Basic Instinct. Según el actor, ha superado el cáncer de garganta en estadio IV que batalló en el 2010: "En general, estás fuera de peligro después de dos años". Douglas y su esposa, la actriz Catherine Zeta-Jones, quienes tienen dos hijos de edad escolar, recientemente confirmaron que pensaban pasar cierto tiempo aparte. Douglas tiene un hijo mayor, Cameron, de 34 años de edad, de su matrimonio anterior, que está cumpliendo una sentencia de 10 años por cargos relacionados a una condena por drogas en el 2010.

¿Qué más podemos decir acerca de Robert De Niro? El hombre que popularizó "¿Me hablas a mí?" en Taxi Driver, la frase adoptada por todos los aspirantes a (pero que probablemente no deberían ser) actores dramáticos —por cierto, improvisó gran parte de esa escena— merece aplausos por cualquiera de sus interpretaciones memorables: el joven Vito Corleone en The Godfather Part II, Jake LaMotta en Raging Bull, el cascarrabias exagente del CIA que le hace la vida insoportable a Ben Stiller en Meet the Parents. Es también empresario, cofundador del estudio cinematográfico Tribeca Productions, el Festival de Cine de Tribeca, y hoteles y restaurantes, incluido el Greenwich Hotel de Nueva York.

En persona, De Niro, padre de seis y abuelo de cuatro, puede aparentar ser paternalista. Llega vestido en jeans arrugados y una gorra de pescador, con The New York Times bajo el brazo. Mientras espera por el vestuario, orgullosamente muestra fotografías en su teléfono de su encantadora hija Helen Grace, que tiene casi 2 años. Pero al igual que en sus películas, puede cambiar de cariñoso a intimidante.

Afortunadamente, en la actualidad todo va bien, y es mejor que así se mantenga.

"Oigan, AARP, ¡no paren de servir los martinis!" dice De Niro mientras la sesión fotográfica está en pleno desarrollo.

Robert De Niro en la película Last Vegas con Morgan Freeman,Michael Douglas & Kevin Kline

Art Streiber

Robert De Niro es un actor, por supuesto, pero también es jefe de estudio, dueño de restaurantes y hotelero.

A Last Vegas la están etiquetando como The Hangover para los hombres mayores. Cuando Billy, un hombre rico soltero interpretado por Douglas, por fin propone matrimonio, reúne a sus mejores amigos de Brooklyn para irse de juerga a Las Vegas.

Ellos se lamentan constantemente, comenzando por el hecho de que la prometida de Billy tiene "casi 32" años, prácticamente la mitad de su edad.

"Tengo hemorroides que tienen 'casi 32' años", bromea el personaje de Freeman. Y sin embargo, el Cuarteto de Flatbush, como se denominan ellos, llega a “The Strip” para divertirse, con la ayuda de infusiones de Red Bull y Viagra, y celebrar la permanencia de la amistad, especialmente entre hombres, en particular aquellos de 50 años o más.

"Me preocupaba cómo encajarían estas leyendas, pero una cena bulliciosa juntos fue lo único que necesitaron", dice Jon Turteltaub, el director. "Michael inmediatamente tomó el papel de mariscal de campo del equipo, Kevin el payaso de la clase, Morgan el agitador encantador y Bobby el amigo sereno y distante. Fue como con muchas otras amistades entre hombres. Mientras más se conocían, más se insultaban entre sí".

Las relaciones entre hombres tienen su propio sabor. En su libro Buddy System: Understanding Male Friendships, el Dr. Geoffrey Greif, profesor de la University of Maryland School of Social Work, expone el argumento que los hombres eligen sus amigos casi como eligen las herramientas de un cinturón multiusos.

Un amigo "indispensable" es el primero en recibir la llamada tras lograr hacer un hoyo en uno o recibir un diagnóstico difícil. Un amigo "confiable" es muy estimado y fiel pero no exactamente del círculo más cercano. Los "solo" amigos son amistades pasajeras, mientras que los amigos "oxidados" perduran, aunque algunas veces no se soporten. Este último grupo es el más fuerte, dice Greif. "Aunque los amigos 'oxidados' no se vean por décadas, reanudan la amistad como cuando eran niños".

Esto es exactamente lo que sucede en Last Vegas. Aún ahora, al terminarse la sesión fotográfica, los actores permanecen en los asientos altos del bar para conversar sobre la película, las amistades y sí mismos; queda claro que la edad no limita lo encantador y juvenil ("Estoy casi vacío", dice Freeman, agitando su copa) que puede ser un grupo de hombres famosos.

AARP The Magazine: Last Vegas es muy divertida, pero el mensaje más profundo es que no te debes dejar definir por la edad.

Kevin Kline: Como dice el refrán, no es la edad que tengas, sino cómo te sientas. Los actores no tenemos edades, tenemos rangos de edades. Pero en la película tuve que llevar puesto un audífono y dejar canoso mi cabello y barba, así que sentí todos mis años.

Robert De Niro: No me siento como si tuviera 70 años. Me miro en el espejo y digo, 'Sí, sí los tengo'. Pero no me siento como si los tuviera.

Morgan Freeman: Te sientes como te sientes. La edad es caprichosa. Algunos días, en el campo de golf me siento como si tuviera 90 años. Otros días, como si tuviera 50.

Michael Douglas: ¡Y Morgan juega golf con solo una mano!

KK: Pero las personas naturalmente sí piensan que si eres viejo, no te deben venerar. Te deben marginar.

RD: Sí, es así en esta cultura. Pero no es así en otras culturas.

Morgan Freeman en la película Last Vegas con Michael Douglas, Kevin Kline & Robert De Niro

Art Streiber

Morgan Freeman no logró tener éxito en su carrera y ser estrella hasta después de los 50 años de edad.

AARP: ¿Es esta etapa de la vida distinta a lo que esperaban?

MD: No cambias tanto. El muchacho dentro de ti sigue ahí. Se supone que uno se vuelve sabio y más maduro, pero sigues teniendo las mismas debilidades, inseguridades, cosas buenas, cosas malas.

MF: Nunca pensé llegar a esta edad. De veras. Estaba bastante seguro de que como consecuencia del estilo de vida que llevo, mi vida hubiera terminado hace tiempo ya. Yo siempre era el que estaba dispuesto a saltar de la ventana del segundo piso.

MD: ¡Una vez navegaste un bote de 27 pies hasta Bermuda!

MF: No, medía 30 pies. ¡Me estás robando 3 pies!

MD: Y navegaste de regreso.

MF: ¡Pues claro! No dejaría mi bote allá. Eso hace ya varios años. No lo navego desde el accidente, pero todavía tengo al bote —y las esperanzas—.

RD: Sabes que pronto llegará el final, aunque nunca piensas que te va a suceder a ti mismo. Lees los obituarios y ves que alguién falleció que no debería haber fallecido. Sientes, "Vaya, era tan joven". Solo estar aquí es tener un poco de suerte .

AARP: ¿Se hicieron grandes amigos mientras interpretaron ser grandes amigos?

MF: No creo. [Risas]. Pero, conoces a los actores. Nos unimos.

MD: ¡Pudo ser mucho peor!

RD: Nosotros no deseábamos trabajar juntos, pero nos dieron una suma extraordinaria de dinero, así que, ¡no tuvimos otra opción!

KK: Nunca había visto ninguna obra de Michael. Posiblemente vi una de las películas de De Niro. A principios de su carrera. Creo que se tituló Mean Streets. O quizás Raging algo. Raging…

MF: ¡Eso sería Bull! [Todos ríen].

RD: Honradamente, admiras a estos actores desde lejos y esperas que resulte, y así fue.

MF: Vamos a aceptar que todos somos profesionales. No nos comportamos como divos. Hacemos nuestro trabajo.

AARP: ¿Alguno de ustedes tiene un grupo de amigos de la niñez como el Cuarteto de Flatbush?

MD: Cuando era un muchacho en Connecticut fui parte de un club de autos deportivos. Los Downshifters. Pasamos mucho tiempo arreglando los autos. Disfruté mucho de ese grupo.

MF: Sí, tuve un grupo. No porque era matón, pero si deseaba hacer algo, necesitaba tener los amigos adecuados. Cinco de nosotros alguna vez pasamos por una tienda. Tenía un cajón entero de naranjas de ombligo. Los muchachos muchas veces tienen hambre. Dije, "Tenemos que conseguir esas naranjas. Dos de nosotros vamos a iniciar una pelea para distraer al dueño de la tienda. Los otros tres van a tirarse naranjas por la ventana". Ya no me mantengo en contacto con esos chicos.

RD: He tenido amigos en los que he confiado por muchos años. He intentado mantenerme en contacto. Ha pasado cierto tiempo, pero sé cómo contactarlos, y algún día lo haré. Deseo hacerlo.

KK: Me reúno con tres o cuatro compañeros de secundaria aproximadamente una vez al año. Las amistades como estas te mantienen con los pies en el suelo. Te apoyan pero también te dicen, "Fuiste un imbécil entonces y..."

Kevin Kline en la película Last Vegas con Morgan Freeman, Michael Douglas & Robert De Niro

Art Streiber

Kevin Kline era un aclamado actor de teatro (apodado "el Olivier estadounidense") antes de convertirse en estrella de cine.

AARP: ¿Y las relaciones con las mujeres en sus vidas? ¿Se hacen más fáciles a medida que envejecen?

MF: ¿Más fáciles? No se hacen más fáciles. [Todos ríen].

MD: Me gustaría oír más sobre este tema de este caballero [pone el brazo sobre Freeman]. Es un verdadero casanova, tiene una habilidad natural. Las damas se sienten muy cómodas a su alrededor.

MF: Soy un coqueto incorregible. He coqueteado prácticamente desde que nací.

AARP: Tienes una escena fenomenal de baile en Last Vegas. ¿Fue doblada?

MF: No, no, no.

RD: ¡Fue Morgan tras beber Red Bull!

MF: ¡Caramba! ¡Sentí como si me estuvieran electrocutando!

AARP: Fuera de bromas, ¿cómo sienten que están creciendo y evolucionando como personas?

MF: Fuera de bromas, ¡no lo estoy!

KK: Estoy más consciente de la mortalidad, de mi creciente vulnerabilidad; probablemente es por eso que lloré tanto como me reí al ver esta película.

RD: Tengo proyectos que quiero realizar. Nada tan específico como "Deseo interpretar al Rey Lear". Me refiero a cosas fuera de la interpretación, también. Tengo hijos pequeños que deseo ver crecer hasta cierta edad. Los quiero aconsejar, pero sé que no me van a escuchar. Así que les digo, "Pregúntame. Cualquier cosa que hayas sufrido, estoy seguro de que también he pasado por algo parecido". Deseo estar siempre aquí para ellos. En este momento eso es lo más importante para mí en la vida.

MD: Me doy cuenta ahora de cuánto ha cambiado, desde que padecí cáncer. Como actor, me siento más libre. No tengo temores. Cuando me recuerdo como un actor más joven, me doy cuenta de lo quisquilloso que era. Sentía que debería estar a la altura de mi padre. Estaba acomplejado por eso. Y estoy de acuerdo con Bobby acerca de la vida fuera de la interpretación. Mis hijos tienen 13 y 10 años, y aprecio el tiempo que paso con ellos. Mis prioridades están cambiando. Me encanta mi carrera. Pero hay otras cosas que, a medida que envejezco, me importan más.

AARP: ¿Qué esperan a futuro?

MD: El trabajo es lo que te proporciona energía. Mira a mi padre. Kirk tiene 96 años y está terminando su décima novela. Todos conocemos a personas que se jubilaron a los 50 años y simplemente envejecieron. Si te jubilas, es imprescindible que sepas cómo vas a pasar el tiempo. Porque estamos viviendo por mucho más tiempo.

MF: Miren, si no tengo trabajo, no sé por qué me molesto en levantarme. En cuanto suena el teléfono, estoy listo. ¿Qué más puedo hacer? ¿Jubilarme? No sé lo que significa eso.

RD: Me siento optimista. Seguramente nadie desea pensar que lo peor está por venir.

MF: Algunas veces me pregunto, "Si tuvieras la oportunidad de volver a vivir tu vida y hacer cambios, ¿los harías?" Yo, no los haría. No se debe mirar hacia el pasado. Hasta ahora estoy bien, y sigo hacia adelante.

KK: Es como preguntarme, "¿Cuál es el mejor papel que has interpretado?" El próximo.

RD: Así es. No sabemos lo que está por venir. Así que solo voy a pensar en lo mejor.

David Hochman es escritor independiente.

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO