Skip to content
 

Ocho formas de evitar cargos bancarios

Sea proactivo para combatir los cargos que se comen su dinero.

In English | Aparte de la muerte y los impuestos, considere esa tercera certeza de la vida: los cargos bancarios. Si bien algunos han estado allí por años, muchos otros han sido impuestos silenciosamente en los últimos meses.

¿Perdió su tarjeta del cajero automático? Puede que tenga que pagar hasta $20 para que se la reemplacen de inmediato.

Vea también: Nuevos ladrones de bancos.

¿Quiere recibir el estado de cuenta en papel? En algunos bancos, tendrá que pagar un par de dólares por mes.

¿Hacer un depósito a través de su teléfono inteligente? ¿Necesita hablar con un cajero? ¿Canjear monedas? ¿Obtener copias de cheques? Hay cargos para cada una de esas operaciones.

¿Y cuentas corrientes gratuitas? Hoy, menos de la mitad de los bancos ofrecen este servicio sobre cuentas que no pagan intereses, cuando en el 2009 lo hacía el 75 % de los bancos. Y tendrá que pagar tarifas mensuales que pueden llegar a los dos dígitos.

Idear nuevos cargos es la estrategia que utilizan los bancos para recuperar unos $12.000 millones anuales en ingresos que han perdido debido a los nuevos controles federales sobre antiguos cargos. Hoy, los cargos por sobregiro son controlados más estrictamente, y los bancos solamente les pueden cobrar a los comerciantes 21 centavos por el procesamiento de una compra hecha con tarjeta de débito (solían cobrar 44 centavos).

Los bancos han perdido miles de millones en ingresos debido a la debilitada economía, los depósitos modestos (¿quién quiere tasas de interés cercanas al 0%?) y los límites impuestos por la Ley de las tarjetas de crédito (en inglés) sobre las ofertas para tarjetas de crédito que generan estos cargos.

Pero que los bancos estén pasando un momento difícil no significa que usted también tenga que pasarlo. Los cargos han llegado para quedarse, pero existen formas de evitar algunos de ellos:

1. Entienda los cargos. Los bancos no lo hacen fácil. Un estudio realizado por Pew Charitable Trusts (pdf en inglés halló que los documentos de divulgación de información tienen una extensión promedio de 111 páginas. Estos papeles están “repletos de expresiones que solamente comprenden los abogados”, señala Ardie Hollifield, de Pew, cuyo grupo está exhortando al Consumer Financial Protection Bureau (la oficina de protección financiera del consumidor) a que exija a los bancos a proveer divulgaciones de sólo una página con todos los cargos/comisiones/honorarios.

Otro informe confeccionado por el U.S. PIRG (pdf en inglés), un grupo de defensa de derechos del consumidor, halló que solamente una tercera parte de las solicitudes iniciales a las sucursales para que publiquen sus cargos, produjo dicha información, según lo requiere la Truth in Savings Act (Ley de veracidad en el ahorro), y sólo la mitad de las sucursales lo hizo luego de haber recibido dos o más pedidos de este tipo.

Pero haga el esfuerzo y trate de entender contra qué está luchando: sólo podrá combatir aquello que conoce.

A continuación: Pida una exención del cargo mensual de mantenimiento. >>

2. Demande exenciones. Una exención importante podría llegar con el depósito directo. “Pese a que los bancos han sido rápidos en reducir las cuentas corrientes gratuitas, lo que han hecho al mismo tiempo es instituir más políticas de exención de cargos”, sostiene Greg McBride, de Bankrate.com, uno de los referentes de esta industria. “Generalmente, algo tan simple como estar suscrito al sistema de depósito directo para recibir su sueldo o pago del Seguro Social es suficiente para ser eximido de los cargos mensuales de mantenimiento”.

Pero a menudo, hay que pedir la exención; no se la ofrecerán automáticamente.

3. Sea un “buen” cliente. Usted podría pensar que, después de tenerlo tantos años como cliente, su banco querría conservarlo, sino recompensarlo eximiéndolo del pago de ciertos cargos. “Pero aun cuando usted haya tenido una cuenta corriente durante años, si en la misma nunca hubo más de $300, desde el punto de vista del banco, usted no es un cliente rentable”, agrega McBride.

“Los clientes que son proclives a ser recompensados con exenciones de pago son aquellos que tienen múltiples cuentas: corrientes, de ahorros, una tarjeta de crédito, una hipoteca o un préstamo de automóvil con la institución”. En otras palabras, cuanto más negocio haga con su banco, más influencia tendrá para evitar esos cargos.

4. Suscríbase para recibir alertas. Algunos bancos le permiten, sin cargo alguno, recibir alertas sobre sus saldos vía mensajes de correo electrónico o de texto. Esto puede ayudarlo a evitar cargos por sobregiros y saldos mínimos. Sin embargo, salvo que usted lo solicite, este servicio poco anunciado generalmente no es ofrecido. Algunos sitios de internet sobre manejo de dinero también brindan este tipo de alertas.

5. Reconsidere su cuenta corriente. Si tiene una cuenta corriente que genera intereses, es posible que pague un promedio de $14 mensuales en cargos, salvo que su saldo nunca baje de varios miles de dólares, según un estudio realizado recientemente por Bankrate.com. Pero para las cuentas corrientes que no generan intereses, el cargo mensual promedio no llega a los $5, y su pago es eximido con saldos de $585 o más. Para ahorrar en cargos, considere la conveniencia de optar por una cuenta que no genere intereses.

“En estos tiempos”, nota McBride, “los intereses que pueda ganar ni se aproximan a los cargos que deberá pagar con una cuenta corriente que genere intereses, a no ser que su saldo sea elevado”, en todo momento.

A continuación: Considere abrir una cuenta en una cooperativa de ahorro y crédito. >>

6. Pásese a una cooperativa de ahorro y crédito (o amenace con hacerlo). El 29 de septiembre, el Bank of America y otros bancos anunciaron planes para imponer un cargo de $5 mensuales por el privilegio de utilizar sus tarjetas de débito. Durante el siguiente mes, cerca de 700.000 personas abrieron cuentas en cooperativas de ahorro y crédito que ofrecían cargos/comisiones más bajos, llevándose $4.500 millones en depósitos con ellos. El 1.° de noviembre, ante un verdadero desastre de relaciones públicas, se dejó sin efecto el cargo de $5.

Un reciente informe elaborado por la firma consultora cq42 predice que los 10 principales bancos del país podrían perder $185.000 millones  en depósitos debido a la frustración de sus clientes el año próximo.

De modo que si está considerando un cambio —e incluso cuando no sea así—, este podría ser el momento adecuado para recordarle amablemente a su prestigioso banco que ellos no son la única alternativa disponible. Nuevos clientes, tomen nota: Ahora, algunos bancos cobran cargos por cerrar cuentas que hayan sido abiertas dentro de los 90 o 180 días previos.

7. Conéctese a internet. Los bancos virtuales como Ally, ING Direct y EverBank tienen menos gastos que los bancos reales, lo que puede significar menores cargos. Operar a través de internet con su actual banco también puede ayudarlo a evitar los cada vez mayores cargos por los estados de cuenta en papel.

8. Piense a pequeña escala. Mientras que los grandes bancos necesitan satisfacer a los accionistas ávidos de ganancias, los bancos de las pequeñas comunidades centran más su atención en cuestiones básicas, como mantener contentos a sus clientes.

“Fueron los bancos comunitarios los que ofrecieron las cuentas corrientes gratuitas antes de que se pusiera de moda”, señala McBride. “Muchos han sido dirigidos por la misma familia por generaciones, y han construido su identidad sirviendo a sus clientes sin exprimirlos con cargos”.

Podrá encontrar una lista de bancos comunitarios en este sitio (en inglés)  dirigido por Independent Community Bankers of America (Banqueros Comunitarios Independientes de Estados Unidos), una agrupación de empresarios del sector.

Sid Kirchheimer escribe sobre asuntos del consumidor para AARP Bulletin.

 

¿Qué

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

Siguiente Artículo

Lea Esto