Skip to content

¡Bienvenido! AARP es tu guía para navegar la vida y planear tu futuro con Salud, Dinero y Amor. Conócenos mejor

 

Las exenciones de impuestos que no puedes perderte si tienes más de 50 años

El IRS ofrece atractivas ventajas a los contribuyentes de cierta edad.

 

In English | La sabiduría viene con la edad, al igual que algunas buenas exenciones de impuestos que los jóvenes no tienen. Si ya has cumplido 50 años, aprovecha estas ventajas dirigidas a los contribuyentes de más edad.

Puedes contribuir más a las cuentas de jubilación

Si te atrasaste con tus ahorros de jubilación, la ley de impuestos te da la oportunidad de ponerte al día, siempre y cuando puedas permitírtelo.

Si tenías 50 años o más a finales del 2019, puedes contribuir $1,000 adicionales a tu cuenta IRA de jubilación individual —una ventaja fiscal conocida como aportes de recuperación—, por una contribución total de $7,000 para el año fiscal 2019. El plazo para la contribución a las cuentas IRA en el 2019 es el 15 de abril del 2020. Los límites de la contribución ordinaria ($6,000) y de los aportes de recuperación ($1,000) siguen siendo los mismos para el 2020.

También puedes contribuir más a los planes de ahorro 401(k) patrocinados por el empleador si tienes 50 años o más. El límite de contribución para los planes 401(k) se eleva a $19,500 en el 2020, frente a $19,000 en el 2019. Los mayores de 50 años pueden aportar $6,500 adicionales en el 2020, lo que supone una contribución total de $26,000, frente a $25,000 en el 2019.

"Con suerte, los hijos habrán terminado la universidad para entonces", dice Henry Grzes, gerente principal de práctica de impuestos y ética del American Institute of Certified Public Accountants. Las contribuciones adicionales a los planes de la empresa pueden dar un gran impulso a tu jubilación, añade. "Suponiendo que trabajes otros 20 años, hasta los 70, y que no haya aumento en tu cuenta de jubilación, son otros $130,000 en tus ahorros jubilatorios".

Las contribuciones a un plan 401(k) por lo general se deben hacer antes de fin de año, por lo que es demasiado tarde para hacer contribuciones adicionales para el 2019.

Esas contribuciones jubilatorias pueden reducir tus impuestos

Las contribuciones a un plan 401(k) tradicional se realizan antes de pagar impuestos, lo que reduce la cantidad de ingresos imponibles declarados al IRS. La capacidad de contribuir $6,500 adicionales para el 2020 (en inglés) significa que puedes reducir tu ingreso imponible mucho más y cosechar el beneficio cuando presentes tu declaración de impuestos.

Las contribuciones a una cuenta IRA tradicional son deducibles de impuestos siempre y cuando se cumplan las normas del IRS, incluidos los límites de ingresos. Las contribuciones a las cuentas IRA son totalmente deducibles si tú (y tu cónyuge) no están cubiertos por un plan de jubilación en el trabajo. Sin embargo, la deducción puede limitarse si tú o tu cónyuge están cubiertos por un plan de jubilación en el trabajo y los ingresos superan ciertos límites. Para el 2020, las deducciones para cuentas IRA de personas solteras cubiertas por un plan de jubilación en el trabajo no están permitidas una vez que el MAGI (ingreso bruto ajustado modificado) llega a $75,000; la deducción desaparece para las parejas casadas que presentan una declaración conjunta cuando el MAGI llega a $124,000.

Ten en cuenta que las contribuciones jubilatorias hechas a una cuenta Roth IRA o a un plan Roth 401(k) se hacen después de impuestos. Aunque no haya una reducción de impuestos por adelantado para estas contribuciones, los retiros tomados de las cuentas Roth en la jubilación están libres de impuestos. El dinero antes de impuestos de las cuentas IRA y los planes 401(k) tradicionales crece libre de impuestos, pero finalmente pagarás los impuestos cuando comiences a hacer retiros durante la jubilación.


Recibe contenido similar, suscríbete a nuestro Boletín


Puedes esperar hasta los 72 para empezar a retirar la distribución mínima requerida

Hablando del tema, también hay buenas noticias sobre las distribuciones mínimas requeridas (RMD), la cantidad mínima que debes retirar de un plan de jubilación con impuestos diferidos, como una cuenta IRA tradicional. (Las IRA Roth no requieren distribuciones mientras el propietario está vivo). 

Según las nuevas reglas que entraron en vigor este año, puedes esperar hasta el año en que cumplas 72 para empezar con el retiro obligatorio de dinero. Sin embargo, si en el 2019 cumpliste 70 años y medio, tienes que empezar a retirar RMD este año, según las viejas reglas.

Si no necesitas el dinero que estás obligado a retirar, considera donarlo a una organización de beneficencia. Si donas tu RMD a una organización benéfica cualificada directamente de tu cuenta de jubilación (hasta $100,000) no tendrás que pagar impuestos sobre la distribución.

La deducción estándar es mayor a los 65 años

La deducción estándar en tu declaración de impuestos —que reduce tu ingreso imponible y a su vez disminuye tu factura de impuestos— mejora con la edad. Para los casados menores de 65 años en el año fiscal 2019, la deducción estándar es de $24,400; para los solteros menores de 65 años y los casados que declaren por separado, es de $12,200. Los jefes de familia pueden deducir $18,350.

Sin embargo, los contribuyentes de 65 años o más reciben un aumento en su deducción estándar del 2019, lo que reduce aún más sus impuestos. Las parejas casadas que presentan una declaración conjunta pueden agregar $1,300 por persona a su deducción estándar, hasta un máximo de $2,600 si ambos son mayores de 65 años. Si solo uno de los cónyuges tiene más de 65 años (el otro es menor de 65), son $1,300. Los contribuyentes solteros de 65 años o más pueden deducir $1,650 adicionales, por un total de $13,850.

Un ejemplo simplificado: considera al Sr. y la Sra. Calabash, que tuvieron ingresos de $50,000 en el 2019. Ambos tienen 67 años. Tendrían una deducción estándar de $27,000, que incluye $2,600 por tener los dos 65 años o más. Suponiendo que no tuvieran otros créditos o exenciones fiscales, sus ingresos imponibles serían de $23,000. La adición de $2,600 a su deducción estándar reduciría sus impuestos en aproximadamente $300.

El único inconveniente de la deducción estándar más alta para algunos contribuyentes es que establece un nivel muy alto para las deducciones detalladas. No tiene sentido detallar las deducciones si no son mayores que la deducción estándar. De todos modos, una deducción es una deducción, y obtener una deducción estándar más grande es motivo de alegría.

Una ventaja adicional: si tienes 65 años o más y tu declaración es simple, tal vez puedas usar el nuevo formulario simplificado 1040-SR para personas mayores. Tiene letras más grandes para quienes aún presentan sus impuestos en papel, hay lugares donde ingresar información tal como beneficios del Seguro Social y distribuciones jubilatorias, y también una tabla práctica que muestra las deducciones estándar más grandes.

Nota de redacción: este artículo se publicó originalmente el 25 de febrero del 2020. Se actualizó con el video de los principales consejos de AARP.

¿Qué opinas?

0 | Add Yours

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.

LEE ESTE ARTÍCULO