Javascript is not enabled.

Javascript must be enabled to use this site. Please enable Javascript in your browser and try again.

Una visita a la "Casa de la libertad" de AARP Skip to content
 
Pancarta con el rostro de Dra. Ethel Percy Andrus, y titulada Un Legado que Pervive

   

Una visita a la "Casa de la libertad" de AARP

La casa, de diseño universal, se construyó para un recorrido por parte de los delegados en la primera Conferencia de la Casa Blanca sobre el Envejecimiento.

Casa modesta, verde, de un nivél y rodeada de edificios más altos.

APA-The Engineered Wood Association

La House of Freedom (Casa de la libertad) se construyó en Washington, D.C.

In English | La Dra. Ethel Percy Andrus consideró los días de planificación y preparación para la primera Conferencia de la Casa Blanca sobre el Envejecimiento como la ocasión en la que "el envejecimiento alcanzó la mayoría de edad". Pudo haber dicho lo mismo sobre AARP. 

En 1958, el mismo año en que la Dra. Andrus fundó AARP, el representante de la Cámara de EE.UU. John E. Fogarty, de Rhode Island, presentó una legislación que exigía una Conferencia sobre el Envejecimiento por parte de la Casa Blanca. Dijo: "El concepto de una Conferencia sobre el Envejecimiento organizada por la Casa Blanca reconoce que un clima para "envejecer con un futuro" debe ser preocupación de todos en nuestro país, y todos los niveles de nuestra sociedad deben aceptar la responsabilidad de actuar". El Congreso aprobó el proyecto de ley y el presidente Dwight D. Eisenhower lo firmó.

“El verdadero éxito de la Conferencia de la Casa Blanca dependerá del gran interés genuino que inspire, de las condiciones realistas que revele y de la acción legislativa correctiva que genere como resultado, así como del cambio total de actitud que el público desarrolle hacia el envejecimiento".

— Dra. Ethel Percy Andrus, fundadora de AARP

La Dra. Andrus estaba decidida a asegurar que la Conferencia de la Casa Blanca tuviera éxito. La legislación exigía realizar conferencias preliminares en cada estado, y la Dra. Andrus hizo todo lo posible para que estas conferencias estatales contaran con una buena asistencia. No se detuvo allí. Tenía el plan de realizar un ensayo casi a gran escala de la conferencia nacional, el cual denominó "Pequeña Conferencia de AARP de la Casa Blanca sobre el Envejecimiento". Se celebró en St. Petersburg, Florida, en enero de 1960. Los oradores principales fueron el congresista Fogarty y la Dra. Bertha Adkins, subsecretaria de Salud, Educación y Bienestar del presidente Dwight Eisenhower.

El presidente Eisenhower inauguró la primera Conferencia de la Casa Blanca sobre el Envejecimiento en Washington, D.C. el 9 de enero de 1961, y el presidente electo John F. Kennedy cerró la conferencia el 12 de enero. Al apoyar el tema de la conferencia, Envejecimiento con un futuro: interés de todos los ciudadanos, "Ike" dijo a los más de 3,600 delegados: "En un mundo que cambia tan rápidamente como el nuestro, cuando hemos pasado de ser una civilización pionera a una civilización altamente industrializada en menos de un siglo, haríamos bien en comenzar hoy a desarrollar programas y políticas que mejoren la vida de las personas mayores del futuro". JFK había hecho campaña para presidente en apoyo de un programa que "vincularía la atención médica para las personas mayores al sistema del Seguro Social", el plan original de Medicare. Estaba claro que apoyaba firmemente un nuevo enfoque en el envejecimiento. 

Un punto culminante significativo de la Conferencia de 1961 fue lo que muchos vieron como el nacimiento del movimiento de “comunidades habitables” .   AARP y la Douglas Fir Plywood Association (ahora APA-The Engineered Wood Association) patrocinaron el diseño y la construcción de un modelo de demostración compacto de una casa para la jubilación en el centro de Washington en las calles 17 y M, NW. 

 

white line

ANIMACIÓN DEL VIDEO POR CHRIS O’RILEY

Conocida como la House of Freedom (Casa de la libertad), ofrecía lo que se denominó características de "diseño universal" como entradas sin escalones, puertas de 3 pies de ancho, estantes bajos y tomacorrientes de pared más altos para permitir que personas de todas las edades vivan de manera segura e independiente a medida que envejecen. La Dra. Andrus presentó un modelo a escala al presidente Eisenhower y le entregó las llaves de la casa; la mayoría de los delegados a la Conferencia de la Casa Blanca visitaron la Casa de la libertad.

La Dra. Andrus y el "ejército de ciudadanos útiles" de AARP desempeñaron un papel importante en la planificación y promoción de esta histórica conferencia. Los problemas identificados por los delegados de la conferencia, junto con los bosquejos para soluciones basadas en políticas, formaron la base para la acción y el debate sobre la política del envejecimiento en el país que han continuado hasta el día de hoy. William Fitch, el primer director ejecutivo de AARP, dijo: “Fue el primer programa importante de concientización en el amplio campo del envejecimiento. Muchos estados habían hecho poco hasta ese momento. Muchos establecieron comités sobre el envejecimiento ... y tomaron conciencia de que esto sería parte de su futuro". La conferencia fue ampliamente reconocida por motivar la promulgación de programas como Medicare y Medicaid, y la Ley de Estadounidenses Mayores, que estableció la Administración Estadounidense sobre el Envejecimiento, entre muchos otros.

Eisenhower levanta el techo de un modelo miniatura de una casa

AARP

El presidente Eisenhower examina un modelo en miniatura.

Tanto la Dra. Andrus como el congresista Fogarty fallecieron en 1967, pero sus huellas en la Conferencia de la Casa Blanca sobre el Envejecimiento han sobrevivido y florecido. En décadas posteriores, las Conferencias de la Casa Blanca sobre el Envejecimiento se han llevado a cabo en 1971, 1981, 1995, 2005 y 2015. 

Hoy en día, AARP continúa luchando por las personas mayores de 50 años, con la convicción, como lo hizo la Dra. Andrus, de que las posibilidades del ser humano no deben estar limitadas por la edad. Jo Ann Jenkins, directora ejecutiva de AARP, continúa el valiente e inspirador liderazgo de la Dra. Andrus. Ella ha dicho: "No me arrepentiré de luchar por los deseos y necesidades de las personas mayores de 50 años, y necesito que seamos valientes". En AARP, creemos firmemente que para cada persona de nuestra sociedad, la edad y la experiencia pueden ampliar las posibilidades en la vida".


¿Qué opinas?

0 |

Deje su comentario en el campo de abajo.

Debe registrarse para comentar.