Conoce más

Cerrar
Dunkin Donuts

Dunkin' Donuts

Los socios reciben una dona gratis


Herramienta para ahorrar en medicamentos recetados.

Herramienta

Para ahorrar en medicamentos recetados

Best Western

Best Western

Ahorros exclusivos para los socios

Abuela, mamá e hija cocinando - Mes de la Herencia Hispana

Herencia Hispana

Celebra y ahorra en tu membresía de AARP

Celebra la Herencia Hispana

guía de becas

Familia celebra la graduación de la universidad. Centro de Recursos Becas Universitarias.

Lo que tus hijos y nietos necesitan para ir a la universidad. ¡Entra!

más
videos

Reforma de Salud
Información de AARP

Encuesta

Juegos

Juegos de AARP

Prueba tus destrezas e ingenio. ¡Juega gratis!

Su salud importa

Las vacunas no son solo para los niños

Guía de vacunación para hombres y mujeres mayores de 50 años de edad.

Historial de salud de AARP

Mi Historial de Salud con AARP  Considera esta herramienta segura y práctica que te ayuda a administrar la información de salud de tu familia.    Más herramientas

Médico aplicándole una vacuna a un niño - las vacunas no son solo para niños

Las vacunas son eje central en la salud tanto de niños como de los adultos. — Foto: Getty Images

In English l La mayoría de nosotros recuerda esos piquetes dolorosos en el consultorio del pediatra —aquellos que nuestras madres decían que eran para nuestro bien. Mamá tenía razón, por supuesto. Las vacunas tienen una función vital al protegernos de los efectos, con frecuencia devastadores, de las enfermedades.

Vea también: Estudios clínicos de acuerdo a su edad y sexo.

Sin embargo, las vacunas no son solo para los niños. Según el Dr. Gregory Poland, director del Vaccine Research Group (Grupo de Investigación de Vacunas) de la Mayo Clinic, en Rochester, Minnesota, entre 50.000 y 70.000 estadounidenses mueren cada año a causa de enfermedades que podrían haberse evitado con una vacuna, incluidas 40.000 muertes anuales relacionadas con la gripe, el 95 % de las cuales ocurre en adultos mayores de 60 años.

En efecto, las vacunas son como cinturones de seguridad, dice el Dr. Steven Mawhorter, director de la International Travelers' Health Clinic (Clínica de Salud para Viajeros Internacionales) de la Cleveland Clinic. “Los usamos todos los días, aunque no nos accidentamos diariamente”, dice. “Pero aún así los necesitamos como protección adicional; lo mismo sucede con las vacunas.  ¿Está confundido acerca de qué vacunas podría necesitar, si es que las necesita? Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) recomiendan las siguientes vacunas para los adultos mayores de 50 años:

Vacuna contra la gripe

Quién debería recibirla: Todas las personas de 50 años de edad o más.

Guía: En general, los adultos mayores de 50 años no deberían recibir una vacuna contra la gripe mediante un atomizador nasal. De acuerdo con los CDC, las personas alérgicas al huevo, las que han tenido una reacción adversa a una vacuna previa contra la gripe o tienen antecedentes de síndrome de Guillain-Barré luego de recibir una vacuna contra la gripe, deben hablar con su médico antes de recibirla. Si usted está enfermo cuando va a aplicarse la vacuna, en particular si tiene fiebre, comuníqueselo a su médico.

Qué debe tomar en cuenta: La gripe presenta un enorme riesgo para los adultos mayores y para los niños. Los mayores de 50 años deben recibir una dosis anual de la vacuna elaborada para la temporada de gripe de ese año en particular.

Vacuna antineumocócica (neumonía)

Quién debería recibirla: Todos los mayores de 65 años, y los mayores de 50 con ciertos factores de riesgo.

Guía: Los adultos mayores de 50 años con problemas graves de salud, tales como enfermedad pulmonar y cardíaca crónicas, diabetes, linfoma, leucemia, asma, o con antecedentes de alcoholismo o de fumar, entre otros, deben hablar con su médico acerca de la conveniencia de recibir esta vacuna.

Qué debe tomar en cuenta: La neumonía neumocócica puede causar fiebre y problemas respiratorios. Los adultos sanos que trabajan en un ambiente donde hay enfermos crónicos —como en un hospital o un hogar para el cuidado de adultos mayores— también deberían vacunarse.

Siguiente: Vacuna Tdap (tétanos, difteria y tos ferina). »

Vacuna Tdap (tétanos, difteria y tos ferina)

Quién debería recibirla: Los adultos de entre 50 y 64 años; los mayores de 65 reciben solo el refuerzo Td (tétanos y difteria).

Guía: Un rebrote de la tos ferina —también conocida como tos convulsa— ha llevado a los CDC a recomendar que los adultos de entre 50 y 64 años reciban una vacuna de refuerzo que protege contra el tétanos, la difteria y la tos ferina..

Qué debe tomar en cuenta: Según Poland, si usted tiene nietos pequeños o con frecuencia está en contacto con niños, es importante aplicarse la vacuna Tdap para reforzar su propia inmunidad, a fin de evitar contagiar a los niños con quienes pasa tiempo.

Vacuna contra el herpes zóster (culebrilla)

Quién debería recibirla: Los adultos mayores de 60 años.

Guía: Según Poland, el factor de riesgo para la culebrilla aumenta enormemente a los 60 años; por lo tanto, todos los adultos mayores de 60 deberían recibir la vacuna.

Qué debe tomar en cuenta: Los adultos de entre 50 y 60 años que nunca tuvieron varicela y no están vacunados deberían aplicarse la vacuna contra la varicela, dice Poland. Si usted tiene una enfermedad crónica, verifique con su médico para ver si debería recibir la vacuna contra el herpes zóster.

Vacuna contra el sarampión, paperas y rubeola (MMR)

Quién debería recibirla: Los adultos mayores de 50 años que no están seguros de las vacunas que recibieron.

Guía: En general, dice Poland, los adultos mayores de 50 años han estado expuestos a estas enfermedades o recibieron una vacuna durante su infancia. Sin embargo, los adultos que no están seguros acerca de las vacunas que recibieron, deberían aplicarse la vacuna contra el sarampión, paperas y rubeola.

Qué debe tomar en cuenta: Un análisis de sangre puede indicar si alguien ya tuvo cualquiera de estas enfermedades o si recibió la vacuna MMR, dice Poland, pero cada análisis cuesta alrededor de $100. Si usted no está seguro acerca de su inmunidad, es más económico aplicarse una vacuna de refuerzo (alrededor de $35 por vacuna, la que probablemente esté cubierta por el seguro). Esta no es perjudicial, aunque usted ya esté inmunizado.

Vacuna contra la hepatitis A

Quién debería recibirla: Los adultos mayores de 50 años con ciertos riesgos, entre ellos, las parejas de varones homosexuales y quienes usan drogas ilegales inyectables. Asimismo, quienes sufren una enfermedad hepática crónica, tienen contacto cercano con un individuo contagiado con hepatitis A o viajan a áreas con un alto índice de hepatitis A, deberían aplicarse la vacuna.

Guía: Hable con el médico acerca de sus factores de riesgo.

Qué debe tomar en cuenta: Los padres o los abuelos de niños en proceso de adopción de países con un índice elevado de hepatitis A deberían vacunarse, advierte Poland.

Vacuna contra la hepatitis B

Quién debería recibirla: Los adultos mayores de 50 años que reciben diálisis, que tienen enfermedad renal o hepática, que son sexualmente activos con más de una pareja o que tienen una enfermedad transmitida sexualmente o VIH. Los profesionales de la salud o aquellos que tienen contacto directo con un individuo infectado con hepatitis B también deberían vacunarse.

Guía: Hable con el médico acerca de sus factores de riesgo.

Qué debe tomar en cuenta: Si usted no está seguro acerca de las vacunas que recibió —tal vez recibió las primeras dos vacunas de una serie normal de tres dosis—, es una buena idea aplicarse un refuerzo, aconseja Mawhorter.

Vacuna contra la meningitis

Quién debería recibirla: Los adultos mayores de 50 años que nunca fueron vacunados o que tienen ciertos factores de riesgo.

Guía: Los adultos menores de 55 años que nunca fueron vacunados deberían recibir la vacuna antimeningocócica conjugada, que ofrece inmunidad de por vida, dice Poland. Los adultos mayores de 56 años deberían recibir la vacuna polisacárida, que ofrece aproximadamente entre tres y cinco años de inmunidad.

Qué debe tomar en cuenta: Si usted viaja a regiones en riesgo, se le extirpó el bazo o sufre de ciertas deficiencias sanguíneas, pregúntale al médico si debería aplicarse esta vacuna.

Lo que hay que considerar en general

Si bien no todas las vacunas son recomendables para todos, tanto Poland como Mawhorter hacen hincapié en la importancia de asegurarse de estar al día con sus vacunas, en especial si cuida de un cónyuge o de un pariente enfermo, o si tiene nietos pequeños.

“No puedo expresar apropiadamente las tragedias devastadoras que he visto”, dice Poland, y agrega que ha conocido casos de abuelos que contagiaron involuntariamente a un niño pequeño con gripe, varicela o tos ferina.

Según él, si no está seguro de las vacunas que recibió, simplemente dígaselo al médico en su próxima visita, y juntos pueden decidir si necesita vacunarse o no.

Dara Chadwick escribe a menudo sobre salud y bienestar.

Alertas de tema

Usted puede recibir alertas semanales por correo electrónico sobre los siguientes temas. Solo haga clic en “Seguir”

Administrar alertas

Procesamiento

Por favor espere...

progress bar, please wait

¿Qué opina?

Deje su comentario en el campo de abajo.

Ofertas y Beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Anna's Linens

Los socios ahorran un 10% todos los días en Anna's Linens y AnnasLinens.com.

Faanui Bay, as seen from beach on Bora Bora, French Polynesia

Los socios ahorran hasta $525 en sus vacaciones con AARP® Travel Center powered by Expedia®.  

Pepperoni Pizza, Papa Johns Superbowl promotion for AARP members

Los socios ahorran un 25% del precio regular de los platos del menú en Papa John’s

Hispanic Heritage Month

Celebra el mes de la Herencia Hispana y recibe hasta un 25% de descuento en tu membresía de AARP

¿Tus hijos necesitan un empujoncito para inscribirse en un seguro de salud?