Los abuelos de Sandy Hook cuentan sus historias

Cómo tratan de sobreponerse a la tragedia donde perdieron a sus nietos.

AARP me ayuda a mantenerme saludable con contenido práctico y ameno
Carmen & Annette Lobis - Los abuelos de la matanza de Newtown, CT

Los Lobis, mostrando los dibujos de su nieto. "Nunca se nos olvida decir 'Te quiero'", dice Carmen. "Nunca se sabe cuándo tendrás otra oportunidad". — Foto: Dan Winters

Annette y Carmen Lobis
West Chester, Pensilvania
Abuelos de Benjamin Wheeler, de 6 años

"Siempre fuimos una familia unida, pero esto nos ha unido aún más", dice Carmen, de 76 años. "Nos ha hecho más sensibles a los sentimientos de cada uno. Nos damos cuenta cuando alguno de nosotros necesita un abrazo o que lo tomen de la mano. Ahora cuando estamos juntos nunca se nos olvida decir 'Te quiero'. Nunca se sabe cuándo tendrás otra oportunidad".

"Mi esposa y yo todavía estamos de luto por nuestro nieto. Y estamos de luto por Francine y David, nuestra hija y yerno, y por nuestro nieto mayor, Nate, quienes han tenido que pasar por esta horrible experiencia. Su dolor es mucho más grave e intenso que el nuestro. Todos van a terapia para ayudar a superarlo, pero es muy difícil".

"Nuestras vidas no son las mismas sin Ben. Era un niño realmente increíble. Tenía una mente muy aguda y memoria casi fotográfica. Recuerdo una vez que estaba conduciendo con él y tomé una ruta nueva porque la usual estaba congestionada por el tráfico. Ben lo notó inmediatamente y me dijo que no había doblado donde debía. 'Tienes que tomar la Ruta 252 hacia la Ruta 3 para llegar a Malin Road', me dijo. Y solo tenía 6 años".

"Le gustaba decir que quería ser arquitecto cuando creciera. Pero a veces quería ser paleontólogo porque eso era lo que su hermano Nate quería ser. No creo haber sabido lo que era un paleontólogo hasta que llegué a la escuela secundaria".

"Ben tenía una energía inagotable. Le encantaba el programa de fútbol local. Le encantaban sus clases de natación. Era un Tiger Scout. Siempre sabías cuando estaba cerca. No se sentaba tranquilo en un rincón. Nate es todo lo contrario. Es callado y reservado. Cuando Ben veía a Nate leer un libro en el piso, le caía encima. Tenían una relación extraordinaria, a pesar de que eran muy diferentes. Después de que murió Ben, Nate le dijo a su mamá: 'Tienes que hacer algo. No quiero ser hijo único'. Con el deceso de Ben, la casa es un lugar completamente diferente. Es tan silenciosa".

"Soñamos con Ben", dice Annette de 72 años. "Le digo 'Buenos días' todas las mañanas. Como si todavía estuviera acá. A veces pareciera que sí estuviera. Recientemente estábamos todos en un apartamento de playa en Nueva Jersey. Entramos en el lugar y sobre la mesa había un pequeño camión que Ben adoraba: el de la película Cars que parece humano y tiene faros que parecen ojos. No era de Ben. El último inquilino debió haberlo olvidado. Pero era como si Ben lo hubiera puesto allí, para dejarnos saber que está con nosotros".

Siguiente: Lindie y Dan Bacon. »

Alertas de tema

Usted puede recibir alertas semanales por correo electrónico sobre los siguientes temas. Solo haga clic en “Seguir”

Administrar alertas

Procesamiento

Por favor espere...

progress bar, please wait

Más
en imágenes

¿Quéopina?

Deje su comentario en el campo de abajo.

Ofertas y Beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Anna's Linens

Los socios ahorran un 10% todos los días en Anna's Linens y AnnasLinens.com.

Faanui Bay, as seen from beach on Bora Bora, French Polynesia

Los socios ahorran hasta $525 en sus vacaciones con AARP® Travel Center powered by Expedia®.  

Pepperoni Pizza, Papa Johns Superbowl promotion for AARP members

Los socios ahorran un 25% del precio regular de los platos del menú en Papa John’s