Alerta de fraudes

Cuidado con las estafas de fin de año

No seas víctima de estas 7 estafas.

AARP me ayuda a mantenerme saludable con contenido práctico y ameno

In English | Es época de compras, saludos y diversas estafas de temporada tan perennes como las flores de Navidad. Dentro de las más comunes están las siguientes: 

1. Fraude de compras

Durante las fiestas, los estafadores tratan de robar dinero e información personal de compradores desprevenidos. Un ardid popular: sitios web deshonestos que aparecen entre tus resultados de motor de búsqueda cuando escribes los nombres de regalos muy populares o hasta términos como “regalos en descuento”. Los sitios prometen descuentos, pero en su lugar roban la información de tarjetas de crédito, contraseñas y otros datos confidenciales cuando seleccionas enlaces infectados con programas maliciosos. Lo mismo puede pasar con videos de temas festivos que los estafadores cuelgan en Facebook.

Mira también: Aprende cómo prevenir el robo de identidad.

Tarjetas de regalo rojos con las cintas - Alerta de estafas de vacaciones.

Compra las tarjetas de regalo del mostrador de atención al cliente en vez de las que estén en un estante sin supervisar. — Foto: Alamy

Además, ten cuidado con lo que se conoce como ciberocupación, en la cual los estafadores roban o cambian ligeramente la dirección del sitio web de una empresa conocida para lanzar un sitio imitador que podría ser una reproducción exacta del verdadero. Mientras que estos sitios podrían contener programas maliciosos, funcionan principalmente para recopilar tu información de tarjeta de crédito cuando compras mercancía falsificada de calidad inferior, si asumimos que de hecho la recibes.

Así que cuando compres en línea, lee con cuidado las direcciones de los sitios web antes de hacer clic, para estar seguro de que te diriges a un vendedor reconocido y legítimo. Cuando estés en el sitio, busca números de teléfono y direcciones físicas (en vez de direcciones de correo electrónico y apartados postales) como señales de que son vendedores legítimos. Puedes verificar quién es el propietario de una dirección de sitio web en Whois.net.

Mira también: No pages extra por estos servicios bancarios.

2. Tarjetas de regalo engañosas

Los ladrones toman las tarjetas de regalo de los estantes, para luego destapar el código y copiarlo o usar un escáner portátil para obtener el código que está debajo de la tira protectora que se raspa. Luego devuelven las tarjetas al estante y esperan que se compren y activen. Al marcar los números gratuitos de las tarjetas, pueden averiguar exactamente cuál es el valor de la tarjeta. Todo está listo para que realicen compras en línea o generen copias clonadas para usar en tiendas, y dejen a quienes querías regalarles con tarjetas sin valor.

Tu mejor opción: compra las tarjetas de regalo del mostrador de atención al cliente de una tienda o de un sitio web, en vez de las que estén en un estante sin supervisar. Si las compras de un estante, asegúrate de que el cajero escanee y active la tarjeta delante de ti. Además, asegúrate de obtener un recibo para dárselo al destinatario del regalo en caso de que haya algún problema.

3. Engaños de empresas de transporte

Un correo electrónico que pretende que FedEx, UPS, DHL o el Servicio Postal de EE.UU. está tratando de entregar un paquete. A menos que hayas proporcionado tu dirección de correo electrónico —lo cual es poco probable, ya que muchos formularios de envío no la piden— puedes asumir que el correo lo envió un estafador. Es probable que termines instalando programas maliciosos al hacer clic en el enlace adjunto que promete detalles del supuesto problema con la entrega.

Además, ten cuidado con las postales recibidas por correo sobre paquetes “imposibles de entregar”. Podrían ser un truco para que realices una llamada internacional cara o reveles información personal y financiera. Los códigos de área 809, 876 y 284 te llevan al Caribe, un semillero de estafas, donde la idea es hacerte pagar cargos falsos o simplemente incurrir un cargo alto de larga distancia, parte del cual recibirán los estafadores.

Cuando tengas dudas, busca el número de teléfono del servicio de transporte y márcalo. No uses el número incluido en la postal.

4. Estafas con tarjetas de felicitaciones

Cuando las tarjetas electrónicas provienen de un “amigo” o “admirador” no identificado —o un nombre desconocido— esa es tu pista para borrarlas rápido. Es otro truco para que hagas clic en un enlace que es probable contenga programas maliciosos. Hasta las tarjetas electrónicas con los nombres de personas que conoces deberían ser sospechosas; podrían haber sido enviadas por un virus de robot informático que captó tu dirección de correo electrónico. Las notificaciones legítimas de tarjetas electrónicas deberían incluir un código de confirmación que se usa para abrir la tarjeta de manera segura en el sitio web donde se emitió.

5. El engaño que continúa engañando

Las aplicaciones móviles son una manera fácil en la cual los estafadores reúnen datos personales por medio de programas maliciosos. Por eso, descarga aplicaciones con prudencia y solo de proveedores de buena reputación. Igual con los protectores de pantalla “gratuitos” de temas festivos. Si compras o recibes como regalo computadoras, teléfonos inteligentes o dispositivos para juegos, aprende cómo protegerlos de programas maliciosos en el futuro.

6. Estafas de viaje

Las ofertas falsas de hospedaje con precios demasiado buenos para ser reales abundan durante la temporada de vacaciones de fin de año. Date cuenta de estas mentiras.

7. Engaños de beneficencia

De nuevo, a menos que hayas proporcionado tu dirección de correo electrónico a una organización, asume que todas las solicitudes de donaciones por correo electrónico que lleven el nombre de la entidad benéfica son fraudulentas. No proporciones información de tarjetas de crédito a los recaudadores por teléfono. Presta atención a nombres que suenen parecido, tales como National Heart Association en vez de la legítima American Heart Association. Desconfía en particular de las solicitudes de donaciones que llegan a la fibra sensible, que benefician supuestamente a veteranos, policías y bomberos discapacitados, o niños enfermos o necesitados (estas causas engañosas a menudo se dirigen hacia los donantes de mayor edad). Cuando tengas dudas, verifica la legitimidad de una entidad benéfica.

Sid Kirchheimer es autor de Scam-Proof Your Life (Haga su vida a prueba de estafas), publicado por AARP Books/Sterling.

como prevenir estafas

Alertas de tema

Usted puede recibir alertas semanales por correo electrónico sobre los siguientes temas. Solo haga clic en “Seguir”

Administrar alertas

Procesamiento

Por favor espere...

progress bar, please wait

¿Quéopina?

Deje su comentario en el campo de abajo.

¿Tus hijos necesitan un empujoncito para inscribirse en un seguro de salud?

Ofertas y Beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Anna's Linens

Los socios ahorran un 10% todos los días en Anna's Linens y AnnasLinens.com.

Faanui Bay, as seen from beach on Bora Bora, French Polynesia

Los socios ahorran hasta $525 en sus vacaciones con AARP® Travel Center powered by Expedia®.  

Pepperoni Pizza, Papa Johns Superbowl promotion for AARP members

Los socios ahorran un 25% del precio regular de los platos del menú en Papa John’s